Enlaces accesibilidad

¿Y si... los atentados de las Torres Gemelas se hubieran evitado?

  • El príncipe de las tinieblas es una historia alternativa de los franceses Duval, Pécau y Kordey
  • Se basa en la historia real del hombre que advirtió sobre los atentados y al que no creyeron
  • Este 11 de septiembre se cumplen 18 años de los atentados que cambiaron el mundo

Por
Detalle de la portada de 'El príncipe de las tinieblas' Ponent Mon

Si hay un acontecimiento histórico reciente que ha cambiado el mundo ese es, sin duda, los atentados del 11-S, de los que se van a cumplir 18 años. Además, al ser retransmitidos en directo por televisión, se han quedado grabados en nuestra memoria colectiva. Pero... ¿podrían haberse evitado? Esa pregunta es el punto de partida de El príncipe de las tinieblas. El hombre que arruinó los planes de Bin Laden (Ponent Mont) una apasionante distopía basada en la historia real de John Patrick O'Neill (1952-2001), un agente del FBI que advirtió durante años sobre un posible atentado de Bin Laden y que, ironías de la vida, murió en las Torres Gemelas.

Esta interesante historia comienza en enero de 2005, cuando John Kerry se convierte en el 44º presidente de los Estados Unidos, después de derrotar a George W. Bush hijo en las elecciones. Es entonces cuando su vicepresidente, Barak Obama, le cuenta que su victoria electoral solo ha sido posible gracias a que el agente del FBI, John Patrick O'Neill, y Robert Booker, de la CIA, impidieron los atentados que Al Qaeda y Bin Laden habían preparado.  

Como veis una historia muy diferente a la que conocemos pero basada en hechos reales perfectamente documentados, lo que hace que el argumento sea aún más apasionantte. Si a eso le añadimos un trepidante guion, de Fred Duval y Jean  Pierre Pécau, lleno de conspiraciones y acción, y propio de las mejores películas de espías; y el dibujo de uno de los grandes artistas del cómic europeo, Igor Kordey (Viuda Negra, Alien, Batman), nos hallamos ante una impecable superproducción del cómic. Destacar también la excelente edición de Ponent Mon que incluye los tres tomos franceses originales. 

John Kerry y Barack Obama son dos de los protagonistas del cómic

La historia

El cómic comienza en enero de 2006. John kerry es el nuevo presidente de los Estados Unidos. Y tras la destitución de Sadam Husein a manos de los iraquíes, el país oriental da la bienvenida a la democracia, acelerando la llegada de la primavera árabe. Aunque debilitados, Bin Laden y Al Qaeda siguen en activo y, a pesar de las advertencias sobre su peligrosidad, los EE.UU. hacen oídos sordos para no comprometer sus intereses petroleros.

Pero Bob Baer y John O’Neill, ahora director del FBI, están convencidos de que Bin Laden todavía representa un peligro real para los Estados Unidos. Y con la ayuda de otra agente del FBI, Carter, intentarán acabar con Bin Laden, aunque para ello deban enfrentarse a su propio país.

Un apasionante thriller de política-ficción, que logra crear una atmósfera muy creíble, gracias a usar esos personajes históricos y a mezclar acontecimientos reales con otros que, aunque sean ficticios, podrían haber sucedido. Destacar la atmósfera realista que consigue Kordey, un gran dibujante con más de 40 años de experiencia.

Osama Bin Laden conspirando

El príncipe de las tinieblas 

Si os preguntáis a que viene el título del cómic, no se refiere a Bin Laden, sino al héroe de la historia, John Patrick O'Neill, que fue agente del FBI desde 1976 hasta 2001. Ese sobrenombre de " El príncipe de las tinieblas" se lo pusieron por su pasión por la ropa cara de color negro. Y es que nuestro espía era un auténtico James Bond acostumbrado al lujo, las mujeres hermosas y los buenos restaurantes. Además de que, para algunas de sus operaciones como espía tuvo que infringir la Ley.

Curiosamente, a partir del primer atentado conta el World Trade Center (las Torres Gemelas), en 1993, fue cuando empezó a especializarse en la lucha antiterrorista e incluso logró detener al responsable del mismo, Ramzi Yousef. A raíz de sus investigaciones descubrió las intenciones de Bin Laden  y Al Qaeda (a los que nadie daba iportancia)  de cometer atentados en Estados Unidos, y durante años intentó convencer a sus jefes del FBI del peligro que suponían. Pero nadie le hizo caso.

El vuelo 77 de American Airlines, derribado sobre el Pentágono, también está presente en el cómic

Harto de sus jefes, se fue del FBI en el verano de 2001 y el 23 de agosto de ese mismo año fue nombrado jefe de seguridad del Wolrd Trade Center. Por ironías del destino, se incorporó a su trabajo el 11 de septiembre de 2001, apenas unas horas antes de que los dos aviones se estrellasen contra las Torres Gemelas. La última vez que se lo vió, estaba ayundando a la evacuación de la Torre Sur, la primera en derrumbarse. Si le hubieran hecho caso, su muerte, y las de otras 4.000 personas, podría haberse evitado.

Como curiosidad os comentamos que en la polémica serie The Path to 9/11 (2006) John Patrick O'Neill fue interpretado por Harvey Keitel. Y en la adaptación para televisión de The Looming Tower, tuvo los rasgos del actor Jeff Daniels.

El otro protagonista del cómic también es un personaje real, Robert Booker Baer (1952-) que combatió el islamismo durante más de 20 años, participando en la Primera Guerra del Golfo. Tras fracasar en su intento de que la Administración Clinton le apoyara para derrocar a Sadam Hussein, dimitió de la Agencia y comenzó una fructifera carrera como asesor y escritor, trabajando en proyectos como el guion de la película Syriana (Stephen Gaghan,2005), protagonizada por George Clooney.

El cómic también es un homenaje a John Patrick O'Neill y las Torres Gemelas

'El Día D', una interesante colección de historias alternativas

En su edición española, El Príncipe de las tinieblas recoge los tres tomos franceses que narran esta historia y que pertenecen a la serie El Día D, una interesante colección de historias alternativas ambientadas en los siglos XX y XXI, que parten de hechos históricos para imaginar qué podría haber pasado hubieran discurrido de diferente forma

Por ejemplo, algunos de sus títulos parten de puntos tan interesantes como: ¿Y si los rusos hubiesen llegado a la Luna antes que los estadounidenses? ¿Y si el epicentro de la guerra fría se hubiese encontrado en París y no en Berlín? ¿Y si Alemania hubiese ganado la Primera Guerra Mundial? ¿Y si la imaginación hubiera llegado al poder en mayo del 1968? ¿Y si los anarquistas hubiesen derrocado al zar Nicolás II en 1917?

John Kerry y Barack Obama

Los máximos responsables de este universo son los guionistas Fred Duval y Jean-Pierre Pécau, que son los responsables de casi todas las historias, aunque cuentan con la ayuda puntual de otros escritores (por ejemplo, la de Fred Blanchard en este arco de las Torres). Además, recurren a los mejores dibujantes franco-belgas. 

Como véis las posibilidades son infinitas en este universo de historias alternativas que tiene un gran éxito en Francia y del que en España apenas han salido unos pocos números (Ponent Mon ha publicado La revolución rusa, ¡Tiembla, Roma! y La horda del oro;
y el mes que viene sale Las sombras de Constantinopla). Una fascinante colección de distopías históricas.

Portada de 'El príncipe de las tinieblas'

Noticias

anterior siguiente