Enlaces accesibilidad

Mikel Erentxun: "'El hombre sin sombra' soy yo, un hombre transparente que no oculta nada"

  • El cantante donostiarra ha presentado su último disco en Las mañanas de RNE
  • Un álbum "sobre el amor de larga duración (...) una declaración de amor"

Por
Las mañanas de RNE - Mikel Erentxun: "'El hombre sin sombra' soy yo, un hombre transparente que no oculta nada"

El pasado 19 de mayo salió a la venta El hombre sin sombra, el decimotercer álbum en solitario de Mikel Erentxun. Primero fue el título de su disco y después, coincidencias de la vida, llegó la película, algo que asegura no le importó, incluso le gusta, porque es muy cinéfilo.

"El hombre sin sombra soy yo, el hombre transparente que no oculta nada en este disco", ha asegurado el cantante donostiarra en Las mañanas de RNE, donde ha explicado también que se trata de un álbum "muy personal, aunque también hay literatura".

"He descubierto que es más fácil escribir mirando hacia adentro que mirando hacia fuera" -ha afirmado- "Es un disco sobre el amor de larga duración, llevo muchos años con la misma mujer, 17, y en las relaciones largas pasan muchas cosas, buenas y malas, y me apetecía hablar de ello"- ha afirmado el cantautor vasco- "el disco es una declaración de amor".

Una voz femenina

El hombre sin sombra es un álbum  grabado en analógico porque se reconoce más analógico que digital "lo único que me gusta de la tecnología es que grabo mis apuntes en el móvil". También confiesa que solo escucha sus discos al principio, "durante la promoción".

Le acompaña en este disco Maika Makovski "ella le da el toque femenino, creo que es una de las características importantes". Uno de los temas en los que se puede escuchar a la compositora, cantante y actriz es "El principio del final", "una de las canciones más duras, la que abre el trabajo". También en "Cicatrices" que asegura Erentxun "son algo bonito porque es el fin de una herida, supone que ya te has curado. Hay cicatrices físicas y las que no se ven, que son también muy interesantes".

Después de 32 años de carrera Mikel Erentxun confiesa que se sigue poniendo nervioso cuando sube a un escenario o cuando estrena disco, "hay vértigo, claro que lo hay, y pienso de verdad que es bueno no haber perdido esa cosa porque sino esto se convertiría en algo rutinario, el secreto es no perder la ilusión".

Radio

anterior siguiente