Enlaces accesibilidad

La edición definitiva de 'Alicia en el País de las Maravillas', por su 150 aniversario

  • Una edición integral con las dos novelas y las ilustraciones originales de Sir John Tenniel coloreadas
  • También se edita Alicia para los pequeños, la versión infantil del propio Lewis Carroll

Por
Ilustración de sir John Tenniel para 'Una merienda de locos', con Alicia, la Liebre, el Lirón y el Sombrerero Loco
Ilustración de sir John Tenniel para 'Una merienda de locos', con Alicia, la Liebre, el Lirón y el Sombrerero Loco Edelvives

Alicia en el País de las Maravillas (Lewis Carroll, 1865) es, posiblemente, el libro más original, extraño y mágico de cuantos se han escrito. Y sigue influyendo en casi toda la literatura de fantasía actual (Ni Las Crónicas de Narnia, ni El Señor de los Anillos, ni muchas más obras se hubieran escrito sin Alicia). Este 2015 ha habido varios homenajes y numerosas reediciones del libro en todo el mundo. Y el próximo 16 de diciembre se inaugurará una exposición en el Museo ABC en la que grandes ilustradores nos ofrecerán su versión de Alicia (Y de la que ya os hablaremos).

Pero entre todo estos homenajes destacamos dos libros que acaban de publicarse: Alicia, edición completa (Edelvives), la edicición especial por el 150 aniversario, y Alicia para los pequeños (Edelvives)la versión infantil de la historia que escribió el propio Lewis Carroll en 1881.

'Alicia, Edición completa'

Portada de 'Alicia, Edición completa'
Portada de 'Alicia, Edición completa'

Portada de 'Alicia, Edición completa' Edelvives

Alicia, Edición completa (Edelvives) es un precioso libro, cuidado hasta el más mínimo detalle, y que podemos considerar la edición definitiva de esta obra, ya que contiene las dos novelas que escribió Lewis Carroll: Alicia en el País de las Maravillas y A través del espejo y lo que Alicia encontró allí.

Además tiene las ilustraciones originales de sir John Tenniel coloreadas por Harry Theaker en 1911 y Diz Wallis en 1995. Pasarían muchos años hasta que Tenniel diese permiso para que se coloreasen sus ilustraciónes originales en lápiz y pluma. De hecho , hace tan sólo 20 años que se completó la versión en color de todas las ilustraciones originales.

Y un montón de extras como el episodio Una avispa con peluca, un capítulo de A través del espejo, que Carroll suprimió del libro. Al parecer fue el propio Tenniel el que le convenció de que lo hiciese, porque lo consideraba demasiado surrealista. Su frase "Una avispa con peluca es algo que no está al alcance de los instrumentos del arte" ha pasado a la historia. Este capítulo perdido salió a la luz en 1974 cuando se subastaron las galeradas de A través del espejo.

El gato de Chesire
El gato de Chesire

El gato de Chesire Edelvives

Las ilustraciones en color de este libro también incluyen dieciséis dibujos del artista vistoriano Harry Theaker (1873-1954) que se publicaron, por primera vez, en 1911, tres años antes de la muerte de Tenniel, y fueron las que establecieron la imagen que ha perdurado de Alicia, con su vestido azul y sus calcetines de rayas.

También podemos disfrutar de los poemas y prólogos que el propio Lewis Carroll escribió para las ediciones históricas (Y en los que nos desvela numerosos secretos sobre los libros) y de Cómo se escribió Alicia, un ameno relato en imágenes de la creación y primera publicación de Alicia. Todo en una edición facsimilar de lujo (con cantos tintados, cinta separadora y cubierta troquelada y en relieve). Hay incluso una carta de navidad (1871) en la que Carroll agradecía a los niños el "amable interés que han demostrado en esta niña fruto de mi imaginación".

'Alicia para los pequeños'

Portada de 'Alicia para los pequeños'
Portada de 'Alicia para los pequeños'

Portada de 'Alicia para los pequeños' Edelvives

Sorprendido por el éxito sin precedentes de Alicia, Lewis Carroll quiso que el libro también llegase a los más pequeños. Por eso adaptó el texto original para niños menores de cinco años y pidió nuevas ilustraciones a Tenniel. La primera edición en color de este libro se publicó en 1890 con el título de The nursery Alice. Un rpecioso volumen que Edelvives también publica con el título de Alicia para los pequeños.

Para esta edición Tenniel volvió a redibujar 20 de sus emblemáticas ilustraciones y le puso a Alicia un vestido amarillo y grandes lazos azules en el delantal y en el pelo. La cubierta fue dibujada por E. Gertrude Thompson, profesora de dibujo y amiga de Carroll.

Esta edición recoge íntegramente los contenidos de la de 1890, incluídos el prólogo original y otras tres obras de Carroll: El poema La alegría de la casa y las Felicitaciones de Navidad (1871) y de Pascua (1872).

Una edición preciosa en la que se ha respetado la disposición del texto y las ilustraciones que, en su día, decidió el propio Carroll. Un texto que es una estupenda aproximación a Alicia para todas las edades.

Las tres versiones de la ilustración de la Oruga, la original en blanco y negro, la coloreada por el propio Tenniel para 'Alicicia para los más pequeños' y la de la versión coloreada.

