Enlaces accesibilidad

El Banco Mundial reconoce que la crisis alimentaria durará hasta 2015

  • El presidente de este organismo pide a los países que aumente su oferta de alimentos
  • Apuesta por potenciar los biocombustibles producidos con celulosa en vez de soja o maíz

Por

La crisis alimentaria no es fruto de una coyuntura económica determinada, sino que ha venido a quedarse. Lo ha confirmado el presidente del Banco Mundial, Robert Zoellick, que ha vaticinado que la escasez de alimentos continuará hasta el 2015 por los precios elevados de los granos.

De hecho, Zoellick ha descartado que se pueda volver a los niveles de precios de 2004, por lo que ha pedido a los países que modifiquen sus políticas de producción alimentaria con el fin de garantizar el suministro de los granos básicos a las poblaciones. 

"Esperamos un repunte de la oferta de alimentos que permita frenar los precios entre 2009 y 2010", ha vaticinado el presidente del Banco Mundial en una rueda de prensa celebrada en México.  

Biocombustibles alternativos

Zoellick ha reconocido también que existe un debate sobre el uso de granos y productos agrícolas, como el maíz en Estados Unidos y la caña de azúcar en Brasil, para promover la producción de combustibles biológicos, ya que pueden encarecer los precios alimentos.

En ese sentido, ha instado a los países a buscar una nueva generación de bioombustibles con materiales procedentes de la celulosa sin encarecer los precios de los alimentos.

Zoellick ha recordado que la institución que dirige ha convocado a todos los países socios a establecer un fondo de emergencia de 750 millones de dólares para apoyar a las naciones que tengan problemas de abastecimieto de alimentos.
  

Noticias

anterior siguiente