Anterior Muere una mujer en el hospital de Valme de Sevilla al quedar atrapada en un ascensor cuando iba en camilla Siguiente Abatido el terrorista huido Younes Abouyaaqoub en los Altos del Subirats, Barcelona Arriba Ir arriba
Ciencia al cubo - Geoingeniería - 11/11/09

La geoingeniería o el arte de manipular el clima

|

La geoingeniería está de moda. Es el uso de la ingeniería para cambiar el clima deliberadamente para paliar los efectos negativos del calentamiento global. Aunque hay otros usos más populares.

Hace unos días, por ejemplo, China hizo que nevara de forma artificial en Pekín para aliviar la sequía y en Rusia el alcalde de Moscú hizo todo lo contrario: evitar que nevara en su ciudad.

Para hacer nevar, un avión de la fuerza aérea china liberó 400 litros de nitrógeno líquido. Así hacen disminuir la temperatura de las nubes de tal forma que el vapor de agua contenido se transforma en nieve que cae.

Y para todo lo contrario, para evitar que nieve, Rusia rocía las nubes con una mezcla de cemento en polvo, hielo seco y yoduro de plata. Esto absorbe el agua y evita las lluvias y la nieve. Eso sí, luego ese mismo cemento llueve en forma de barro o cae, digamos, como polvo en algún otro lugar.

Los buques-nube son barcos con enormes chimeneas que sueltan vapor de agua

La geoingeniería es una buena idea a corto plazo. De hecho hay proyectos en marcha, algunos de lo más curiosos. Uno son los buques-nube. Son barcos con enormes chimeneas de las que sale vapor de agua. O lo que es lo mismo: nubes.

Su misión es reflejar los rayos del Sol que inciden sobre la Tierra y así, contribuir a disminuir la temperatura global. Ahora mismo es necesario algo así porque el hielo del Ártico, entre otros muchos, está desapareciendo. El objetivo es construir una flota de 1.900 barcos en 25 años. No está mal.

Árboles artificiales

Otra idea son ¡los árboles artificiales! Son estructuras alargadas y verticales que hacen pasar aire a través de un filtro que tienen instalado que captura el dióxido de carbono.

La idea es 'plantar' 100.000 árboles repartidos en diferentes ciudades a lo largo de 10 ó 20 años. Y así, en 100 años, según los expertos eliminarían el exceso de CO2 del planeta.

Otro proyecto quizá demasiado espectacular y que por ahora es tan solo una propuesta es construir un escudo protector en el espacio, entre el Sol y la Tierra.

Haría el efecto de unas gafas de sol, disminuiría la cantidad de rayos que llegan a la Tierra y así compensaría el exceso de calor causado por los gases de efecto invernadero.

CIENCIA AL CUBO

SUSCRÍBETE al podcast de Ciencia al Cubo, el programa sobre Ciencia de América Valenzuela en Radio 5.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente