Anterior Les Luthiers: "El separatismo siempre encubre una forma de xenofobia" Siguiente El Tribunal Constitucional anula por unanimidad la ley del referéndum del 1 de octubre Arriba Ir arriba
Steve McQueen y Alfonso Cuarón son los grandes triunfadores de la 86 edición de los Premios Oscar

'Gravity' arrasa con siete Oscar, pero '12 años de esclavitud' le arrebata el de mejor película

  • Gravitu se lleva todos los premios técnicos y el de mejor director

  • 12 años gana tres premios: película, actriz secundaria y guión adaptado

  • El español Esteban Crespo se quedó sin el Oscar de corto de ficción

  • McConaughey y Blanchett, ganadores sin sorpresas

  • La gran belleza, de Paolo Sorrentino, mejor película de habla no inglesa

  • Así te hemos contado la gala minuto a minuto

|

Gravity, del mexicano Alfonso Cuarón, ha sido la gran triunfadora de los Premios Oscar con siete premios, incluido el de mejor director y prácticamente todos los premios técnicos, aunque 12 años de esclavitud le ha arrebatado el de mejor película, haciendo historia como la primera película de un director de color que gana el máximo galardón de la Academia de Hollywood. 

La aventura espacial de Cuarón, que ha hecho historia al convertise en el primer director latino en lograr el Oscar, se ha llevado siete de los diez galardones para los que estaba nominada; mientras que la cinta sobre la esclavitud de Steve McQueen se ha llevado tres de los nueve premios para los que estaba nominada -película, guion adaptado y actriz secundaria-.

En el lado patrio, al final no pudo ser y Esteban Crespo, el único español nominadose quedó sin el Oscar a mejor cortometraje de ficción, que le arrebató la producción danesa Helium.

Las grandes derrotadas en la noche del cine en Hollywood han sido La gran estafa americana (cero premios de diez nominaciones), Capitán Phillips y Nebraska (cero de seis) y El lobo de Wall Street (cero de cinco).

La gala además ha sido una ceremonia de récord en las redes sociales: la del 'tuit' más retuiteado de la historiael 'selfie' -autofoto- de la presentadora, Ellen Degeneres, con varios de los actores asistentes. Con más de dos millones de 'retuits', ha pulverizado el récord que ostentaba Obama hasta el momento con los 780.00 que recibió la foto de su abrazo con Michelle en su segunda victoria electoral en noviembre de 2012.

El primer Oscar de McQueen, y de Brad Pitt

Este reconocimiento de los académicos al alegato contra la esclavitud basado en la biografía de Salomon Northup, le ha supuesto el director británico su primer Oscar, ya que además de realizar la película, es productor de la misma, un premio que quiso dedicar a sus padres y a "todos los que han sufrido y sufren la esclavitud". "Todo el mundo merece no solo sobrevivir, también vivir", ha dicho McQueen.

Además, 12 años de esclavitud también le ha dado el primer premio de la Academia de Hollywood a Brad Pitt, productor del largometraje, quien ya había sido nominado anteriormente en cuatro ocasiones, tres de ellas como actor y otra como productor. "Gracias por este honor increíble, sé que hablo por todos cuando digo que ha sido un privilegio trabajar por esa historia", ha dicho el actor, acompañado en la ceremonia por su esposa, Angelina Jolie, ganadora del Oscar honorífico por su labor humanitaria.

Por su parteGravity rompió el hielo con el Oscar a mejores efectos visuales y luego sumó los de mejor mezcla de sonido, mejor montaje de sonido, mejor fotografía, mejor montaje, mejor banda sonora y dirección. Pero ya no sumó más; de modo que se repite de alguna manera la situación vivida en 1972, cuando Cabaret ganó ocho Oscar, incluyendo el de director para Bob Fosse, pero El Padrino obtuvo el de mejor película y otros tres.

El propio Cuarón se va a casa con dos de las tres estatuillas a las que estaba nominado con Gravity, las de dirección y montaje, pero no la de productor -acumulaba otras tres nominaciones de la Academia a mejor guión adaptado y mejor edición por Hijos de los hombres (2006) y al mejor guión original por Y tu mamá también (2001)-.

McConaughey y Blanchett, ganadores sin sorpresas

Los Oscar a mejor actor y a mejor actriz estaban prácticamente dados mucho antes de que comenzara la gala: Matthew McConaughey, por Dallas Buyers Club, y la australiana Cate Blanchett, por Blue Jasmine, subieron a recoger sus premios al escenario del Dolby Theater de Los Ángeles. Y a nadie les sorprendió.

