Enlaces accesibilidad

El escritor irlandés John Banville, Premio Príncipe de Asturias de las Letras 2014

  • Maestro de la novela negra, se ha impuesto a otros 23 candidatos
  • El jurado premia "su inteligente, honda y original creación novelesca"
  • Es el quinto galardón de los Príncipes de Asturias en fallarse este año

Enlaces relacionados

Por

El escritor irlandés Jonh Banville, Premio Príncipe de las Letras 2014

El escritor irlandés John Banville, de 68 años, se ha convertido este miércoles en el nuevo Premio Príncipe de Asturias de las Letras, según decisión del jurado reunido en Oviedo que lo premia por "su inteligente, honda y original creación novelesca" y, "a su otro yo", Benjamin Black -el pseudónimo que utiliza para escibrir novela negra-, por sus "turbadoras y críticas novelas policiacas".

Banville se ha impuesto a otros 23 candidatos, entre los que también sonaban como favoritos el japonés Haruki Murakami y el novelista inglés Ian McEwan. Entre los candidatos también estaban los españoles Juan Goytisolo y Pere Gimferrer.

"La prosa de John Banville se abre a deslumbrantes espacios líricos a través de referencias culturales donde se revitalizan los mitos clásicos y la belleza va de la mano de la ironía. Al mismo tiempo, muestra un análisis intenso de complejos seres humanos que nos atrapan en su descenso a la oscuridad de la vileza o en su fraternidad existencial", señala el jurado en su acta, que añade que cada creación de Banville "atrae y deleita por la maestría en el desarrollo de la trama y en el dominio de los registros y matices expresivos, y por su reflexión sobre los secretos del corazón humano".

Maestro de la novela negra

Nacido en Wexford (Irlanda) en 1945 y maestro de la novela negra, este escritor irlandés está considerado como uno de los grandes de la literatura contemporánea y muchos críticos lo definen como "el heredero natural" de Nabokov.

Dotado de un prosa precisa y con un estilo que se reconoce por el uso del humor negro en la boca del narrador, a lo largo de su carrera ha recibido, entre otros galardones, el Premio Booker en 2005 con la novela El Mar, que también ganó el Irish Book Award como mejor novela del año; y en 2011 recibió el prestigioso Premio Franz Kafka, considerado por muchos como la antesala del Premio Nobel.

Autor de novela negra bajo el seudónimo de Benjamin Black, su serie protagonizada por Quirke ha cosechado gran éxito de público y crítica, con títulos como El secreto de Christine (2007), El otro nombre de Laura (2008), En busca de April (2011), Muerte en verano (2012) y Venganza (2013), y próximamente será llevada la pequeña pantalla por la BBC.

Su última novela con su nombre real es Antigua luz (Alfaguara, 2012) y bajo su pseudónimo, en La rubia de los ojos negros (Alfaguara, 2014) ha resucitado al mítico detective Philip Marlowe, creado por Raymond Chandler.

"Lo que importa es el estilo"

John Banville ama el lenguaje por encima de todo y se trabaja el texto frase a frase, cuidándolas hasta el extremo, el resto, ha declarado el autor este miércoles, "se cuida solo. Los personajes, la trama van por su lado". Y ha aludido al padre de su resucitado Marlow: "como dijo también Chandler, a mí me importa poco quién mata al mayordomo; lo que verdaderamente importa es el estilo. Incluso se puede escribir sobre nada, pero hacerlo bien, con arte".

Heredero literario de Nabokov, Banville es un autor metódico, artesano y pensador que utiliza el bisturí de la palabra para hurgar en el alma humana. El Jurado del premio Príncipe de Asturias se ha expresado con claridad en este punto sobre un escritor que "muestra un análisis intenso de los complejos seres humanos que nos atrapan en su descenso a la oscuridad de la vileza o en su fraternidad existencial".

"España es un gran país con una extraordinaria historia y cultura. Es un honor", ha declarado a Efe el autor quien se refirió a Cervantes como el "primer gran novelista" de la era moderna.

Quinto galardón en fallarse

La candidatura de Banville había sido propuesta por el vicedirector de la Real Academia Española, José Antonio Pascual Rodríguez, y por el embajador de España en Irlanda, Javier Garrigues.

El de las Letras es el quinto de los ocho galardones que concede la Fundación Príncipe de Asturias que se falla este año. El último ganador de este premio fue el escritor español Antonio Muñoz Molina, un galardón que también poseen Philip RothLeonard Cohen, Amin Maalouf, Ismaíl Kadaré y Margaret Atwood.

El premio está dotado con una escultura de Joan Miró -símbolo  representativo del galardón-, la cantidad en metálico de 50.000  euros, un diploma y una insignia.

El jurado del Príncipe de Asturias de las Letras ha estado presidido por el director de la Real Academia de la Lengua (RAE), José Manuel Blecua, e integrado por las siguientes personas: Xuan Bello; Amelia Castilla; Juan Cruz Ruiz; Luis Alberto de Cuenca; José Luis García Martín; Alex Grijelmo; Manuel Llorente; Rosa Navarro; Carme Riera i Guilera; Fernando Rodríguez Lafuente; Fernando Sánchez Dragó; Ana Santos Aramburo; Diana Sorensen; Sergio Vila-Sanjuán y José Luis García Delgado.

Noticias

anterior siguiente