Enlaces accesibilidad

XVII Festival de Málaga de cine español

Málaga apuesta por jóvenes talentos y presupuestos ajustados

  • En el palmarés de este año se imponen pequeñas películas de jóvenes talentos
  • 10.000 kilómetros, la gran triunfadora, es actual, testimonio de una generación
  • Juan Diego, irrebatible mejor actor, no impide fijarse en la vis cómica de Salva Reina

Por
El mejor resumen del festival de Málaga

Carlos Marqués Marcet ha sido el gran triunfador en la XVII edición del Festiva de Málaga que acaba de terninar. El jurado, presidido por el director Manuel Gómez Pereira, ha apostado por los jóvenes directores y ha cargado de premios a la película 10.000 kilómetros de este joven director barcelonés de treinta años que un buen día se fue a Estados Unidos con una beca que, a tenor de lo que hemos visto, aprovechó.

Como dice el productor, Tono Folguera, esta es una película arriesgada, empieza con un plano secuencia de veinte minutos, pero que no da la espalda al público. Esta historia de superivencia de pareja que incorpora las pantallas a su relación, se rodó en tiempo record, 21 días, y con tan sólo 300.000 euros. No es de extrañar que cuenten que el productor les prestó la casa y el perro que aparecen.

El Festival de Málaga baja la persiana con el objetivo puesto ya en la mayoría de edad que alcanzará el proximo año pero en 2014 nos deja una reflexión. El palmarés de este año abre debate sobre el tipo de cine que se está imponiendo. Pequeñas películas, a lo low cost, de jóvenes talentos es lo que parece que se lleva. 

Ulises y Penélope 2.0

Para explicar qué es 10.000 kilómetros, sus creadores hablan de una nueva versión de La Ilíada donde Ulises y Penélope intercambian los papeles porque ella, fotógrafa de profesión, es la que se va a Los Angeles tras una oportunidad de trabajo, mientras que él se queda en Barcelona preparando oposiciones. Sin duda es una película actual, testimonio de un tiempo y una generación, y que tiene mucho mérito.

Entre divertidos y emocionados, Macet y Folguera se han llevado la Biznaga de Oro a la mejor película, el premio al mejor director, el de la Crítica (que también les ha apoyado), el de mejor guionista novel y el de mejor actriz para la infatigable Natalia Tena, perseguida por los fans que la siguen en Juego de tronos. Un papel que no funcionaría sin la réplica que le da David Verdaguer, que podría haber sido también perfectamente premiado. 

'10.000 kilómetros', mejor película en el Festival de Málaga

Gran nivel entre las candidatas a mejor actriz

En realidad, este premio ha sido un ex aqueo con Elena Anaya por Todos están muertos, la otra gran vencedora que ha sumado tres galardones. La actriz palentina interpreta a una estrella de rock traumatizada por un pasado trágico, más Ana Curra que Ana Torroja, y lo hace con su habitual credibilidad.

Lástima que no hubiera espacio para la formidable Lola Dueñas de Los fenómenos, pero en fin. Beatriz Sanchís, la directora de este particular Ghost, se queda el premio especial del Jurado que es como decirle "adelante" y el premio a la banda sonora que los Akrobats compusieron para esta especial película que cuenta ,como 10.000 kilómetros, con la participación de TVE.

Nadie disputa el trono a Juan Diego

Aunque Javier Cámara está muy bien en La vida inesperada, una película que, dicho sea de paso, sin ser redonda, tenía entidad para haberse llevado los premoos que le negaron; y Alex García compone un simpático personaje de cómic en Kamikaze; pero Juan Diego ha sido irrebatible como premio al mejor actor por Anochece en la India, una película de Chema Rodríguez, premio también al mejor montaje, donde el actor sevillano da vida a un inválido que quiere ir a la India a terminar sus días y poner él mismo el punto final.

Un personaje a la altura de las grandes interpretaciones que este monstruo ha ofrecido en el cine y el teatro. Su presencia y la del homenajeado José Sacristán han sido el mayor regalo del Festival.

Las mañanas de RNE - Juan Diego estrena 'Anochece en la India' en el Festival de cine de Málaga

Por otra parte, el siempre arrollador Paco León se ha tenido que contentar con el pemio al mejor guón para Carmina y Amén y mejor actriz de reparto para Yolanda Ramos. 

El premio del público se lo levanto, y era previsible, la película malagueña 321 días en Míchigan del encantador Enrique García. Jugaban en casa, era lógico y además se llevó los actores de reparto, en plural, ya que el premio masculino quedo ex aequo entre Salva Reina y Héctor Medina.

Por cierto, yo ya he empezado a prestarle atención a Salva Reina porque me parece que con el nos vamos a reir. Si Fernando Tejero no vigila, le quita el puesto.

Finalmente, No llores, vuela, de Claudia LLosa que inauguró el Festival, ha conseguido un único y simbólico premio a la mejor fotografía.

Noticias

anterior siguiente