Anterior Puigdemont acusa al "frente del 155" de calumniar a la escuela catalana Siguiente La ANC dice que sólo reconocerá a Puigdemont como presidente legítimo tras el 21-D Arriba Ir arriba
Miembros de Stop Desahucios en Álava conversan con agentes de la Ertzaintza y la Policía Local, durante un desahucio en una imagen de archivo.
Miembros de Stop Desahucios en Álava conversan con agentes de la Ertzaintza y la Policía Local, durante un desahucio en una imagen de archivo. EFE/JOSE RAMÓN GOMEZ

Los desahucios se redujeron un 6,4% en 2016, según el CGPJ

  • Un 54,2% estuvo vinculado a la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU)

  • Las ejecuciones hipotecarias bajaron un 29%, la cifra más baja desde 2008

  • Los desahucios derivados de estas también disminuyeron un 9,7%

|

El número total de lanzamientos de viviendas, popularmente conocidos como desahucios, practicados en 2016 fue de 63.037, un 6,4% menos que un año antes respecto a los 67.359 de 2015, en tanto que las ejecuciones hipotecarias de inmuebles iniciadas se redujeron un 29%, hasta 48.410, y marcaron la cifra más baja desde 2008, según los datos del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

Los lanzamientos, acto por el que se despoja a una persona de la posesión material de un bien inmueble, o desahucios "afectan a distintos tipos de inmuebles, no solo viviendas y, en el caso de éstas, no solo a vivienda habitual", ha recordado en una nota el CGPJ en la que ha señalado que más de la mitad, un 54,2% (34.193), fueron consecuencia de procedimientos derivados de la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU), mientras que un 41,9% (26.397) se produjeron tras una ejecución hipotecaria, y los 2.447 restantes (3,9%), obedecieron a otras causas.

Por otra parte, los procesos iniciados por impago del alquiler experimentaron una disminución del 4,2% el pasado año, mientras que los derivados de ejecuciones hipotecarias bajaron el 9,7%, hasta las 26.397.

Por comunidades autónomas, Cataluña fue donde más lanzamientos se practicaron el año pasado -con 14.069, el 22,3 % del total nacional-; seguida por Andalucía, con 9.998; y Valencia, con 9.635. Si se tienen en cuenta sólo aquellos provocados por la LAU, también Cataluña encabeza la clasificación, con 8.971; seguida por Madrid, con 4.760; y Andalucía, con 4.364. De los derivados de ejecuciones hipotecarias, el mayor número de lanzamientos corresponde a Valencia (5.398), Andalucía (5.193) y Cataluña (4.452). 

En lo que se refiere a las fechas comprendidas entre el 1 de octubre y el 31 de diciembre de 2016, los lanzamientos se redujeron un 4,9% respecto a los mismos meses del año anterior, hasta los 15.797. "El 53,8%  fue consecuencia de la LAU, el 42,3% se derivó de ejecuciones hipotecarias y el 3,9% restante obedeció a otras causas", ha apuntado el CGPJ, que también ha explicado que, "como en el caso de los datos anuales", Cataluña, con 3.405 lanzamientos, Andalucía, con 2.481, y la Comunidad Valenciana, 2.309, son los territorios con más lanzamientos practicados. 

Las ejecuciones hipotecarias, en mínimos desde 2008

En cuanto al número de ejecuciones hipotecarias, momento en el que la entidad bancaria pone en marcha el proceso para reclamar el monto total del crédito otorgado a través del juzgado, el CGPJ ha señalado que la cifra se redujo en 2016 un 29% respecto al año anterior, hasta las 48.410 y ha destacado que "es la cifra más baja de las registradas desde 2008, cuando se iniciaron 58.686 ejecuciones hipotecarias". En 2015 la cifra fue de 68.165.

En la distribución autonómica, el Consejo ha apuntado que La Rioja y País Vasco fueron "las únicas en las que no se registró una bajada de las ejecuciones hipotecarias", con aumentos del 9%, en el primer caso, y del 5,6% en el segundo. Por contra, ha añadido, "el descenso fue especialmente significativo en la Comunidad Valenciana (39,6%), Galicia (39,2%) y Navarra (38,8%)" y superior al 30% en Andalucía, Illes Balears, Canarias, Cantabria, Castilla y León y Madrid.  

Respecto a los datos del cuarto trimestre de 2016, la reducción de las ejecuciones hipotecarias es mayor, un 32,2% menos (10.726) que en el mismo periodo del año anterior y Andalucía, con 2.609, fue la comunidad autónoma en la que más ejecuciones se iniciaron, pero también en la que se registró el mayor descenso, un 44,2% menos, respecto al cuarto trimestre de 2015. 

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente