Enlaces accesibilidad

Dos clásicos del cómic inspirados en Peter Pan

  • Se reedita el Peter Pan de Loisel, una obra maestra del cómic europeo
  • Y el Peter Pank de Max, uno de las series míticas de la revista El Víbora

Por
La campanilla de Loisel Planeta Cómic

Creado en 1904 por el escritor escocés James Matthew Barrie (1860-1937) para una obra de teatro, Peter Pan es uno de los grandes mitos de la literatura universal y ha conocido numerosas adaptaciones a otros medios desde que, en 1924, se estrenó la primera película. Aunque la adaptación más famosa siga siendo la de Disney (1953). Pero ahora se reeditan dos de las mejores versiones del personaje: el Peter Pan de Loisel (Planeta Cómic) y el Peter Pank, de Max (La Cúpula).

‘Peter Pan’ de Loisel

Portada del 'Peter Pan' de Loisel

Régis Loisel (1951) es uno de los grandes del cómic europeo; famoso, sobre todo, por dos espectaculares sagas fantásticas, La búsqueda del pájaro del tiempo y Peter Pan. A esta última dedicó 14 años de su vida (1990-2004), que dieron como resultado seis álbumes imprescindibles que ahora Planeta cómic recoge en un estupendo integral (Peter Pan. Edición de lujo). Un volumen de gran formato y en blanco y negro, lo que nos permite apreciar los espectaculares dibujos del francés, llenos de detalles.

En realidad, el cómic de Loisel es una precuela del famoso relato clásico de J.M. Barrie que surgió cuando el autor se preguntó cómo un niño había llegado a ser Peter Pan y por qué el resto de los personajes son como son, incluyendo al Capitán Garfio. Una versión adulta que indaga en la mágica historia, sin olvidar los recovecos más oscuros de la misma.

La historia comienza en el invierno de 1887, en los bajos fondos de Londres. El jovencito Peter es hijo de una prostituta alcohólica que sobrevive como puede en las calles; y al que su madre maltrata constantemente para que le lleve alcohol.

El niño solo sobrevive gracias a su imaginación, que le hace pensar en su madre como una bella y atenta joven. Un acto desesperado para intentar conservar su inocencia. Y eso es lo que transmite a otros niños abandonados en las calles de Londres, que trabajan para mafias y que lo envidian, sin saber que su situación es similar o peor a la de ellos.

Viñetas del 'Peter Pan' de Loisel

Será entonces cuando conozca a un hada, a la que bautizará como Campanilla, y que viene a buscarlo porque necesita su ayuda para salvar a las criaturas de Nunca Jamás, una tierra en la que viven los sueños de los humanos y que está siendo atacada por el malvado Capitán Garfio, un pirata que quiere arrebatarles un tesoro mítico, sin saber muy bien que es.

A lo largo de los seis álbumes, descubriremos cosas que Barrie nunca contó en su historia. Por ejemplo, la traumática razón por la que el pequeño decide adoptar el nombre de Peter Pan, cómo conoce a las fantásticas criaturas de Nunca Jamás (como los indios o las sirenas)y cómo reúne a los niños perdidos. Además de descubrir a varios personajes creados por Loisel que no desentonan para nada con los originales.

Aunque los cambios más significativos del cómic se refieren al Capitán Garfio, al que conoceremos antes de que se le llame por ese nombre, pues todavía tenía dos manos. Precisamente, en el cómic descubriremos cómo pierde esa mano y el origen de su obsesión por cierto cocodrilo que se tragó un despertador. Pero lo más importante serán los cambios en su relación con Peter, ya que los une un misterioso pasado.

Viñetas del 'Peter Pan' de Loisel

Un cómic espectacular en todos los sentidos, con un guion apasionante en el que se nos describe la dura vida en el Londres de finales del Siglo XIX y en el que también aparece otro de los mitos de la época, el temible Jack el Destripador. Y en el que se amplían muchos de los temas que Barrie apuntaba en su novela, como el miedo a crecer, el despertar sexual y la obsesión de Peter y los Niños Perdidos por tener una madre de verdad.

Sin olvidar los detallistas y preciosistas dibujos de Loisel, que podemos apreciar con todo lujo de detalles en esta edición en Blanco y negro. Y es que pocos artistas tiene tal nivel de detallismo, destacando los frondosos paisajes vegetales de Nunca Jamás. Una de las mejores adaptaciones de Peter Pan y de las más bellas y originales.

‘Peter Pank’, de Max

Portada de 'Peter Pank'

Nacido en las páginas de la revista El Víbora, en 1984, el Peter Pank de Max es la mejor parodia de la obra de Barrie y se ha convertido en uno de los grandes clásicos de la historieta europea. Fue un éxito desde su primera publicación y consiguió el premio a la Mejor Obra Nacional, de 1987, en el Salón del Cómic de Barcelona.

Coincidiendo con el 35 aniversario del personaje (y el 40 de la revista El Víbora), La Cúpula relanza Peter Pank, edición integral, que incluye las tres historias largas del personaje (Peter Pank, El Licantropunk y Pankdinista), remasterizadas bajo la supervisión de Max.

También incluye las historias cortas y tiras del personaje, aparecidas en diferentes publicaciones, además de portadas e ilustraciones inéditas hasta hoy en formato libro. Además es a todo color (el original era a dos tintas, el negro y un color que variaba en cada número).

El cómic es una versión muy ochentera de la historia, cuando Max todavía estaba muy influenciado (gráficamente) por la línea clara del dibujante francés Yves Chaland (Bob Fish), aunque mezcló ese estilo con la fuerza del undergorund ibérico de la época, para crear algo nuevo y sorprendente.

Viñetas de 'Peter Pank', de Max

Por eso, Nunca Jamás se convierte en Punkilandia. Y Max transforma a los personajes de la obra de Barrie desde la perspectiva de las tribus urbanas de la España de los años ochenta.

Así, Peter Pan se convierte en Peter Punk y los “Niños perdidos” en los "chicos descarriados", un grupo de punkies obsesionados por la violencia gratuita, el sexo y las anfetaminas.

El Capitán Garfio se convierte en el Capitán tupé y tanto el cómo sus piratas son un grupo de rockers. Los indios son "jipis" ("hippies"): consumidores de hachís y tripis (LSD) y las sirenas son ninfómanas que siempre están dispuestas para el sexo.

Una alucinante parodia, no solo de la obra de Barrie, sino de toda una época: la España de los ochenta. Esperemos que durante este 2019 se reediten otras obras míticas de la inolvidable revista El Víbora, por su 40 aniversario.

Peter Pank y los Niños Descarriados

Noticias

anterior siguiente
-->