Enlaces accesibilidad

El Banco de España interviene Caja de Castilla-La Mancha con el aval del Gobierno

  • La autoridad financiera ha decidido cesar al Consejo de Administración de la caja manchega
  • Tres administradores nombrados por el Banco de España gestionarán la entidad
  • La caja necesita liquidez y habrá que inyectar entre 2.000 y 3.000 millones de euros
  • Sin embargo, Solbes ha insistido en que CCM es solvente y tiene un patrimonio neto positivo
  • También ha aclarado que la intervención consiste en financiar la entidad, no en capitalizarla
  • Los intentos por fusionar CCM con Unicaja han fracasado y han obligado a intervenir

    Ver también: Así fue 2009  /  Lo más destacado del año en EconomíaResumen en fotos

Por
El Banco de España ha decidido intervenir la Caja de Castilla-La Mancha (CCM), cesando al Consejo de Administración y nombrando a tres administradores que gestionarán la entidad, en la que se inyectarán entre 2.000 y 3.000 millones de euros avalados por el Gobierno -que podrá respaldar préstamos hasta 9.000 millones de euros-, para garantizar su funcionamiento ante la falta de liquidez que amenaza a la caja.

El Ejecutivo ha aprobado este domingo, en un Consejo de Ministros extraordinario y urgente, un Decreto Ley que garantiza, mediante un aval del Tesoro Público, la financiación que el Banco de España proporcione a la entidad, hasta un límite de 9.000 millones de euros. Sin embargo, el vicepresidente segundo y ministro de Economía, Pedro Solbes, ha estimado que no será necesario inyectar todo ese montante en la entidad castellano manchega, sino que "la cantidad con la que vamos a empezar está entre 2.000 y 3.000 millones de euros".

Solbes ha justificado la cuantía del aval concedido señalando que "es mejor tener este margen, aunque no se utilice, que tener que recurrir a un nuevo Decreto Ley si fuera necesario", y ha insistido en que "la cuantía que creemos que será utilizada es claramente inferior". El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez ya ha solicitado su comparecencia ante la Comisión de Economía del Congreso para explicar la intervención.

"No hay agujero"

El titular de Economía ha recalcado que CCM es una entidad solvente, asegurando que su patrimonio neto (la diferencia entre su activo y su pasivo) es positivo, aunque necesita liquidez de forma transitoria para seguir operando, debido a que gran parte de sus activos no son convertibles en dinero líquido a corto plazo.

Caja Castilla-La Mancha contaba con créditos concedidos por importe de 19.536 millones de euros a cierre de 2008 y con depósitos de clientes por valor de 17.265 millones de euros, que están garantizados por el Fondo de Garantía de Depósitos, hasta un límite de 100.000 euros por cliente. En palabras de Solbes, la inyección de liquidez "va a dar confianza, lo que va a permitir que la propia liquidez de la caja se recupere por si misma".

"No significa que haya una inyección de dinero público de 9.000 millones, ni que haya un agujero en la caja, lo que hay es una garantía para unos recursos que va a aportar el Banco de España", ha matizado el ministro. "Los depositantes y acreedores pueden estar totalmente tranquilos, yo diría que su posición es mejor hoy que ayer", ha añadido, asegurando que este mismo lunes cualquier cliente "podría retirar su dinero... y abrir una cuenta también".

Intentos de fusión

Así, el dinero prestado por el Banco de España servirá para atender a las obligaciones de la caja a corto y medio plazo, ha explicado Solbes, quien ha recordado que la normativa comunitaria "obliga a que cuando el banco central lleva a cabo una financiación a una entidad específica, debe estar garantizada por el tesoro", lo que justifica la aprobación del Decreto Ley.

Solbes ha precisado que los problemas de liquidez de la caja se detectaron en 2008 y que la decisión se adoptó este sábado, después de dos intentos fallidos por solucionar los problemas de CCM "en el ámbito privado", en referencia a los intentos de fusionar la caja con la malagueña Unicaja. "Siempre pensamos que la mejor solución es aquella que permite que el propio sector resuelva los problemas. Desgraciadamente, las gestiones han sido infructuosas", ha dicho, reconociendo que la fusión era "la opción óptima" para el Gobierno, que finalmente se ha visto obligado a arbitrar una solución.

CCM había intentado en las últimas semanas una fusión con Unicaja, con el fin de diluir el riesgo provocado por la morosidad de sus prestatarios. Sin embargo, la caja malagueña pidió una auditoría a la consultora Price Waterhouse Coopers, que ha determinado que la caja con sede en Cuenca tiene un agujero de 3.000 millones de euros, algo que desde la caja manchega se apresuraron a desmentir.

Fuentes de la caja castellano-manchega han asegurado a Radio Nacional que la decisión del Banco de España es la más acertada para asegurar los depósitos de los clientes. En este sentido, según TVE, los impositores han retirado en los últimos meses en torno a 300 millones de euros, a causa de las incertidumbres sobre la solvencia de la entidad.

Reunión urgente del Gobierno

Así, el presidente de la caja, Juan Pedro Hernández Moltó, ha sido llamado de urgencia esta mañana a una reunión en Madrid con los responsables del Banco de España en la que se le ha comunicado la intervención, y la sustitución del Consejo de Administración por una terna de funcionarios del organismo regulador, que estará integrada por los inspectores Jorge Pérez Cerda, Carlos Miguel Hervás y Raúl Hernández.

Posteriormente se ha producido la reunión extraordinaria del Consejo de Ministros, en la que se ha aprobadoel Decreto Ley que ratifica la decisión del Banco de España. Después de la misma, han comparecido la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, y del vicepresidente económico, Pedro Solbes.

En su declaración, Solbes también ha querido recordar la fortaleza de las entidades financieras en España y ha señalado que la situación de CCM "es un hecho aislado", señalando que la caja sólo aporta el 1% de los activos del sistema financiero español y que no hay ninguna otra entidad financiera en las mismas circunstancias. Pese a todo, el titular de Economía ha reconocido que si la crisis financiera "se alarga, no somos inmunes a cualquier tipo de situación".

Noticias

anterior siguiente