Enlaces accesibilidad

Entusiasmo en la calle y prudencia en los gobiernos de los países árabes e islámicos

  • Celebraciones multitudinarias en Túnez
  • La policía práctica detenciones en Argel
  • Irán y Hezbollah hablan de "victoria histórica"
  • Hamas pide que el nuevo gobierno ayude a los palestinos

Por
Jóvenes palestinos celebran en Gaza la marcha de Mubarak
Jóvenes palestinos celebran en Gaza la marcha de Mubarak, con banderas egipcias y palestinas. AFP AFP PHOTO/MAHMUD HAMS

Las reacciones de los habitantes de los países árabes e islámicos son de entusiasmo ante la dimisión del presidente egipcio Hosni Mubarak, mientras que los gobiernos se muestran más prudentes. Manifestaciones espontáneas se producen en todo Oriente Medio y el Magreb, en muchos casos con lemas alusivos a la situación nacional.

Júbilo en Túnez y heridos en Argelia

En Túnez, origen de la actual la ola de protestas que sacude el mundo árabe e islámico, miles de ciudadanos han salido a las calles exultantes. Cientos de automóviles tocan el claxón sin cesar en lo que supone la primera celebración festiva de los tunecinos desde que acabaron con el régimen de Ben Alí. La avenida Habib Burguiba, la principal arteria del país, se ha abarrotado de miles de personas que danzan y expresan su alegría por la caída del presidente egipcio, casi un mes después de la huida del mandatario tunecino el pasado 14 de enero. Grupos de personas se han acercado incluso a la casa de Mohamed Bouazizi, el joven cuyo suicidio inició la revuelta tunecina, para felicitar a la familia.

En Argelia, la policía ha disuelto a un grupo de personas que intentaban concentrarse ante la sede en Argel del opositor Reagrupación por la Cultura y la Democracia (RCD). Varias personas han resultado heridas y al menos diez han sido detenidas. Argel se encuentra desde primeras horas de hoy tomada por miles de policías ante la manifestación convocada este sábado en la ciudad por la Coordinara Nacional para la Democracia y el Cambio (CNDC) en demanda de reformas democráticas en el país.

En el país vecino del Magreb, Marruecos, unas 200 personas se han reunido en el centro de Rabat para saludar la partida de Mubarak, con gritos de "el pueblo quiere reformas". "Los dirigentes árabes deben prestar atención a las necesidades de sus pueblos", ha advertido Jalid Sefiani, uno de los organizadores. Las autoridades marroquíes no han hecho ningún comentario oficial.

Los yemeníes piden cambios

En Yemen, otro país donde recientemente se han producido protestas, varios miles de personas han salido a la calle para mostrar su alborozo. Un grupo ha intentado sin éxito manifestarse frente a la embajada en Sanaa, protegida por la policía, mientras que el resto ha convergido en una plaza frente a la sede del gobierno. "Ayer Túnez, hoy Egipto, mañana los yemeníes romperán sus cadenas", cantan los manifestantes, la mayoría jóven

En Amman, la capital de Jordania, decenas de personas se han concentrado frente a la embajada egipcia para celebrar la noticia. El portavoz de los Hermanos Musulmanes en este país ha afirmado que "es una lección para todos los regímenes árabes". "La partida de Mubarak se ha producido gracias a la voluntad del gran pueblo egipcio y es el resultado de la injusticia y de la corrupción", ha declarado Jamil Abou Bakr.

El gobierno del rey Abdallah, por su parte, ha informado que confia en la habilidad de las Fuerzas Armadas para traer la estabilidad y comenzar una nueva era de prosperidad.

Reacciones oficiales

La primera reacción de un país árabe ha sido la de Qatar, donde el Palacio del Emir ha emitido un comunicado que afirma "respetar la voluntad y la elección del pueblo egipcio", asegurando que la asunción del poder por parte de las fuerzas armadas "es un paso positivo para la realización de sus aspiraciones". Asimismo, el texto expresa su esperanza en que Egipto pueda "desempeñar de nuevo su papel de líder en el mundo árabe e islámico". En la capital, Doha, miles de personas han salido a la avenida que discurre junto al mar gritando "Viva Egipto libre".

Desde Turquía, su ministro de Asuntos Exteriores, Ahmet Davutoglu, ha trasmitido sus "felicitaciones" al pueblo egipcio a través de su twitter. "Esperamos que nazca un sistema que responda a las esperanzas del pueblo egipcio", ha comentado.

En Palestina, la Autoridad Nacional, presidida por Mahmud Abbas, no se ha manifestado. En las calles de Cisjordania, sin embargo, sí ha habido muestras de júbilo y gritos en pos de la unidad nacional. El movimiento islamista Hamás, que controla la Franja de Gaza, sí ha saludado la dimisión de Mubarak, con el que siempre mantuvo tensas relaciones -Egipto es uno de los dos países árabes que han firmado un tratado de paz con Israel, al que Hamás no reconoce-, y ha pedido que el nuevo gobierno egipcio ayude a los palestinos, en especial contra el cerco israelí a Gaza. "Éste es el principio de la victoria del pueblo y la revolución egipcia", ha comentado a la prensa uno de sus portavoces, Sami Abu Zuhri.

Irán y Hizbulá hablan de "victoria histórica"

En una línea parecida, el movimiento islamista libanés Hizbulá, también enfrentado a Israel, ha felicitado a los egipcios por su “victoria histórica”, que muchos libaneses han celebrado en las calles de Beirut haciendo sonar las bocinas de sus coches y lanzando petardos.

Desde Irán, que este viernes celebra el 32º aniversario de la revolución islamista que derrocó al sha Rheza Pahlevi, su ministro de Exteriores ha afirmado que “lo que la gran nación egipcia ha obtenido, por su voluntad y pese a la resistencia de los responsables que dependen de las grandes potencias, es una gran victoria”. En declaraciones a la cadena de televisión Al-Alam, Ramin Mehmanparast ha añadido: “Esperamos que continúen por ese camino, y todas las demandas históricas de los egipcios se cumplirán”.

Noticias

anterior siguiente