Enlaces accesibilidad

Felipe VI congela las asignaciones a la Familia Real en 2021 tras retirarle la partida al rey emérito

  • El monarca cobrará este año 253.850 euros brutos, mientras el sueldo de Doña Letizia será de 139.610 euros
  • El presupuesto de la Casa del Rey es de 8,4 millones de euros y prevé un aumento en la inversión tecnológica 

Por
Felipe VI congela las asignaciones a la Familia Real en las primeras cuentas sin la partida del rey emérito

Felipe VI ha decidido congelar en 2021 las asignaciones que reciben los miembros de la Familia Real, que se mantendrán en algo más de 500.000 euros tras la retirada de la partida destinada al rey emérito en 2020.

Según el Presupuesto para 2021 que publica este viernes la Casa del Rey, el monarca percibirá este año 253.850 euros, mientras que Doña Letizia recibirá un sueldo bruto de 139.610 euros y la asignación para la Reina Sofía será de 114.240 euros, lo que hace un total de 507.700 euros.

El rey ha decidido, en su caso y en el de las reinas, no aplicar la subida salarial del 0,9 % de los funcionarios, algo que sí hizo en ejercicios previos. No obstante, la congelación de las asignaciónes a la Familia Real está en línea con el mantenimiento del prespuesto destinado a la Casa del Rey desde el año 2018.

Sin asignación para el rey emérito

El otro miembro de la Familia Real que tenía una retribución del Estado era don Juan Carlos, pero su hijo se la retiró el pasado mes de marzo al mismo tiempo que renunció a su herencia tras conocerse los presuntos negocios ocultos que tenía en el extranjero.

El rey emérito tenía prevista una remuneración de casi 200.000 euros durante 2020, pero dejó de cobrar 161.034 euros que la Casa del Rey destinó a su fondo de contingencia.

Aunque también forman parte de la Familia Real, la princesa Leonor y la infanta Sofía no tienen ninguna retribución pública.

Felipe VI renuncia a la herencia de su padre

Gasto de personal, la principal partida

Según recogen los Presupuestos Generales del Estado, la Casa Real contará para 2021 con 8.431.150 euros, pero desde Zarzuela ya se aclaró en su momento que esta cifra es la suma de los 7.887.150 euros de presupuesto que ha habido en los últimos tres años, más los 544.000 euros adelantados por la Casa del Rey en los últimos dos ejercicios. Esa cantidad adelantada responde a la necesidad de asumir el aumento de sueldo de los empleados públicos en 2019 y 2020 conforme a reales decretos ley de los últimos tres años. 

El grueso del presupuesto va destinado a gasto de personal, que asciende a 4.101.832 euros, el 48,64 por ciento del total. La partida es superior a la de 2020, cuando fue de 3.835.950 euros, pero desde Zarzuela se aclara que se debe al incremento en cuotas, prestaciones y gastos sociales provocado por las aportaciones a la Seguridad Social correspondientes a los complementos retributivos a personal de otros organismos que prestan servicio en la Casa del Rey.

De hecho, dicho apartado cuenta con un presupuesto de 2.584.000 euros, el triple de los 800.137 euros destinados a los altos cargos de la Casa del Rey, mientras que los salarios del personal laboral ascenderán a 92.100 euros y los de los funcionarios a 47.020. Además, hay una última partida de 578.095 euros para cuotas, prestaciones y gastos.

La segunda mayor partida dentro del presupuesto es la prevista para gastos corrientes en bienes y servicios, que asciende a 2.934.550 euros, un 34,81 por ciento del total. El monto supone un incremento con respecto a los 2.732.382 euros que hubo en el presupuesto de 2020.

Impulso a la transformación digital

En este caso, el incremento viene explicado principalmente por el deseo expreso de Don Felipe de llevar a cabo una transformación digital de la Casa Real. El proceso arrancó en 2019 y durante el último año, a causa de la pandemia, se ha visto acelerado con vistas a facilitar el teletrabajo del personal cuyo cometido no fuera estrictamente presencial.

Esto ha supuesto, según explica Zarzuela, el suministro de portátiles, la adaptación de los sistemas y la incorporación de nuevas aplicaciones, y tiene su continuidad en el presupuesto de este año, con un aumento de los fondos destinados a material y suministro.

Así, según los datos publicados por Casa Real, en 2021 se destinarán más de 1,5 millones a la transformación digital, con 597.000 euros para servicios de comunicaciones (voz, datos, correo e Internet) y otros 874.550 para asesoría y trabajos técnicos en Tecnologías de la Información y la Comunicación.

A esto habría que sumar la partida de arrendamientos y cánones, que se refiere a los equipos informáticos y de transmisión de datos, medios de transporte y derechos de uso de dominios de Internet, que asciende a 135.000 euros.

Por otra parte, y dentro del bloque de gastos corrientes, el presupuesto prevé 440.000 euros para atenciones protolocarias y representativas que obedecen a los gastos que generan las actividades que realizan los miembros de la Familia Real.

Además, hay 37.500 euros presupuestados para viajes y que engloban los gastos de desplazamiento y alojamiento durante la realización de sus compromisos oficiales, y otros 78.000 para reparaciones, mantenimiento y conservación de pequeña maquinaria, utillaje y elementos de transporte.

Inversiones y fondo de contingencia 

En lo que se refiere al capítulo de las inversiones, está dotado con 719.568,75 euros (el 8,53 % del total) que se destinarán a la adquisición de bienes de naturaleza inventariable y aquellos otros gastos de naturaleza inmaterial que tienen carácter amortizable. Según aclara Casa Real, esta partida se aplicará principalmente al desarrollo del citado programa de transformación digital.

Por último, está previsto un fondo de contingencia, dotado por 168.000 euros, destinado a hacer frente durante 2021 a necesidades inaplazables de carácter no discrecional para las que no hubiera prevista una dotación adecuada y que supone el 2 por ciento del presupuesto.

Según ha precisado Zarzuela, Felipe VI ha dado instrucción de que en el presente ejercicio no se solicite ningún crédito extraordinario para acometer la financiación de proyectos especiales que no puedan realizarse con el presupuesto previsto sino que se afrontarán con el "remanente de tesorería no afectado" con que cuenta la Casa del Rey.

Noticias

anterior siguiente