Enlaces accesibilidad

La OEA constata el fraude electoral en Haití

       
  • Según una filtración de su informe, pedirá eliminar al candidato del poder
  •    
  • La primera vuelta de las presidenciales estuvo plagada de irregularidades

Por

La Organización de Estados Americanos (OEA) se dispone a hacer público un demoledor informe sobre la primera vuelta de las elecciones en Haití, en el que pedirá la descalificación del candidato del poder, según ha informado Associated Press.

La agencia estadounidense ha accedido al documento, cuya publicación estaba prevista para comienzos de esta semana, en la que debía celebrarse la segunda vuelta –casi en coincidencia con el primer aniversario del terremoto que devastó al país–.

No obstante, las autoridades ya han asumido que eso no será posible dada la gran tensión generada tras el escrutinio de la primera ronda, celebrada el 28 de noviembre.

Según el referido informe, cuya autenticidad han confirmado a la agencia “fuentes extranjeras”,  la organización panamericana tiene indicios de que se manipularon decenas de miles de votos.

A favor del cantante Martelly

Con la eliminación de esos sufragios, Jude Celestin, el candidato del presidente René Préval, quedaría fuera de la pugna por el poder, en lugar de disputar la segunda vuelta con la ex primera dama Mirlande Manigat, que quedó primera.

“Después de un concienzudo análisis estadístico, la misión de expertos ha determinado que no puede apoyar el resultado preliminar de las elecciones anunciado (por el Tribunal Electoral Provisional) el pasado 7 de diciembre”, dice el documento, según una traducción de Colpisa.

Aquellos resultados dejaron fuera al popular cantante Michel Martelly por menos del 1% de diferencia con Celestin. Como consecuencia, las calles de Puerto Príncipe ardieron con las protestas de los seguidores del rapero.

Cuatro personas murieron en los disturbios, decenas resultaron heridas y el aeropuerto estuvo cerrado varios días. Desde entonces, los precios se han doblado en la capital y todo el mundo se abastece a la espera de lo que se desate cuando el Tribunal Electoral dé a conocer el resultado final, añade la agencia.

Este organismo es soberano y no ha de aceptar el informe de la OEA, pero tendrá un peso importante. No se puede olvidar que Haití, el país más pobre de América, depende en gran medida de la ayuda internacional, más aún tras el terremoto del 12 de enero del 2010. Y una misión militar de la ONU trata de estabilizar el país desde el 2004.

Noticias

anterior siguiente