Enlaces accesibilidad
arriba Ir arriba

Estamos en Ucrania con Fran Sevilla. Sabemos cómo ven el conflicto de Ucrania desde diferentes partes del mundo con nuestro compañero Guillaume Bontoux. Entrevistamos a Ricardo Angora, Coordinador de Salud Mental de Médicos del Mundo en la emergencia de Ucrania. Nos hacemos eco además del informe de Amnistía Internacional sobre la pena de muerte en 2021.

Amnistía Internacional denuncia un aumento del 20% en las ejecuciones en países donde se sigue condenando a muerte, si se compara con el año 2021. En total, 580 ejecutados en 18 países, entre ellos: Irán, Siria, Egipto y Arabia Saudí. 

En la mesa de corresponsales del Informativo 24 horas de RNE, hoy miramos al mundo, a lugares donde la posesión de drogras o delitos políticos contra el estado, puden llevarte al corredor de la muerte. En Oriente Próximo, se encuentran siete de los paises que más aplican la pena capital. Entre todos, sobresale un nombre; el de Irán. China no ofrece datos sobre ejecuciones, lo considera un secreto de estado. Aun así, Aministia Internacional considera que es el país que más ejecuciones realiza del mundo. En Estados Unidos, se aplica la pena de muerte en casos de asesinatos graves cometidos por personas que no tienen ningun tipo de enfermedad, en 27 de los 50 estados. 

Yolanda Álvarez, corresponsal en Pekín, María Gamez, corresponsal en Jerusalén, Fernando Martínez, enviado especial a Washington
 

Amnistía Internacional afirma que las ejecuciones por pena de muerte han aumentado un 20% en 2021 y han podido contabilizar 579, más de la mitad solo en Irán. Carlos de las Heras, portavoz para la pena de muerte de Amnistía Internacional, habla de la situación en países como Arabia Saudí y sobre el horizonte para la abolición de este tipo de castigos a través de la opinión pública y la legislación. También denuncia esta práctica "cruel, inhumana y degradante". 

Freedom First, el primer disco creado desde el corredor de la muerte, se publicará el 25 de febrero y busca mecenazgo para completar su lanzamiento. Lo ha grabado Keith LaMar, preso en la cárcel estatal de Ohio, desde donde habló en mayo de 2021con RNE. En el álbum han participado 20 músicos de jazz, incluido Albert Marquès, pianista español residente en Nueva York. 

Informa Íñigo Picabea

Albert Marquès al piano y Keith LaMar grabaron un vídeo, entre España y Estados Unidos, durante el confinamiento. Mientras LaMar recita On living, del poeta turco Nâzım Hikmet, está siendo grabado entre un estudio de Girona y el de una cárcel de máxima seguridad en Ohio, que es donde permanece Keith Lamar con fecha fijada para su ejecución: 16 de noviembre de 2023.

Desde el corredor de la muerte, este melómano con sensibilidad y pasión especial por el jazz, que defiende su inocencia, ha conversado con RNE desde la cárcel estatal de Youngstown, en Ohio: "La música lo es todo, me lleva a los estados cotidianos que tanto echo de menos".

LaMar fue condenado a muerte en 1995, acusado de matar a cinco presos en un motín que duró once días en una cárcel al sur de Ohio. Tanto Keith LaMar como sus defensores consideran que fue sometido a un juicio sin garantías constitucionales sin que se tuvieran en cuenta las pruebas exculpatorias.

Íñigo Picabea también ha hablado con Albert Marquès, músico español de Jazz que vive en Nueva York y que lidera una campaña contra la pena de muerte.

Lisa Montgomery, la única mujer que estaba en el corredor de la muerte de EE.UU ha sido ejecutada este miércoles. Se convierte en la primera en ser ejecutada en más de seis décadas en ese país. Ha sido con una inyección letal después de que el Tribunal Supremo levantase la suspensión que unas horas antes había ordenado una corte federal. Sus abogados habían pedido clemencia al presidente Donald Trump porque sufría una enfermedad mental. Montgomery, de 52 años, fue condenada en 2007 por matar a una mujer de 23 años embarazada de ocho meses y extraerle el bebé, que luego fue recuperado sano y salvo.

Viajamos al Madrid de 1888 de la mano de Pío Baroja y a su descripción de Madrid cómo un pueblo “raro, distinto de los demás, uno de los pocos pueblos románticos de Europa, donde todo el mundo se acostaba tarde”.

En la calle Fuencarral, cerca de la glorieta de Bilbao, vivía doña Luciana Borcino, viuda adinerada, con su hijo. En la noche del 2 de julio de 1888 empezó a salir humo de su piso. Cuando la policía derribó la puerta se encontró a la viuda cubierta de trapos y achicharrada, con varias puñaladas en el pecho. En otra estancia, la sirvienta desmayada y el perro envenenado.

¿Qué había pasado? Lo cuenta Pedro Águeda en esta sección del 24 horas.

La de Pilar Prades, una mujer de unos 30 años y proveniente del ámbito rural, es la historia de cómo una vida desgraciada puede tener siempre un final peor. En este caso, en su camino se cruzó el Diluvión, un potente matahormigas que combinaba el arsénico y la melaza y cuya aplicación parecía calmar el rencor que Prades sentía por sus víctimas. Es 1959, Valencia. Pilar trabaja en casa de un matrimonio que regenta una chacinería. Un día la mujer enferma: vómitos, diarrea, pérdida de peso, debilidad… Prades la cuida y sustituye en la tienda. Al poco tiempo, la mujer empeora y fallece. Hubo más casos.

El periodista Pedro Águeda repasa uno de los momentos de la crónica negra en España desde el informativo 24 horas de RNE. La huella del crimen, serie de Televisión Española que repasó los asesinatos más espantosos de la historia del país, dedicó un capítulo a Pilar Prades titulado El caso de las envenenadas de Valencia.

El Tribunal Supremo de Tailandia ha ratificado la condena a muerte para el español Artur Segarra, único condenado por el asesinato en 2016 del también ciudadano español David Bernat en Bangkok. Segarra puede aún solicitar el perdón real al rey de Tailandia para conmutar la pena capital por la cadena perpetua y, una vez cumpla al menos ocho años de condena, pedir la extradición a una cárcel de España. El abogado defensor ha confirmado a Efe que tiene hasta el 20 de enero para presentar la solicitud de perdón.