Enlaces accesibilidad

El euroescepticismo logra un gran avance en las europeas con la ultraderecha a la cabeza

  • El Frente Nacional logra una victoria histórica en Francia con el 25%
  • El UKIP impide por primera vez en un siglo una victoria torie o laborista
  • En Dinamarca también vence una formación xenófoba
  • En total, los considerados euroescépticos logran un centenar de eurodiputados

Por
La victoria del antieuropeo UKIP convulsiona la política británica

Los partidos que rechazan claramente la integración comunitaria, llamados genéricamente euroescépticos, han logrado un fuerte avance en las elecciones europeas con la ultraderecha a la cabeza, que se ha situado como primera fuerza en países como Francia, Reino Unido o Dinamarca con registros históricos, según datos del recuento provisional, ofrecidos por el Parlamento Europeo a las 11:00, hora peninsular española.

En Francia, el Frente Nacional (FN) se ha convertido por primera vez en unos comicios de ámbito nacional en la formación más votada del país con casi el 25% y obtiene 24 escaños.

Eso significa que el partido de la extrema derecha francesa cuadruplica el 6,3% conseguido en 2009 (cuando sacó tres eurodiputados). La líder del partido, Marine Le Pen, que tendrá su propio escaño en Bruselas y Estrasburgo, ha interpretado su victoria en primer lugar como el mensaje de que los franceses "no quieren seguir siendo dirigidos desde fuera" por las instituciones europeas.

En clave interna, Le Pen ha instado al presidente francés, el socialdemócrata François Hollande, a que convoque elecciones legislativas anticipadas.

En el Reino Unido, el partido antieuropeo de corte xenófobo UKIP también ha obtenido un registro histórico. Con el recuento a punto de concluir, ha sido el partido más votado con el 27,5% de los votos y 24 eurodiputados, 11 más que en 2009. Así, es la primera vez desde 1906 que unos comicios en todo el Reino Unido no son ganados por laboristas o conservadores (tories).

El líder de la formación, Nigel Farage, ha interpretado así el ascenso de los euroescepticismos: "Se ha demostrado que la eurozona no sirve y se han abierto las fronteras a países ex soviéticos donde el sueldo es nueve veces inferior que en Reino Unido", lamentó el eurodiputado británico.

Distintas corrientes ultras

Farage es presidente del grupo europeo de la Libertad y la Democracia (EFD), mientras Le Pen aspira a formar otro grupo en torno a su Alianza Europea por la Libertad (EAF)Para formar un grupo propio en la Eurocámara necesitan 25 eurodiputados (umbral que superan de largo por sí solos el FN o el UKIP), pero con representantes electos en al menos siete Estados miembros. Por eso, pese a su gran aumento, ninguna de estas dos coaliciones tiene garantizado un grupo propio.

El FN contaba con el Partido Nacionalista Eslovaco, pero este último se ha quedado fuera, por lo que faltaría un socio en un séptimo país. En principio sí se sumarán a esa alianza frentista los italianos de la Liga Norte, el SD sueco, el Vlaams Belang belga, así como el FPÖ austríaco y el PVV holandés, estos últimos algo por debajo de las expectativas.

La formación de Geert Wilders será finalmente tercera en Holanda (13,35%, cuatro diputados), como el FPÖ austriaco, que sube siete puntos porcentuales respecto a 2009 hasta casi el 20% (también cuatro diputados).

Por su parte, como principal socio del UKIP británico se cuenta con la formación Verdaderos Finlandeses, que se queda con dos escaños.

Pero además, hay una tercera corriente en torno a otro gran triunfador de la noche electoral europea, el Partido Popular Danés, que ha ganado con el 26,60% de los votos, 11 puntos más que en 2009, y ha conseguido así cuatro escaños.

Esta formación también de tinte xenófobo pretende ahora entrar en el grupo conservador europeo tras haber colaborado con el grupo europeo de la Libertad y la Democracia. En la pasada década ya sirvió de apoyo externo al gobierno liberal-conservador y ha influido en el endurecimiento de las leyes de inmigración, pero nunca hasta ahora había ganado unos comicios.

"Hay una gran parte de la población que dice que está bien estar en la UE, pero que debemos luchar porque la UE decida menos", ha declarado su líder Kristian Thulesen Dahl.

Neonazis en Alemania y en Grecia

En Suecia, la ultraderecha también ha sido la formación que más ha crecido: Demócratas de Suecia sube casi siete puntos, hasta el 9,7%, lo que le otorga dos escaños. Su líder, Jimmie Åkesson, ha expresado su intención de colaborar con el Partido Popular Danés, lo que implicaría un socio menos para Le Pen.

Por su parte, en Alemania el neonazi NPD, que aglutina a los colectivos neonazis, ha obtenido el 1% de los votos y un escaño a pesar de estar inmerso en un proceso de ilegalización en el Tribunal Constitucional.

En Grecia, otra formación de corte neonazi en proceso de ilegalización, Amanecer Dorado, ha cosechado más del 9% y 2 diputados. Y en Hungría, el extremista Jobbik ha obtenido el 14,68% y tres diputados.

Otros escépticos

Además, hay una larga lista de partidos euroescépticos en el continente que han obtenido resultados notables.

En Alemania se ha situado como quinta fuerza Alternativa para Alemania (AfD), partido que surgió del rechazo a los programas de ayuda europeos, se hicieron con el 7% de los sufragios y siete escaños en Estrasburgo.

También han conseguido igualmente buen resultado en República Checa el partido Acción de Ciudadanos Descontentos (ANO 2010), que obtendría el 16,13% de la representación y cuatro eurodiputados, y el populista Ciudadanos Libres, con un 5% y 1 diputado.

En Italia, el Movimiento 5 Estrellas, de difícil catalogación política, se sitúan en torno al 21,13% y 17 escaños.

En total, todas estas formaciones suman aproximadamente un centenar de diputados en el nuevo Parlamento Europeo. En la cámara saliente rondaban los 60.

Noticias

anterior siguiente