Las tres versiones de la ilustración de la Oruga, la original en blanco y negro, la coloreada por el propio Tenniel para 'Alicicia para los más pequeños' y la de la versión coloreada. Edelvives

Cómo nació 'Alicia en el País de las Maravillas'

Una historia tan absurda como la de Alicia en el País de las Maravillas sólo pudo nacer de forma casual. El 4 de julio de 1862 Lewis Carroll daba un paseo en barco por el Támesis acompañado del reverendo Robinson Duckworth y las tres hermanas Liddell: Lorina Charlotte, Alice y Edith, de trece, diez y ocho años, respectivamente, y para entretener a las pequeñas comenzó a contarles las historias que se le iban ocurriendo a las que llamó Las aventuras subterráneas de Alicia.

Como cuatro meses después las niñas seguían pidiendo más historias, sobre todo Alice, Carroll decidió escribir un libro y cuando lo terminó también lo ilustró, concluyendo el manuscrito en 1864, aunque luego contrató a un ilustrador profesional para mejorar su trabajo (John Tenniel).

Como detalle final, el autor incluyó un retrato ovalado de Alice Liddell en la última página. Y es que, mientras Alice se convirtió en la gran protagonista del libro, sus hermanas, Lorina y edith, se tuvieron que conformar con quedar inmortalizadas en los personajes del Loro y el Aguilucho que aparecen en los capítulos 2 y 3. Carroll era el Dodo (para lo que se inspiró en su verdadero apellico, Dogson) y el reverendo se convirtió en el Pato.

Alicia y la Gran Duquesa
Alicia y la Gran Duquesa

Alicia y la Gran Duquesa Edelvives

Publicado el 24 de mayo de 1865, Fue un éxito inmediato y en 1872 escribió la segunda parte A través del espejo y lo que Alicia encontró allí, que es mucho menos conocida. Fundamentalmente porque casi todas las adaptaciones mezclan elementos de las dos partes sin orden ni concierto. Actualmente sólo se conservan 23 ejemplares de esa primera edición del libro (se imprimieron 2000) y su valor es incalculable.

Pero desde entonces el Conejo Blanco, El Sombrerero, la Oruga azul, el Gato de Cheshire o la Reina de Corazones son algunos de los personajes más famosos de la literatura universal. Y han sido adaptados al cine, al teatro, a los cómics, aunque la versión más conocida es, sin duda, la de Walt Disney de 1951, que no tenía mucho que ver con la obra original, aunque también sea una joya.

Dos ilustraciones de 'Alicia. Edición completa'
Dos ilustraciones de 'Alicia. Edición completa'

Dos ilustraciones de 'Alicia. Edición completa' Edelvives

Otras versiones

Como decimos, en estos 150 años las versiones de la obra se cuentan por millares, además de haber servido de inspiración para muchos autores de todos los campos. Desde teatro, videojuegos, musicales, ballets, animes, series de televisión, parodias, dibujos animados, óperas, o videos musicales de artístas como The Beatles, Neil Sedaka, Bob Dylan, Tom Waits, Jewel, Aerosmith... Vamos a destacar alguna de las mejores.

Si hablamos de cine, ya en 1903 Cecil Hepworth dirigió la primera adaptación. Pero la versión más famosa es, sin duda, la de Disney: Alicia en el País de las Maravillas (Clyde Geronimi, Wilfred Jackson y Hamilton Luske, 1951), que se basa en las dos novelas (Alicia en el país de las maravillas y Alicia a través del espejo) y cuyo estreno fue un fracaso. De hecho nunca ha figurado entre las preferidas por los niños, quizá porque es demasiado surrealista y adulta.

Tampoco podemos olvidar la versión del director checo Jan Švankmajer, maestro de la animación, que dirigió una excelente versión en 1988, bastante surrealista y personal. Si recomendamos olvidar la nueva versión de Disney dirigida por Tim Burton en 2010, una estupidez que, incomprensiblemente, fue un éxito de taquilla y de la que en mayo se estrenará la segunda parte.

Mencionar también la versión libre de Alicia en el País de las Maravillas (Edelvives) de la ilustradora Rébecca Dautremer que eligió como protagonista a la niña en la que se basó Lewis Carrol para ese interesante libro.

En cuanto al cómic, destacamos la excepcional Alice in Sunderland (Mondadori), de Bryan Talbott, una historia de varias capas en la que la relación de Lewis Carrol y Alicia Liddell se entrecruza con leyendas e historias de Sunderland, el pueblo inglés en el que el escritor veraneaba y que inspiró Alicia en el país de las maravillas.

También Lost Girls (Norma) la versión erótica de Alan Moore y Melinda Gebbie, que presentaron a una Alicia muy crecidita, que junto con Wendy y Dorothy (protagonistas de Peter Pan y El mago de Oz) daban rienda suelta a sus fantasías sexuales en tres tomos no exentos de polémica.

Sin olvidar la serie Fábulas (Planeta DeAgostini), una de las series más premiadas de los últimos años, que está claramente inspirada por la obra de Lewis Carroll.

Lo que está claro es que, 150 años después, Alicia en el país de las maravillas sigue inspirando nuestra imaginación, algo que solo consiguen los grandes clásicos intemporales.

Noticias

anterior siguiente