Enlaces accesibilidad

Eduardo Noriega: "Un buen secreto puede ser beneficioso para la pareja"

  • Trae a la Seminci su debut como guionista: Presentimientos
  • Dirigida por Santiago Tabernero, es una adaptación de una novela de Clara Sánchez
  • Marta Etura y Alfonso Bassave completan el reparto

Por
'Presentimientos', de Santiago Tabernero, llega a la Seminci

A Presentimientos, segunda película de Santiago Tabernero (Vida y color), no le habría venido mal estrenarse esta misma semana y beneficiarse del tirón del Premio Planeta de Clara Sánchez. La película es una adaptación de la novela que la escritora publicó en 2008. Todavía quedan unos pocos meses para el estreno en salas. Mientras, se ha proyectado en la sección oficial de la Seminci. Y ha engalanado Valladolid con sus protagonistas: Eduardo Noriega, Marta Etura, Alfonso Bassave e Irene Escolar.

Para Noriega, Presentimientos no es una película más. “Santiago Tabernero me dio la novela y le dije que había una película dentro”, cuenta el actor. El director le contestó que precisamente quería sacar el guionista que habitaba en Noriega y, a cuatro manos, escribieron la adaptación. “Después de un momento de sorpresa me lancé con curiosidad, como una nueva experiencia creativa, sin ningún objetivo. Fue un complejo, duro e intenso. Yo iba a interpretar el protagonista pero a la hora de escribir no pensaba en mí como actor quería estar totalmente libre para escribir. Estoy muy satisfecho del viaje de estos cuatro años”.

Presentimientos es un thriller romántico sobre un joven matrimonio en crisis incipiente. Durante unas vacaciones, la mujer (Marta Etura) sufre un accidente y queda en coma. La estructura de la película se bifurca: la mujer, en un mundo onírico e inconsciente, trata de resolver su pasado y sus problemas de pareja. En el mundo real, su marido afronta el mismo problema. Separados en dos realidades paralelas tienen que responderse a la misma pregunta: ¿todavía estoy enamorado?

“Somos una pareja que nos queremos pero hemos caído en la monotonía, falta chispa, algo muy común en cualquier relación”, explica el actor-coguionista. “Ella, en el mundo onírico ha volcado todos sus miedo, inquietudes, anhelos. Y, a la vez, él está atascado en la realidad. Es un joven aseñoriado, que ha pensado que el matrimonio y el bebé es una meta y se ha relajado”.

El armazón doble de la cinta era uno de los retos que más interesaron a su director porque le acercaban a universos de directores que admira, como David Lynch. “La clave era qué hacía con el mundo onírico. Tenía claro que para el espectador estuviera interesado era fundamental darla un tratamiento realista: es una peripecia de supervivencia y era importante no despegarse del suelo. He intentado jugar a lo onírico pero con cierta prudencia.”, dice Tabernero.

Sexo y pareja

El deseo sexual, que une a la pareja pero también la distancia cuando se dispara en todas direcciones, era el otro tema de Presentimientos que interesaba a Noriega y Tabernero.

“El sexo es fundamental en la vida y en la vida en pareja”, dice Noriega. “La pareja pasa por todo tipo de fases: abstinencia, mucho deseo, búsqueda del deseo en otro lado. Eso forma parte de la complejidad de una relación de parejas. Y es un tema que no afecta a todos”. Un deseo que, para el actor, choca en ocasiones con el axioma de que en la pareja debe existir sinceridad total. “A veces un buen secreto puede ser beneficioso para la pareja. Si has pasado por una determinada fase de deseo de la que has aprendido algo, tal vez conviene mantenerlo en secreto”.

El objeto de deseo está encarnado por el personaje de Alfonso Bassave, que en la novela era un macarra chulesco y ha sido pulido hacia un canalla irresistible. “Es la atracción por lo masculino, tenía que ser un tío atractivo aunque no convenga”, dica Bassave. “Escogimos un referente: Brad Pitt en Thelma & Louise, que es un sinvergüenza pero tan encantador y simpático que ella se dejaría robar las veces que hiciera falta”. Precisamente Pitt estuvo en Valladolid hace más de 20 años para presentar esa misma película cuando era un desconocido. “Ah ¿sí?, pues este año tenemos a Alfonso Bassave”, bromea el actor. “Falta Angelina”.

De momento, Clara Sánchez, amiga de Santiago Tabernero, ha visto tres veces la película y está encantada con la transformación de de su material.”¿Te parece normal que diga que le gusta más la película que la novela? Es para comérsela a besos”, dice Tabernero.

Noriega, que por primera vez en su carrera ha asistido de cerca al proceso de postproducción de una de sus películas, no descarta una nueva aventura. “No significa que vaya a escribir constantemente pero ¿por qué no repetir?”.

Noticias

anterior siguiente