El actor texano ha conseguido el Oscar en su primera nominación por su increíble transformación física para interpretar al enfermo de sida protagonista de Dallas Buyers Club -que se ha llevado tres de los seis premios a las que estaba nominada-. McConaughey, en un discurso muy religioso, ha dedicado su premio a dios: "Dios me ha dado oportunidades que jamás pensé que estuvieran en mi mano. Es un hecho científico que cuando tienes a Dios de tu lado, tienes un amigo".

Por su parte, la actriz australiana ha conseguido su segundo Oscar tras el logrado con El aviador en 2004 gracias al papel que escribió para ella Woody Allen. El tono de su discurso ha sido en clave más feminista: "Estoy orgullosa de que la película haya logrado estar tanto tiempo en los cines. Gracias al estudio, a los espectadores y a aquellos en la industria que no piensan que cintas protagonizadas por mujeres son un nicho. La gente quiere verlas y de hecho recaudan dinero".

Otro de los Oscar cantados de la noche, tras ganar todos los premios previos, fue el del músico y actor Jared Leto, que recogió el Oscar a mejor actor secundario por su papel de transexual también en Dallas Buyers Club de manos de Anne Hathaway. En su discurso, el primero de la noche, el cantante de 30 seconds to Mars, además de agradecer a su madre haber hecho su "sueño realidad", ha lanzado un mensaje político: "A todos los soñadores que ven la gala en lugares como Ucrania o Venezuela quiero decir: Aquí estamos mientras lucháis por vuestros suños. Pensamos en vosotros".

En la categoría de mejor actriz secundaria, Lupita Nyong'o (12 años de esclavitud) ha seguido haciendo historia al ser la primera actriz keniana que gana el Oscar, además de haber sido la primera nominada. Nyong'o, que tiene la doble nacionalidad keniana y mexicana y era la favorita en las apuestas tras haber ganado los premios previos, no ha podido contener las lágrimas al recoger el premio: "Soy consciente de que tanta alegría tiene que ver con el dolor de otra persona. Esto va por Solomon y Steve McQueen. Si miro esta estatua me va a recordar que venga de donde venga, los sueños son válidos".

Lupita Nyong'o también ha sido la protagonista absoluta de la alfombra roja, en la que eclipsó a muchas de las estrellas con su glamuroso vestido azul de Prada.

La otra protagonista española de la noche ha sido Penélope Cruz, que ha presentado del brazo del mismísimo Robert de Niro los Oscar a mejor guion, para Spike Jonze, por Her, y a John Ridley por 12 años de esclavitud.

Hollywood se rinde a Sorrentino

Como también era de esperar, Paolo Sorrentino ha subido al estrado a recoger el Oscar a mejor película de habla no inglesa por La gran belleza. "Gracias a Talking Heads, Scrosese, Diego Armando Maradona y Fellini", ha dicho el joven director napolitano al recoger la estatuilla con una cinta que es un bello homenaje al mismo Fellini y a Roma.

Con este nuevo premio -que Sorrentino ha recogido acompañado por su actor protagonista y fetiche, Tony Servillo-, Italia se corona en solitario como el país que más Oscar a película de habla no inglesa ha recogido en la historia: un total de 14, aunque habían pasado 16 años desde el último premio, el de Roberto Benigni con La vida es bella en 1998. 

En los premios menores, el Oscar a mejor vestuario y el de dirección de arte se los llevó El gran Gatsby -que hizo pleno al ganar los dos premios para los que estaba nominada- y el de maquillaje y peluquería fue para Dallas Buyers Club, probablemente el Oscar mejor amortizado de la historia porque el maquillaje de la cinta fue totalmente low cost: solo costó 185 euros.

Kim Novak y Matthew McCconaughey han sido los encargados de entregar los Oscar más animados de la noche: el de mejor película de animación para Frozen, el reino de hielo, el premio de rigor para Disney; que, sin embargo, se quedó sin estatuilla para Mickey Mouse, pues el de cortometraje de animación se lo arrebató sorprendentemente Mr. Hubbot, de Luxemburgo.

En la categoría de cortometraje documental, el premio se lo ha llevado The lady in mumber 6, y se convirtió en un homenaje a su protagonistaAlice Herz-Sommer, la superviviente del Holocausto más anciana hasta hace una semana, cuando falleció.

La ceremonia, de tres horas y media de duración, estuvo dedicada a los héroes y heroínas del cine y estuvo amenizada con los habituales números musicales de las nominadas a mejor canción original, que se llevó la canción "Let it go", el segundo Oscar de Frozen.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente