Enlaces accesibilidad
Lotería del Niño

Así ha cambiado el Sorteo del Niño a lo largo de la historia

  • Hasta el año 1999 el sorteo se celebraba el 5 de enero, víspera de Reyes
  • El 0 es la terminación "favorita", con 22 apariciones, seguida del 7 y el 9

Por
Así ha cambiado el Sorteo del Niño
Vista del tradicional Sorteo Extraordinario del Niño, el segundo más importante de la Lotería Nacional EFE / Zipi

El Sorteo de la Lotería del Niño reparte este año 700 millones de euros en premios; un evento digno de marcar en el calendario que, cada 6 de enero, sirve de consuelo para quienes no salen beneficiados entre el reparto de premios del Sorteo Extraordinario de Navidad.

Con el paso del tiempo, el del Niño se ha convertido en el segundo sorteo más importante de la Lotería Nacional. Sin embargo, no siempre ha sido tal y como ahora lo conocemos. Por ejemplo, hasta hace poco más de 20 años, esta tradición no formaba parte de la mañana del Día de Reyes. Hasta el año 1999 el sorteo se celebraba el 5 de enero.

Con respecto a su origen, según Loterías y Apuestas del Estado, es difícil de determinar por la ausencia de menciones en programas, listas de números premiados o resoluciones en publicaciones oficiales. No obstante, dicen, sí se cuenta con referencias documentales que demuestran que, quizás por la proximidad al día de Navidad o por la Adoración de los Reyes Magos, este sorteo ya era conocido popularmente por su nombre actual allá por 1868.

En 1941 se dotó de personalidad y denominación propia al Sorteo del Niño. Por aquel entonces, constaba de 4 series de 42.000 billetes cada una. El precio del billete era de 150 pesetas, y cada uno se dividía en décimos de 15 pesetas. Ese año se vendieron el 99'2% de los billetes, y se recaudaron 25.230.000 pesetas, que supusieron un beneficio de más de siete millones para las arcas del Estado. Sin embargo, no fue hasta 1966 cuando la denominación Sorteo del Niño aparece en las listas oficiales de premios. 

500.000 pesetas por serie: el primer premio en 1941

El programa constaba entonces de cinco grandes premios. Al primero, de 500.000 pesetas por serie, le seguían el de 300.000, el de 150.000, el de 75.000 y el quinto, de 50.000 pesetas. El éxito fue rotundo y, al año siguiente, El Niño se convertió en Sorteo Extraordinario, incorporando por primera vez los reintegros.

En 1942 el sorteo constó de 3 series con 56.000 billetes cada una. El importe del billete subió hasta las 250 pesetas, y cada uno se dividía en diez décimos de 25 pesetas. Ese año el primer premio fue a parar a Murcia. En total, dos millones de pesetas al 52.434.

Fue cuatro años más tarde, en 1946, cuando comenzaron a otorgarse, además de los grandes premios y reintegros, premios de terminación. El sorteo actual sigue premiando determinadas terminaciones. Por ejemplo, los números que comparten sus tres últimas cifras con el primer o segundo premio, o sus dos últimas cifras con el primero.

Hasta 1965 el sorteo se celebraba por el sistema Antiguo o Tradicional, es decir, el utilizado en el Sorteo Extraordinario de Navidad, en el que se utilizan dos bombos, uno con los premios y otro con los números. En 1966 se cambió al sistema de Bombos Múltiples, que se sigue empleando en la actualidad.

Las terminaciones que más tocan

A lo largo de su historia, el 0 se ha convertido en la terminación más repetida en el Sorteo del Niño. En total, según la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado (SELAE), ha salido en 22 ocasiones. Según Europa Press, le siguen el 7, con 14 apariciones; el 9, con trece; o el 4, que ha salido 12 veces (las últimas en 2016 y 2017 consecutivamente).

Otros de los números más repetidos son el 5 (once apariciones), el 6 (diez apariciones), el 1 (nueve apariciones) y el 8 (ocho apariciones). El último en frecuencia de aparición es el 3, que ha aparecido seis veces.

RTVE

anterior siguiente
-->