Enlaces accesibilidad

El paréntesis de Rubén y Leiva (Pereza)

  • Pereza no publicará disco en 2012
  • En cambio, Rubén y Leiva publicarán disco por separado

Por
El dúo nació en Madrid en 1999 al unirse dos amigos de la Alameda de Osuna noticias

Ayer el pop español recibía con ciertas dudas la noticia del paréntesis que Leiva y Rubén Pozo abrirán en su faceta conjunta como Pereza. Ambos firmaron un comunicado emitido a última hora del jueves en el que anunciaban que en 2012 no habrá disco de Pereza.

"Nos hemos encontrado con un repertorio muy extenso y nos ha resultado complicado confeccionar un solo disco", argumentan los madrileños. Ante el pánico que tal anuncio podría causar sobre sus fans, el dúo aclara: "No vamos a dejar de dar conciertos de Pereza en el 2012. Al margen de nuestras correrías individuales, será de puta madre juntarnos para hacer conciertos, rockear, vernos los caretos y brindar por el encuentro".

Aunque queda claro que "el coleguismo y el amor Rubén-Lei siguen intactos", el grupo siempre ha dejado establecida la marcada personalidad y firma de ambos en las canciones y discos del grupo.

No se trata de una separación

Ángel Carmona, presentador de Hoy empieza todo en Radio 3 y colaborador de la banda, explica: "La noticia confirma que esto es un grupo de dos, en el que ninguno va a rebufo del otro. Es algo lógico, positivo, saludable y esperado. Tanto Rubén como Miguel son gente inquieta".

A pesar de tratarse de un dúo, la mayor popularidad y la voz cantante ha recaído en los últimos años en los hombros de José Miguel Conejo (Leiva). Las canciones que firma e interpreta el madrileño de 31 años han sido las que más éxito han logrado entre el público por su corte más cercano al pop. Entre ellas se cuentan "Lady Madrid", "Estrella Polar" o "Por mi tripa".

No obstante, la presencia de Rubén Pozo es de suma importancia en Pereza. De él han salido canciones ya emblemáticas para la banda como "Madrid", "Margot" o "Pirata".

Pereza además funciona como un puzzle en el que son necesarias las dos únicas piezas que lo conforman. Ambos miembros componen letras y música de los discos al 100% y son ellos los encargados de grabarlas: Leiva se encarga del bajo, la batería y las percusiones; Rubén de la guitarra. Los dos además firman de manera conjunta otros temas como "Princesas", "Caramelo", "Animales" o "Todo".

Para Carmona, "esto representa un reto muy bueno para los dos". El locutor y periodista musical además apunta: "Imagino que esto se traducirá en reducir el formato: tocar en garitos y con otros músicos antes de volver a llenar estadios". "Esto no es una separación, estos son como hermanos", remata.

Pereza, iconos del pop español

Queda entonces esperar al año próximo para ver el resultado de esta separación momentánea de caminos. No es la primera vez que sucede en Sony Music (discográfica de Pereza), que ha publicado los trabajos por separado de Dani Martín y David Otero (El Pescao), ambos miembros de El canto del loco; y además aloja la discografía de La Oreja de Van Gogh, y la carrera en solitario de su ex-vocalista, Amaia Montero.

La carrera de Pereza ha evolucionado de manera visible a lo largo de sus 10 años de trayectoria. El rock residía en Pereza, el primer disco que publicaron en 2001. Desde entonces, el pop edulcorado y poético se instaló en la banda prácticamente marcando un estilo. La culpable fue la exitosa "Pienso en aquella tarde", de su segundo disco (Algo para cantar, 2003), que les empezó a configurar como ídolos de masas.

La vertiente más salvaje de Pereza sigue presente en sus álbumes, aunque son las de corte más accesible las canciones que logran el gran reconocimiento del público y la ovasión directa en sus conciertos. Esto ocurre con "Princesas" (de Animales, 2005), "Estrella Polar", "Por mi tripa" o "Aproximación" (todas ellas de Aproximaciones, 2007).

La madurez del dúo llega con su disco más desnudo y sincero. Aviones, su sexto disco, se publicó en 2009 y nos presentaba a unos Pereza que coqueteaban con el folk y con un sonido mucho más acústico. La preciosa "Llévame al baile", la melancólica "Amelie" (a dúo con Andrés Calamaro) o la exquisita "Leones", lograron el reconocimiento del público y el enamoramiento inmediato de unas letras que retratan sentimientos cotidianos en la vida.

La fórmula Pereza parece haberse instalado en el pop español y haberse establecido como una de las más exitosas. Habrá que ver si los responsables logran mantenerla viva a pesar de sus experimentos por separado. ¿Quedará Pereza para rato? Sólo el tiempo lo dirá.

Noticias

anterior siguiente