Enlaces accesibilidad
Caso Gürtel

El delator de Gürtel asegura que al dejar Aznar el PP la trama se extendió a Valencia y contactó con Camps

  • José Luis Peñas, exconcejal del PP en Majadahonda, declara en el juicio de la pieza de la visita del Papa a Valencia
  • Justifica el traslado y la creación de la empresa en Valencia de Orange Market por temor a los cambios en el PP nacional

Por
 Caso Gürtel
El juicio en la Audiencia Nacional por el caso Gürtel se ha retomado este martes en la Audiencia Nacional. EFE/Chema Moya

El delator de Gürtel, el exconcejal del PP en Majadahonda (Madrid) José Luis Peñas, ha afirmado en el juicio que, al dejar José María Aznar la presidencia del Gobierno y del PP, la trama corrupta liderada por Francisco Correa se extendió a Valencia y contactó con el entonces presidente regional, Francisco Camps.

José Luis Peñas ha declarado este miércoles como testigo en el juicio de los veintidós acusados en la pieza del caso Gürtel por supuestas adjudicaciones irregulares al grupo de Correa con motivo de la visita del papa Benedicto XVI a Valencia en julio de 2006.

Según la Fiscalía Anticorrupción, tras asumir la Radiotelevisión Valenciana (RTVV) la señal de la retransmisión de la visita del papa, el entramado de Gürtel consiguió que el ente público le adjudicara un montaje de pantallas y sonido en las calles de Valencia por "un precio desorbitado" de más de siete millones de euros.

La Fiscalía mantiene que el entonces director general de RTVV, el acusado Pedro García Gimeno, vulnerando las normas de contratación pública llevó a cabo actuaciones para dicha adjudicación por la que se repartió más de tres millones de euros con los miembros de la trama Francisco Correa, Pablo Crespo, Álvaro Pérez, El Bigotes, y el también acusado José Ramón Blanco Balín, asesor del grupo.

En la jornada de este miércoles ha declarado como testigo José Luis Peñas, condenado a cuatro años y nueve meses de prisión en el juicio de la primera época de Gürtel y cuyas grabaciones a Correa y a otros miembros de la trama, algunas reproducidas en la vista, destaparon el caso cuando lo denunció en 2007.

"Temían que fuera a haber cambios y tenían problemas con el PP nacional"

Sobre los hechos relacionados con la visita del papa, Peñas -que ha asistido a la vista acompañado por su abogado Ángel Galindo- ha comentado que "Aznar dejaba la presidencia del partido y del Gobierno y, como era el apoyo de las empresas de Correa, ellos temían que iba a haber cambios ya que además tenían problemas con el PP nacional y la Comunidad de Madrid por unas deudas con el grupo".

"Por eso decidieron ampliar horizontes y se desplazaron a Valencia para establecer su nueva red de actuación ya que Álvaro Pérez tenía contactos allí, y crearon la empresa Orange Markt", ha recordado Peñas.

Ha añadido que en concreto Álvaro Pérez "tenía el contacto y acceso directo con Francisco Camps", que declarará este jueves como testigo por videoconferencia en el juicio. Igualmente ha manifestado que Pérez tenía además amistad con el también acusado Pedro García Gimeno, que era el director general de RTVV.

Correa "era una especie de lobbvy dentro del PP"

Peñas ha comentado que Correa "era una especie de lobby dentro del PP muchas más veces buscado por los propios políticos, alcaldes y responsables de comunidades autónomas, que veían que estaba muy cerca de Aznar y le buscaban", y de esta forma conseguía adjudicaciones y comisiones.

La Fiscalía mantiene que para llevar a cabo el contrato por la visita del papa el entramado utilizó a la empresa Tecnología de la Construcción S.A. (Teconsa) como sociedad instrumental para que figurara como adjudicataria.

Según la fiscal para ello sus administradores, el acusado José Luis Martínez Parra y su padre, ya fallecido, llegaron a un acuerdo por el que esta empresa recibió una comisión de 200.000 euros.

José Luis Peñas ha confirmado que Correa ya conocía en la época de los hechos a José Luis Martínez Parra como dueño de Teconsa. Sin embargo, en su declaración Martínez Parra ha negado cualquier intervención en este asunto y ha apuntado que en todo caso habrían participado su padre o su asesor fiscal, el también acusado José Ramón Blanco Balín, ya que él se dedicaba a sus empresas en Ponferrada (León).

Ha recordado que Ramón Blanco Balín era una persona de confianza de su padre con pleno poder decisorio como consejero de la sociedad.
José Luis Martínez Parra ha asegurado que conoció a Correa en 2008, dos años después de la visita del papa a Valencia, cuando se lo presentó su padre.

Noticias

anterior siguiente