Enlaces accesibilidad

14 españoles denuncian estar bajo 'arresto domiciliario' tras una protesta en el El Aaiún

Por
14 españoles denuncian estar bajo 'arresto domiciliario' tras una protesta en el El Aaiún

Catorce españoles -once de ellos retenidos durante ocho horas en una comisaría de El Aaiún-  denuncian que están en arresto domiciliario en la Casa de España y que han sido agredidos por la policía marroquí tras una protesta prosaharaui.

Sin embargo, el Ministerio de Exteriores ha negado que los activistas estén arrestados y ha asegurado que su permanencia en esta sede es "por recomendación de las autoridades locales".

Un  funcionario de la embajada española en Marruecos viaja hacia El Aaiún para reunirse con los catorce españoles afectados y realizar las gestiones pertinentes ante las autoridades locales y la Policía.

Denuncian secuestro y malos tratos

En la protesta han participado al menos 14 españoles integrantes de la Asociación Canaria de Amistad con el Pueblo Saharaui, de los que sólo tres pudieron refugiarse en el hotel Nagjir, ubicado en la plaza donde estaba convocado el acto.

Según informan los propios activistas, al menos seis de los manifestantes resultaron heridos de diversa consideración por los golpes propinados supuestamente por policías de paisano.

Pablo Terraza y la activista Carmen Roger recibieron golpes en costillas, cara, cabeza y cuello-como muestran las fotos que han colgado en la página web de la Asociació Tenerife con el Sahara - por lo que la propia policía les trasladó a un hospital aunque posteriormente les impidieron hacerse con la medicación que les fue recetada.

"Nos dieron patadas y puñetazos"

El activista Anselmo Fariñas ha relatado que al comienzo del acto de protesta,"estaban unos individuos estratégicamente apostados" que comenzaron a asestarles "patadas y puñetazos" y que, a continuación, la Policía marroquí les introdujo en unos furgones en los que fueron trasladados a la comisaría central de El Aaiún.

"Se nos informó que estaban actuando bajo las órdenes del Procurador general del reino de Marruecos", ha señalado.

El activista denuncia además que en la comisaría se les ha dado un "relato fantasioso de los acontecimientos" en el que señalaban que la agresión había sido "una respuesta airada de los ciudadanos de El Aaiún", pero, según denuncia Fariñas, se trataba de "policías disfrazados".

Posteriormente se les han solicitado "una y otra vez los mismos datos personales", hasta que finalmente han comenzado a liberarlos.

"Nos pusieron banderas en la cara e intentaron obligarnos a besarlas"

"Ibamos a participar en una manifestación pacífica convocada para las 18.30 horas, pero la Policía había cercado el lugar e impidió que  nos acercáramos", ha relatado una de las canarias que intentó participar en la protesta prosaharaui.

"Había revuelo, gente corriendo y gritando y se fueron por una  calle (...). Colonos marroquíes nos increparon, nos pusieron banderas marroquíes en la cara e intentaron obligarnos a besarlas. Nos insultaron", ha explicado.

Finalmente las tres pudieron regresar al hotel, donde les informaron de que los demás fueron introducidos en vehículos de la Policía y les dijeron que había habido una carga policial y que algunos de los españoles tenían la cara ensangrentada.

Noticias

anterior siguiente