Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

La vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha rechazado en 'Las mañanas de RNE' aplicar una bajada generalizada del IVA en el recibo de la luz, pero ha abierto la puerta a mejorar el tratamiento fiscal de los más pobres con la creación de un consumo mínimo vital. "Tenemos que concentrar los esfuerzos públicos en atender a los más vulnerables y no en reducciones fiscales lineales para todo el mundo con independencia de su renta", ha afirmado Ribera, que ha asegurado que el Gobierno estudiará la posibilidad de crear "mecanismos colchón" para mitigar los picos altos en el mercado de la luz, aunque ha subrayado que "la posibilidad de intervenír ahí es complicada".

Ribera ha reconocido que le gustaría que Unidas Podemos aireara de forma distinta las diferencias con su ministerio sobre la subida del precio de la luz. "Venimos de culturas políticas distintas. Son partidaria de trabajr juntos y en equipo en la misma habitación, siendo prudentes y discreto y sin excesivo ruido, en lugar de trasladar a la gente una sensación de incomodidad. Pero ellos se sienten más cómodo con otro mecanismo", ha dicho la ministra.

La vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha abogado este miércoles por  "reformas robustas" para el sistema energético, aunque ha explicado que hay que "ver qué intervención en el mercado es la más práctica, la más sencilla y la más segura con respecto al marco legal europeo y nuestro marco constitucional".

Ribera se ha pronunciado así en una entrevista en La Hora de la 1 después de que Unidas Podemos haya exigido al PSOE que se impulse ya la reforma del mercado eléctrico tras la subida de la luz de este mismo miércoles.

La ministra ha confirmado que su departamento está trabajando "desde el primer día" en la reforma porque, según ha dicho, "siempre ha sido una prioridad". En este sentido, ha avanzado que la intención es "utilizar este primer semestre" para abordar alguna de las alternativas.

Foto: Teresa Ribera durante una rueda de prensa en el Palacio de la Moncloa. EFE/J.J. Guillén

Teresa Ribera, vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico, ha reconocido en el informativo 24 horas que espera que los presupuestos sirvan para "enriquecer y generar consensos para modernizar y actualizar el país" como les han pedido desde diversas instituciones comunitarias. Asimismo, la vicepresidenta cuarta cree que el aumento de la fiscalidad que concierne a los combustibles fósiles ("una de las más bajas de los países de nuestro entorno") responde a esas mismas demandas internacionales "de la Comisión y la OCDE": "La ministra de Hacienda hace una propuesta prudente, evitando una subida a los profesionales y planteando un aumento paulatino, que corresponde a este proceso de transformación y a este contexto particular". Ribera también ha afirmado que la Ley de Transición Ecológica no está atascada y que "el conjunto de las enmiendas presentadas ponen de manifiesto el interés de los grupos" en la misma y ha mostrado su satisfacción por el respaldo de Biden al Pacto de París: "Estados Unidos tiene voluntad de ser un actor constructivo y no tener una mentalidad aislacionista en estos asuntos".

En el informativo de Radio Nacional24 horas, entrevista con la vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto DemográficoTeresa Ribera. Respecto a la situación que se está viviendo en las últimas horas con el Reino Unido, la ministra Ribera la califica de "llamativa". "La situación del Reino Unido no es ni de lejos mejor que la situación que vivimos en el continente. Hay que ser cautos y claros. Es un mensaje que, evidentemente, no ha caído bien en territorios en la que la situación es mejor que la que se vive en el Reino Unido y la incidencia que pueda tener en los consumidores de ocio, autoridades y empresarios del sector. Tenemos que ver con prudencia que está pasando y estar en contacto con las autoridades británicas", dice Ribera, que asegura que por ahora los contactos con el Ministerio de Exteriores son fluidos y señala que también es importante que haya confianza entre las autoridades sanitarias: "Me consta que el ministro Illa mantiene una relación muy fluida con sus homólogos europeos". Sobre la dirección de la desescalada, Teresa Ribera, admite que ha sido un trabajo en conjunto, ya que a ella le tocó facilitar la recogida de datos de actores muy distintos. Ribera asegura que ha sido un "ejercicio complicado" en el que todas las comunidades autónomas y actores sociales se han sentido involucrados. "Hemos vivido con mucha intensidad procesos muy duros", cuenta, y hace hincapié en cómo cada gobierno autonómico va identificanto los problemas y aplicando medidas. "Es fundamental mantener la cautela y mantener al máximo los niveles de autoprotección". ¿Cómo es el tipo de industrialización que la ministra Ribera ve en España? La titular de la cartera para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico asegura que España cuenta con activos muy importantes para ser potencia industrial de primer orden. "En estos momentos el vector de competitividad más importante es la innovación verde y digital. Somos una economía madura, con una demanda de proximidad y capacidad de innovación muy notable", señala Ribera. Sobre la estrategia de reactivación del medio rural, la ministra afirma que "hemos descubierto que la relación entre la España rural y la España urbana es, no solo imprescindible, sino mucho más próxima y vinculada de lo que durante mucho tiempo hemos sido capaces de identificar" y aboga por aprovechar los instrumentos y la voluntad colectiva e institucional para facilitar un reequilibro. Guantes, botes de geles hidroalcohólicos, mascarilllas... Sobre el incremento de plásticos de un solo uso a raíz de la pandemia, Teresa Ribera se muestra preocupada ante este gran problema en el que "empezábamos a virar". La ministra cree que en un momento de preocupación asociada a la máxima higiene, se ha recuperado una tendencia al uso de plásticos de un solo uso para la autoprotección, aunque señala que "vamos descubriendo que hay otros materiales que pueden ofrecernos la misma prestación". "La cantidad de residuos que generamos como país es descomunal. No somos conscientes de hasta qué punto eso es ineficiente económicamente. Además es un gran problema desde el punto de vista ambiental y de la incidencia social, del legado de la deuda que vamos acumulando" ha dicho la ministra Ribera.

