Enlaces accesibilidad

La marcha laica que protestará por el gasto público durante la visita del papa pasará por Sol

  • Recorrerá Carretas, Alcalá y Sevilla, la víspera de la llegada de Benedicto XVI 
  • Los convocantes destacan que no se trata de una manifestación 'antipapa'
  • Quieren defender un estado laico y criticar el uso de dinero público para la JMJ

Por
La marcha laica pasará finalmente por la Puerta del Sol

La marcha convocada por varias asociaciones laicas contra el uso de fondos públicos durante la visita del papa a Madrid será el 17 de agosto a las 19:30 horas. Finalmente la manifestación empezará en Tirso de Molina, pasará por la puerta del Sol y acabará de nuevo en la plaza de Tirso de Molina.

Así lo han anunciado este viernes tres representantes de las asociaciones convocantes en una rueda de prensa apenas una hora después de haber firmado el acuerdo con la Delegación del Gobierno.

Esta marcha no será la primera en nuestro país en contra de la visita de Benedicto XVI ya que el año pasado miles de personas se concentraron en Barcelona y Santiago bajo el lema: "Yo no te espero".

El recorrido de esta manifestación ha sido objeto de controversia en los últimos días entre los grupos laicos y la representación del Ejecutivo central en Madrid.

La actitud del Gobierno ha sido tolerante y responsable

"La actitud del Gobierno ha sido tolerante y responsable", ha dicho Francisco Delgado, presidente de Europa Laica, una de las asociaciones convocantes. "Nosotros teníamos claro que no ibamos a renunciar ni a Tirso de Molina ni a Sol", ha recalcado.

Como ha explicado Luis Vega, presidente de AMAL (Asociación Madrileña de Ateos y Librepensadores), otra de las asociaciones convocantes, la manifestación fue prácticamente autorizada desde el principio, pero en el último momento hubo "un intento de llevarnos a un sitio donde no tendríamos visibilidad".

Los convocantes de la manifestación contra la visita del Papa se niegan a trasladar la protesta

Finalmente la plaza de Tirso de Molina será el origen y el final de una marcha que pasará también por varias calles céntricas de la capital como Carretas, puerta del Sol, plaza de Jacinto Benavente y Sevilla, la víspera de la llegada a Madrid del papa Benedicto XVI para asistir a la Jornada Mundial de la Juventud.

"Hemos creído que el día 17 era una fecha adecuada debido a que no hay ningún acto de la JMJ y que el papa aún no ha llegado a España", ha explicado Luis Vega en la rueda de prensa. Algo que ya ha sido criticado por algunos de los que asistirán a la marcha al no hacerla en uno de los cuatro días en los que estará el papa en Madrid.

"No es una manifestación 'antipapa'"

Europa Laica, una de las organizaciones convocantes ha querido dejar claro que la manifestación del próximo miércoles no es ni mucho menos una marcha 'antipapa'.

"Es una manifestación para defender el estado laico y para protestar por el uso del dinero de todos para financiar un acto de una empresa privada llamada Iglesia Católica", ha explicado Francisco Delgado.

Protestamos por el uso del dinero de todos para un acto de una empresa privada como es la Iglesia Católica

"Parece mentira que a estas alturas de la democracia tengamos que estar defendiendo un estado laico", ha recalcado.

Los convocantes de la manifestación han querido resaltar un artículo de la Constitución que dice que ninguna religión tendrá carácter estatal, criticando así lo que en su opinión es "la supeditación de las instituciones aconfesionales a un credo concreto".

Importante gasto para el Estado

El punto clave de la manifestación es protestar por el uso de dinero público para la JMJ. "El Estado va a invertir un dinero importante en estos días, calculamos que unos 100 millones de euros", ha dicho Francisco Delgado. "También van a dejar de ingresar un 25% por las desgravaciones fiscales", ha matizado.

A dos semanas de la visita del Pontífice a Madrid, su coste sigue siendo motivo de polémica

Desde las organizaciones laicas creen que el gasto total que supondrá la JMJ no es fácil de calcular ya que habrá que esperar a que finalice la Jornada Mundial de la Juventud. "El problema es que muchos de estos gastos van a estar ocultos en otra serie de gastos conjuntos como el de la seguridad", ha explicado Delgado.

En un contexto de crisis nos llama la atención lo ostentoso de este evento

"El papa viene a Madrid con un protocolo de jefe de Estado y con todo el gasto público que conlleva esto", ha declarado Evaristo Villar de la asociación Redes Cristianas, otra de las organización convocantes.

Para Villar, "en un contexto de crisis nos llama la atención lo ostentoso de este evento. Este gasto no cabe en una sociedad en la que hay cinco millones de parados", ha asegurado resaltando el concepto de "modestia en tiempos de crisis".

Por último, los tres representantes de asociaciones laicas han querido hacer una llamada a una "manifestación pacífica y tolerante que solo pretende mostrar la opinión de millones de ciudadanos".

Noticias

anterior siguiente