Enlaces accesibilidad

Descubren en Mongolia la evidencia más antigua de cuidado veterinario de caballos

  • La cultura 'Deer Stone-Khirigsuur' aplicó atenciones dentales a los equinos
  • Este pueblo se desarrolló entre los años 1.300 aC y 700 aC

Por
Imagen de un cazador de águila nómada mongol en su caballo.
Imagen de un cazador de águila nómada mongol en su caballo. THINKSTOCK

Un equipo de académicos, dirigido por William Taylor, del Instituto Max Planck para la Ciencia de la Historia Humana, en Alemania, analizó los restos de caballos de una antigua cultura pastoril mongola conocida como 'Deer Stone-Khirigsuur' (hacia entre 1.300 y 700 aC). Piedras megalíticas, con bellas tallas de ciervos, y montículos de piedra (khirigsuursson famosas por los impresionantes entierros de caballos que se encuentran junto a ellas en docenas, cientos o incluso miles.

Mediante un estudio cuidadoso de los restos óseos de estos entierros, publicados en Proceedings of the National Academy of Sciences y financiados en parte por una subvención de la National Geographic Society, Taylor y sus colegas encontraron que 'Deer Stone-Khirigsuur' comenzó a usar procedimientos dentales veterinarios para eliminar dientes jóvenes que habrían causado dolor a los potros o dificultad para alimentarlos: la evidencia más antigua del mundo de cuidado dental veterinario.

Investigaciones previas han demostrado que estos pastores fueron los primeros en el este de Eurasia en depender fuertemente de los caballos como ganado para obtener productos alimenticios, y pueden haber sido de los primeros en usar caballos para montar. Basándose en las ideas de sus colegas mongoles, Jamsranjav Bayarsaikhan y Tumurbaatar Tuvshinjargal, del Museo Nacional de Mongolia, Taylor argumenta que el desarrollo de la equitación y una economía pastoril basada en el caballo fue un factor clave para la invención de la atención veterinaria equina.

"Podemos pensar que el cuidado veterinario es una especie de ciencia occidental -explica-, pero los pastores en Mongolia practican hoy procedimientos relativamente sofisticados utilizando equipos muy simples. Estos resultados de nuestro estudio muestran que una comprensión cuidadosa de la anatomía del caballo y una tradición del cuidado se desarrolló primero, no en las civilizaciones sedentarias de China o el Mediterráneo, sino siglos antes, entre las personas nómadas cuyo sustento dependía del bienestar de sus caballos".

Además, Taylor y su equipo descubrieron que los cambios en la odontología de caballos acompañaron a los principales desarrollos en la tecnología de control del caballo, incluida la incorporación de boquillas de bronce y metal en las bridas utilizadas para montar a caballo. Estos cambios, que se extendieron al este de Eurasia durante el primer milenio antes de Cristo, les dio a los jinetes un control más matizado sobre los caballos, y les permitió ser utilizados para nuevos propósitos, especialmente para la guerra.

Procedimiento veterinario similar al de la actualidad

Sin embargo, el uso de metal para controlar caballos también introdujo nuevos problemas orales, incluidas las interacciones dolorosas con un diente vestigial que se desarrolla en algunos animales, conocido como "diente de lobo". Taylor y su equipo descubrieron que, a medida que los pastores comenzaban a utilizar trozos de metal, también desarrollaron un método para extraer este diente problemático, similar a la forma en que la mayoría de los dentistas veterinarios lo eliminarían hoy.

Al hacerlo, estos jinetes tempranos pudieron controlar a sus caballos en situaciones de alto estrés utilizando una broca de metal, sin complicaciones conductuales o de salud, lo que puede haber tenido importantes implicaciones para el mundo antiguo. "En muchos sentidos, los movimientos de caballos y de personas montadas a caballo durante el primer milenio aC redefinieron los paisajes culturales y biológicos de Eurasia", dice la directora del Departamento de Arqueología del Instituto Max Planck para la Ciencia de la Historia Humana, Nicole Boivin.

Y añade: "El estudio del doctor Taylor muestra que la odontología veterinaria, desarrollada por pastores del interior de Asia, puede haber sido un factor clave que ayudó a estimular la propagación de personas, ideas y organismos entre Oriente y Occidente".

Noticias

anterior siguiente