Salimos del estado de alarma casi 100 días después de su inicio. En el informativo España a las 8 Fin de Semana, la vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha hecho balance y se ha mostrado esperanzada con el inicio de esta nueva "etapa en la que queremos todos recuperar al máximo la normalidad". Durante la emergencia sanitaria han fallecido más de 28.000 personas. El día 16 de julio tendrá lugar el homenaje a todas ellas, al que acudirán todas las fuerzas políticas salvo Vox, que ya ha anunciado que no participará en el acto. Sobre ello, la ministra ha dicho que es "una pena" que no estén todos porque la unidad es el mejor homenaje, no solo a los fallecidos, sino al esfuerzo colectivo. Ribera ha aprovechado para señalar que las revisiones de datos ocurrirán pero que se hará con cautela.

En relación con las palabras de la vicepresidenta Carmen Calvo sobre la campaña de "acoso y derribo" contra el partido, ha afirmado que es probable que hayan hecho cosas mal pero que "lo normal" en estas circunstancias "es una respuesta digna y constructiva por parte de las instituciones y no un rifirafe".

La ministra para la Transición Económica ha recordado la necesidad de no dejar de lado las buenas prácticas para evitar incendios este verano, a pesar de las circunstancias de este. Además, ha insistido en que hay buena comunicación con el Gobierno de la Región de Murcia para tratar de solucionar la situación del Mar Menor: "Necesita medidas más estructurales, un planteamiento mucho más de fondo y no es inmediata la situación, pero con ese enfoque será posible resolverlo".

La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha anunciado que el Gobierno aprobará un impuesto para gravar los envases de plásticos no reutilizables. El impuesto será de 45 céntimos de euros por cada kilo de envase y prevé recaudar más de 700 millones de euros. Ribera ha hecho el anuncio tras la aprobación del anteproyecto de ley de que prevé reducir la generación de residuos que prevé, entre otras cosas, que los bares y restaurantes ofrezcan agua del grifo gratis y que prohibirá la compra de vasos y pajitas de plástico. Informa Luisa Pérez.

La ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha detallado los objetivos de lagestión de residuos para los próximos años. Entre ellos se encuentra la reducción de estos residuos de un 15 % en 2030 con respecto a 2030, la recogida por separado de aceites de cocina usados, residuos domésticos peligrosos, textiles y bioresiduos, así como la limitación del uso de plástico restringiendo objetos que utilicen es material, e impondrán un impuesto indirecto a los envases de plástico no reutilizables.

La vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha puesto ejemplos de uso "desmedido" del plástico en nuestras vidas. En este sentido, ha asegurado que "cada año acaban 8 toneladas de plástico en nuestros mares", lo que equivaldría a que cada 30 centímetros encontráramos cinco bolsas de la compra llenas de plástico.

Tambié ha explicado que si se acumularan el conjunto de residuos, "nos daría para llenar 2900 veces a rebosar el Bernabeu, de las que 500 veces serían residuos domésticos o 45 veces serían envases de plásticos".

