Enlaces accesibilidad

El Govern y PP se acusan de "manipular" la historia tras la inauguración del simposio catalán

  • Arranca el simposio "España contra Cataluña, una mirada histórica"
  • Homs dice que "no hay ninguna pretensión de imponer nada"
  • Gobierno cree que se falsea la historia y Rubalcaba habla de "despropósito"
  • PPC, UPyD y C's han denunciado el simposio ante la Fiscalía

Por
Comienza en Barcelona el polémico simposio " España contra Cataluña"

El simposio "España contra Cataluña, una mirada histórica (1714-2014)" ha arrancado este jueves rodeado de expectación y polémica tras las críticas del Gobierno y la denuncia ante la Fiscalía presentada por PP, C's y UPyD que lo tachan de "incitación al odio", y la defensa de su "rigor histótico" que hacen la Generalitat y sus organizadores.

El conseller de Presidencia y portavoz del Govern, Francesc Homs, ha asegurado, en la inauguración del mismo, que el simposio no tiene "ninguna pretensión de imponer nada" y ha lamentado que haya dirigentes políticos que "usen" la historia para ganar posiciones que no obtuvieron en las urnas.

El conseller ha inaugurado en el Instituto de Estudios Catalanes (IEC) el simposio organizado por este instituto y el Centro de Historia Contemporánea de Cataluña, organismos públicos dependientes del departamento de Presidencia de la Generalitat.

Una decena de manifestantes, con banderas catalanas y españolas, y pancartas con lemas como "los nacionalistas están locos" se han concentrado a las puertas del IEC para denunciar la "lamentable falta de rigor" de un simposio pagado con dinero público, según ha explicado Manuel Parra, del movimiento España y Catalanes.

En su discurso de inauguración, Homs ha subrayado que en este simposio no se hablará de "la verdad" porque en historia no hay una única verdad: "No tiene ninguna pretensión de imponer nada, es un simposio que se hace desde el rigor académico y los que participan son una garantía en este sentido", ha señalado.

PP: "Ha llegado el momento de decir 'basta ya' a las mentiras de CiU"

Por su parte, la presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, ha afirmado este jueves que "ha llegado el momento de decir 'basta ya' a las mentiras de CiU y del independentismo catalán, a la manipulación de la historia y a que quieran separar y dividir".

En declaraciones a los medios de comunicación antes de asistir a los Desayunos Informativos de Europa Press, Sánchez-Camacho ha insistido en que la Fiscalía debe actuar contra el simposio porque "no se puede incitar al odio ni a la división ni a que haya un fomento de la hispanofobia y del odio hacia el resto de España".

Como alternativa al simposio organizado por la Generalitat, la líder de los 'populares' catalanes ha defendido la propuesta lanzada por su propio partido junto con PSC y Ciutadans: "Es muy importante que los partidos constitucionalistas estemos impulsando un foro protagonizado por la sociedad civil catalana en el que se haga pedagogía y se explique la verdad".

Varios ministros se han referido a este simposio. El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha alertado de la "fractura social y familiar" que se está generando en Cataluña a raíz de iniciativas nacionalistas como la celebración del simposio, que están haciendo "daño" y "dividiendo" a esta comunidad autónoma. "Muchas familias y amigos reconocen que prefieren no hablar de política", ha dicho el ministro.

 "Esto está pasando", ha advertido Fernández Díaz, antes de dejar claro que el falseamiento de la historia con la finalidad de justificar determinadas decisiones, "llevan a la división y al odio" y carecen del "más elemental sentido de la responsabilidad".

Críticas también ha recibido el simposio por parte del ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, quien ha manifestado que es "un retroceso intelectual histórico" y que le produce "inmensa tristeza" que haya gente que pueda caer en ese "engaño"; y el ministro de Exteriores, José Manuel García Margallo, quien ha insistido en que es "una flagrante falsificación de la historia".

Rubalcaba cree que está pensado para enfrentar a Cataluña con España

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha dicho este jueves que el simposio es un "despropósito" y un "disparate" que "parece pensado para enfrentar a Cataluña con el resto de España".

En declaraciones a Antena 3 TV, Rubalcaba, que ha considerado que el simposio es "acientífico" al partir de "una conclusión ya predeterminada en el título", ha señalado que denunciarlo sólo sirve para "conseguir un titular".

Rubalcaba se ha preguntado "a qué España se refiere" el título del simposio, para añadir a renglón seguido "si es que los gallegos o los extremeños o los andaluces no sufrieron la dictadura de Franco" y sólo Cataluña ha "sufrido las desgracias" acontecidas en España y ha recordado que los ciudadanos sancionarán "este tipo de actitudes" en las urnas.

Por su parte, el primer secretario del PSC, Pere Navarro, ha defendido la necesidad de establecer mesas de diálogo con el Estado y no impulsar simposios "de división" que, en su opinión, busca alimentar el enfrentamiento entre los que desde Cataluña quieren hacer antiespañolismo y al revés.

También ha criticado que el PP haya anunciado la organización de un foro sobre la verdad en respuesta al simposio catalán: "Estamos hartos de estos procedimientos que aumentan la crispación. Exigimos respuestas, soluciones y que algunos partidos sean más responsables".

Para el dirigente socialista, el presidente de la Generalitat, Artur Mas, es "prisionero" del proceso que ha impulsado y que, a su juicio, no tienen ningún tipo de salida. Dice que esto ya lo admiten miembros de Convergència.

El Ministerio Fiscal estudiará el simposio

El fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, ha explicado que el Ministerio Fiscal estudiará el caso para determinar si se abren diligencias previas o, por el contrario, se archiva las denuncias ante la ausencia de hechos penales.

Pero la polémica ha derivado asimismo en una enorme expectación mediática, que ha provocado que se hayan desbordado las previsiones iniciales, con una cifra de más doscientos inscritos a las sesiones, según han confirmado a Efe los organizadores.

El IEC se ha visto obligado a habilitar una sala anexa, debido a que la sala de conferencias tiene una capacidad para 150 personas en la que los asistentes seguirán las conferencias por circuito televisivo. Además, ha asegurado que son varias las "personalidades de renombre" que han solicitado asistir a las jornadas académicas.

Tres días de conferencias en la Sala Prat de la Riba del IEC, que tendrán su pistoletazo de salida con la lección inaugural del catedrático emérito de la Universidad Pompeu Fabra (UPF), Josep Fontana, bajo el título "España y Cataluña, trescientos años de conflicto político".

El simposio se vertebrará en base a cuatro ejes: el jueves se analizará la "represión institucional, política y administrativa" y la "represión económica y social"; el viernes, la "represión cultural y lingüística"; y el sábado, finalmente, el "exilio".

Un programa que contiene conferencias como "300 años de españolismo en Cataluña", "La economía catalana y el coste de las desigualdades españolas", "La apoteosis del expolio: siglo XXI", "Contra el alma de un pueblo: la represión cultural" o "La falsificación de la historia", entre otras.

Noticias

anterior siguiente