Anterior Estabilizado el perímetro afectado por el incendio de las Cinco Villas, en Zaragoza Siguiente El BCE decide este lunes si mantiene a flote a los bancos griegos Arriba
 Un nuevo estudio señala que los monos babuinos son capaces de establecer analogías a pesar de no disponer de un lenguaje. Getty Images
Un nuevo estudio señala que los monos babuinos son capaces de establecer analogías a pesar de no disponer de un lenguaje.

Los babuinos son capaces de establecer analogías

  • Se pensaba que solo humanos y grandes primates entrenados lo hacían

  • Un experimento prueba que relacionan conceptos simbólicamente parecidos

|

Un equipo de expertos afirma haber hallado que los monos babuinos son capaces de establecer analogías a pesar de no disponer de un lenguaje, de forma que pueden relacionar dos contextos diferentes pero simbólicamente parecidos, según ha informado el Centro Nacional de Investigación Científica francés (CNRS).

Esta nueva teoría desmiente la hipótesis según la cual "solo los seres humanos o los grandes primates -a los que se haya enseñado previamente un lenguaje- son capaces de razonar de ese modo".

Los babuinos, pequeños monos originarios de África, serían capaces de establecer una relación entre una gata que alimenta a su cachorro y un pájaro que hace lo propio con sus crías, según los autores del estudio, en el que han colaborado el CNRS y la Universidad Franklin & Marshall de Estados Unidos.

El experimento se hizo a partir de formas geométricas

No obstante, esta teoría surge a partir de un experimento menos complejo, en el que los investigadores incitaron a una treintena de estos primates a observar formas geométricas en una pantalla táctil y a presionar sobre las parejas pictóricas que representasen la misma relación.

Después de un entrenamiento de varios miles de ensayos, seis primates lograron responder correctamente al ejercicio, "demostrando así una capacidad para resolver ese tipo de problemas", afirmaron los autores de la investigación, publicada por la revista Psychological Science.

Destacaron, además, que tras suspender la investigación un año, los monos volvieron a aprender las consignas más rápidamente que la primera vez, lo que indica que "se acordaban de la situación" anterior.

Los investigadores señalaron que encontrar esa competencia psicológica en los monos de menor tamaño se explica genéticamente por el hecho de que puede ayudarles a transferir conocimientos.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente