Enlaces accesibilidad

El escándalo por sobornos de la constructora Odebrecht salpica al presidente Juan Manuel Santos

  • El fiscal general pide que se investigue la campaña electoral de Santos de 2014
  • La campaña podría haber recibido 1 millón de dólares de soborno de Odebrecht
  • La constructora brasileña pagó 11 millones en sobornos en Colombia en 5 años
  • El secretario de Transparencia acusa al uribismo de estar detrás de la denuncia

Por
El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, durante un acto reciente
El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, durante un acto reciente EFE

El escándalo por los sobornos pagados por la constructora brasileña Odebrecht en Colombia ha salpicado este martes al Gobierno del presidente Juan Manuel Santos por el supuesto ingreso de un millón de dólares a su campaña para la reelección en 2014, según apunta la Fiscalía.

El anuncio del fiscal general, Néstor Humberto Martínez, de que ha pedido al Consejo Nacional Electoral (CNE) que investigue la supuesta entrada de ese dinero en la campaña "Santos Presidente-2014" ha caído como una bomba en la política colombiana y ha motivado una respuesta inmediata de la Casa de Nariño, sede del Ejecutivo, que ha acusado a la oposición uribista de estar detrás de las acusaciones.

"La Presidencia solicita a las autoridades competentes que adelanten todas las investigaciones necesarias para establecer la verdad sobre esta nueva acusación temeraria", ha dicho el secretario de Transparencia de la Presidencia, Camilo Enciso, en una declaración.

El fiscal Martínez ha dicho que el millón de dólares pudo haber ingresado a la campaña de Santos por medio del exsenador Otto Bula, detenido el pasado 14 de enero por su implicación en el escándalo de los sobornos de Odebrecht.

Más de 11 millones de dólares en sobornos en cinco años

El informe publicado el pasado 21 de diciembre por el Departamento de Justicia de Estados Unidos que alertó sobre los tentáculos de la corrupción promovida por Odebrecht en diversos países de América Latina señala que, en el caso de Colombiala firma brasileña pagó coimas (sobornos) por más de 11 millones de dólares entre 2009 y 2014.

Las investigaciones se han centrado en los millonarios contratos obtenidos por Odebrecht para la construcción de la autopista Ruta del Sol II, que comunica al centro con el norte del país, aún no concluida, y para las obras de mejora de la navegabilidad del río Magdalena, el principal de Colombia.

Por los sobornos pagados por la Ruta del Sol II están detenidos desde el mes pasado el exviceministro de Transporte Gabriel García Morales, quien aceptó cargos por haber recibido 6,5 millones de dólares, y Bula, quien según la Fiscalía percibió 4,6 millones de dólares.

Según la investigación, Bula recibió el dinero por ayudar a Odebrecht a conseguir una adenda para la ampliación de la carretera Ocaña-Gamarra, en el noreste, como parte de la construcción de la Ruta del Sol II, suma que se le pagó en una compleja operación financiera desde Brasil en la que intervinieron "empresas internacionales panameñas y chinas".

"En todo caso se ha establecido que de dicho monto (los 4,6 millones de dólares), el señor Otto Bula tramitó durante el año 2014 dos giros hacia Colombia (...) por la suma total de un millón de dólares, cuyo beneficiario final habría sido la gerencia de la campaña Santos Presidente-2014", ha agregado este martes el fiscal.

Una empresa panameña, Lurion Trading Inc., también aparece en la operación del otro soborno, de 6,5 millones, por medio de una cuenta en la Banca Privada de Andorra, dijo el fiscal, quien agradeció a las autoridades del istmo la colaboración en las investigaciones.

"Gracias a la cooperación de la Procuraduría General de Panamá, cuyo concurso hacemos público ante el país, con expresión de nuestra sincera gratitud, por tratarse del primer caso de cooperación en el que Colombia conoce la propiedad efectiva de una sociedad anónima panameña, la Fiscalía ha podido verificar la titularidad accionaria de dicha empresa", ha añadido.

El secretario de Transparencia acusa al uribismo de estar detrás

En defensa de la campaña de Santos a la reelección, el secretario de Transparencia de la Presidencia colombiana ha dicho que, según la Fiscalía, "no existe ninguna prueba de que en efecto se le haya entregado ese dinero al gerente de la Campaña Santos Presidente".

"Es entonces la palabra de un delincuente (en una aparente referencia a Bula) que busca a cualquier precio beneficios judiciales contra la palabra del gerente de la campaña", Roberto Prieto, ha agregado Enciso.

El secretario de Transparencia ha subrayado que "el uribismo tiene como estrategia defenderse atacando con mentiras" y lo hace ahora "para acusar falsamente al gerente de la Campaña Santos Presidente de haber recibido un millón de dólares".

Enciso ha recordado que el publicista brasileño Duda Mendonça, que asesoró en la campaña de 2014 al candidato del partido uribista Centro Democrático, Óscar Iván Zuluaga, ha revelado recientemente al semanario Veja que parte de sus honorarios fueron pagados por Odebrecht.

Así las cosas, será el CNE el que clarificará si el dinero de los sobornos de Odebrecht infiltró las campañas de Santos y Zuluaga en la reñida elección presidencial de 2014.

Noticias

anterior siguiente