Enlaces accesibilidad
Repor

Benidorm, una ciudad turística al borde del colapso

  • La ciudad más turística de España está viviendo una crisis económica y social sin precedentes a causa de la pandemia
  • El 80 % de los negocios han cerrado o penden de un hilo y sus trabajadores sobreviven con ERTE y ayudas sociales
  • Ya puedes ver "SOS Benidorm", un reportaje de Repor en RTVE.es

Por
Repor - SOS Benidorm

En Benidorm solo hay una industria y es el turismo. Este monocultivo económico, tan beneficioso para la ciudad durante años, ha resultado ser catastrófico en épocas de pandemia. La movilidad se ha restringido por completo, los turistas y sobre todo los británicos no han podido venir, y el colapso económico y social se ha hecho patente. “De 150 hoteles que hay en Benidorm, apenas quedan 4 abiertos. Es la magnitud de la tragedia”, nos cuenta Paco Gascón, propietario de un hotel en primera línea de mar que ha tenido que cerrar tras 40 años ininterrumpidos de servicio.

“Los trabajadores estamos malviviendo de los ERTE, porque con el 70 % del sueldo de hostelería, que vienen a ser 700 euros, y si tienes cargas familiares…”, relata María del Carmen, empleada de hotel.

No ganamos mucho dinero, más bien no perdemos

El hotel Cimbel es uno de los cuatro únicos que están abiertos. Acometió una reforma integral en 2020, justo el año de la pandemia y los propietarios no querían pasarse dos años consecutivos en blanco, así que abrieron este 2021.

“Fue una apuesta arriesgada, pero no nos quedaba otra. Vivimos de los turistas seniors, mayores de 70 años, que vienen a pasar largas temporadas aquí huyendo del frío del norte, sobre todo San Sebastián y Burgos; de los equipos ciclistas que vienen a entrenar, tanto italianos como alemanes que hacen estancias de 15 días; y de los clientes de empresa, trabajadores que necesitan pasar 4 o 5 noches porque tienen asuntos que atender en Benidorm”, cuenta al equipo de Repor, Ricardo Sánchez, director del hotel, que está en primera línea de playa. “No ganamos mucho dinero, más bien no perdemos, pero sobre todo mantenemos el empleo de 42 personas que viven de esto”, destaca Sánchez.

Los locales de ocio y restauración siguen con la persiana bajada por la falta de turismo tanto nacional como internacional

Pocos turistas en la localidad

Turistas, pocos. Una vuelta en coche por Benidorm ofrece una imagen desoladora: comercios cerrados, persianas echadas, carteles de "en venta" o "en alquiler"…

Vista general de un hotel de Benidorm que permanece cerrado debido a las medidas sanitarias que la Comunidad Valenciana ha tomado frente a la pandemia EFE

"Desde el primer momento le pedimos al Gobierno un plan de sostenimiento del sector turístico en Benidorm, y no se ha hecho. Ahora no tocará sostener sino recuperar", reprocha Toni Pérez, alcalde de Benidorm, hacia las administraciones central y autonómica. "Nos gastamos millones de euros en la industria automovilística para que no deslocalicen y no gastamos un duro en turismo. Y nosotros, en cambio, no nos movemos", reclama Pérez.

Benidorm tardó años en levantarse, y se ha destruido en apenas unos días

Son muchos los sectores que en Benidorm van a necesitar ayuda para levantarse, especialmente, el del ocio nocturno. Y es que en esta meca del turismo son cientos los locales de copas que hacían las delicias del visitante y decenas los músicos que ahora malviven sin conciertos ni actuaciones: “He tenido que vender instrumentos, hacer trabajos de jardinería y pedir dinero a la familia. Yo soy músico, no me puedo reinventar”, es el canto amargo de Kike Argendoña, un histórico productor musical de las noches alicantinas.

Sin turistas, la mayoría de hoteles están cerrados cropper

Todos aquí confían en que la vacuna traiga cierta normalidad y que vuelva a traer el turismo tan deseado… y es que una frase resume el sentir de muchos en Benidorm, y la dice Asun, restauradora, “Benidorm tardó años en levantarse, y se ha destruido en apenas unos días. Veremos cuanto tarda en recuperarse”.

Noticias

anterior siguiente