Enlaces accesibilidad

La energía nuclear aporta el 14% de la electricidad en el mundo, con 443 reactores activos

  • EE.UU., con 104, Francia, con 58, y Japón, con 55, son los más nuclearizados
  • China tiene previsto construir 160 reactores en las dos próximas décadas
  • También India y Rusia fomentan la energía atómica, frente al parón europeo
  • Los incidentes de las centrales japonesas replantean su seguridad


Por

La energía nuclear aporta el 14% de la energía eléctrica que se genera en el mundo, a través de 443 reactores activos en una treintena de países, según los datos de la Asociación Nuclear Mundial, la patronal global del sector, que revelan un repunte en los últimos años de este tipo de generación, que vuelve a estar cuestionada por la alerta nuclear en Japón.

De hecho, en estos momentos, hay otros 60 reactores en construcción, aunque la mayoría de ellos se reparten entre China (27), Rusia (10),  India (5) y Corea del Sur (5), lo que revela el interés de los países emergentes, que cada requieren cada vez más energía para alimentar su crecimiento económico, por este tipo de generación.

En cambio, los países europeos y Estados Unidos mantienen prácticamente paralizada la construcción de nuevos reactores, pese a que en los últimos años se había planteado una cierta actitud favorable a la energía atómica, con el fin de reducir la dependencia del petróleo.

Pero los problemas de los reactores japoneses, afectados por el tsunami que arrasó el norte del país la semana pasada, están reavivando la oposición a la energía nuclear, lo que se deja sentir ya en las decisiones de los gobernantes mundiales: la canciller alemana Angela Merkel ha decidido este lunes suspender durante tres meses el alargamiento de la vida útil de las centrales alemanas y Suiza ha paralizado las tres plantas en proyecto. Asimismo, la Unión Europea realizará pruebas de resistencia a las centrales ya en funcionamiento.

EE.UU. lidera la producción atómica

En cualquier caso, los países desarrollados continúan acaparando la mayor capacidad de generación eléctrica nuclear. Estados Unidos es el país con más centrales nucleares del mundo, con 104 centrales que aportan más de 100.000 megavatios, casi el 20% de su capacidad eléctrica.

Aunque se mantenía una moratoria nuclear de facto desde el accidente de Three Mile Island, en 1979, el más grave ocurrido en el país, la administración de George W. Bush reimpulsó la industria nuclear y no solo se han reiniciado las obras del segundo reactor de Watts Bar, en Tennesse, sino que en 2007 se volvió a activar el primer reactor de la planta de Browns Ferry, en Alabama, cerrado desde mediados de los 80.

En cualquier caso, sigue siendo el principal productor de energía nuclear del mundo, seguido de Francia, que obtiene más del 75% de su energía eléctrica de sus 58 centrales nucleares, unos 63.500 megavatios, que se verán reforzados en a partir de 2012, cuando entre en servicio el tercer reactor de Flamanville, con 1.600 megavatios más.

Con todo, la vía francesa es una relativa excepción dentro de la Unión Europea, donde solo Finlandia, que está desarrollando un reactor de tercera generación en Olkilouto, y Eslovaquia, que amplia la central de Mochovce con dos nuevos núcleos, están construyendo nuevos reactores.

La carrera nuclear de los emergentes

Reino Unido, que ahora tiene 19 centrales, también está planteando la construcción de nuevos reactores, aunque en el resto del continente la oposición de la opinión pública es elevada, lo que mantiene una moratoria nuclear en países como Alemania y España, que, no obstante, disponen de una capacidad instalada relativamente alta (con 17 y ocho centrales, respectivamente).

Fuera de Europa, la situación es distinta y la apuesta por la energía atómica es mayor. Así, Canadá, que ya cuenta con 18 plantas nucleares, está construyendo tres nuevos reactores y tiene en proyecto otros dos. En el resto del continente, Argentina tiene una planta nuclear en construcción, que será la tercera del país.

Japón es el tercer productor mundial de energía atómica, con 55 centrales y otros dos en construcción, con una docena más en proyecto y planes para autorizar la instalación de otra central más, aunque los problemas de los últimos días pueden afectar a esos planes.

Rusia también se ha lanzado a generar energía nuclear: ya dispone de 32 centrales, está construyendo 10 más y proyecta otras 14. Otra gran potencia emergente, India, tiene 20 plantas nucleares, cinco más en construcción y otras 18 en proyecto, mientras que Corea del Sur está levantando cinco reactores nucleares y proyecta otros seis, que se sumarán a los 21 actuales.

China, el país que más centrales construye

Sin embargo, es China quien lidera la nueva carrera atómica civil, ya que, aunque por el momento apenas dispone de 13 reactores, está construyendo otros 27, ya ha proyectado 50 más y está estudiando de aquí a 2030 la instalación de hasta 110 nuevos.

Al margen de estos países, otros muchos preparan su incorporación al club de potencias nucleares civiles, como Irán, que ya cuenta con una polémica central en Natanz -que la comunidad internacional sospecha que tendría usos militares- y pretende construir dos nuevas plantas.

Pakistán, que dispone ya de armas nucleares, está ampliando su capacidad con un nuevo reactor que se une a los dos ya en funcionamiento y otro grupo de países, como Tailandia, Turquía, Emiratos Árabes Unidos, Vietnam, Bielorrusia o Kazajstán han proyectado, aunque todavía no iniciado, la construcción de centrales nucleares.

Noticias

anterior siguiente