Mañana se aprobará la estrategia de economía circular en el Consejo de Ministros y, además de la reducción de residuos generados en 2030, se busca que para el mismo año se consuma un 30% el consumo nacional de materiales. El plan del ministerio de Teresa Ribera se aplicará en seis sectores prioritarios: construcción, turismo, agroalimentario, industrial, bienes de consumo y textil y confección. Permitiría, además, la reducción de gases de efecto invernadero, mejoraría la competitividad y generaría empleo.

El Gobierno ha aprobado en el Consejo de Ministros el anteproyecto de Ley de Cambio Climático. Es la primera vez que una ley en España recoge este objetivo. Se alcanzará con un sistema eléctrico cien por cien renovable y una movilidad libre de emisiones de CO2. Con objetivos intermedios: a 2030 en emisiones y eficiencia energética y a 2040, cuando no se podrá comprar coches de combustión. “Es una ley de país, con la que nos retratamos y cumplimos con los españoles, la industria, la economía y sobre todo con las generaciones futuras”, ha declarado la vicepresidenta cuarta Teresa Ribera. La ley ha sido recibida con satisfacción por las ONGs ambientales, aunque consideran que podría ser más ambiciosa. Los sectores del automóvil o energético son más reticentes por las exigencias que deberán afrontar con poco margen de tiempo, han dicho.

La vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha defendido la oportunidad del proyecto de ley de cambio climático en este momento de “particularmente delicado” tras la crisis sanitaria de la COVID-19. ·”Estamos presentado por primera vez un proyecto de cómo queremos reconstruir España”, con “un modelo de prosperidad respetuoso con el medio ambiente”.

Radio Nacional ha tenido acceso al borrador de la Ley de Cambio Climático que la vicepresidenta para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, prevé llevar al Consejo de Ministros del martes que viene. Es la primera hoja de ruta para que España alcance la neutralidad de emisiones no más tarde de 2050. Una meta que se alcanzará gracias a un sistema eléctrico cien por cien renovable en esa fecha. La "movilidad limpia" se conseguirá con un parque móvil renovado, porque desde 2040 no se podrán comercializar turismos ni vehículos ligeros que no sean cero emisiones y con el fin de los beneficios fiscales a combustibles fósiles salvo la ausencia de alternativas tecnológicas. Informa Luisa Pérez.

La vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha explicado en Las Mañanas de RNE con Íñigo Alfonso que los hoteles, bares, comercios y restaurantes no tienen la obligación de abrir inmediatamente en esta fase se desescalada si no les sale rentable. Ribera aclara que se trata de “criterios orientativos” y considera importante entender que se trata de un “sistema gradual”. “No hay una obligación de abrir. Si alguien considera que debe esperar, puede hacerlo. Se entiende que siga cerrado quien considere que no les salen las cuentas”, ha admitido.

La vicepresidenta cuarta del Gobierno ha asegurado que hoy se tomará la decisión definitiva sobre si se establecerán tramos horarios para pasear y hacer deporte a partir del día de 2 de mayo y ha apelado a la responsabilidad de la ciudadanía para cumplir las recomendaciones. “Se trata de pasear, más que sentarnos y hacer corrillos. La distancia social sigue siendo una regla que debemos respetar durante bastante tiempo.” 

Teresa Ribera considera ilógico que cada comunidad autónoma hiciera el proceso de desescalada por su cuenta — "se olvidan los impactos que puede tener más allá de su propio territorio si dejamos que el virus de desborde otra vez" —  y, por ello, ha defendido la necesidad de prorrogar el estado de alarma puesto que lo contario sería que “cada uno actuara a su libre albedrío”. La vicepresidenta cuarta ha pedido al Partido Popular que aporte cuál sería su alternativa a prorrogarlo. “Si tienen otra alternativa sería bueno poderlo conversar. Por ahora no hemos visto otra alternativa más allá de insultar a los miembros del Gobierno o atribuirles responsabilidades que son competencia de las comunidades que ellos gestionan”.

Ribera cree que están "fuera de lugar” algunas de las críticas que el Ejecutivo ha recibido por parte de los presidentes autonómicos. “No ha faltado diálogo con las comunidades autónomas. Nunca un presidente del Gobierno se ha reunido tanto con ellas”, ha insistido. La vicepresidenta achaca, de hecho, a la proximidad electoral las críticas realizadas por el Lendakari, Íñigo Urkullu. “Las elecciones distorsionan la foto”.

La vicepresidenta cuarta y ministra de la Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha anunciado este jueves que todos los bonos sociales que pudieran caducar próximamente se prorrogarán de manera automática hasta el 15 de septiembre, por la crisis del coronavirus, que ha dejado ya más de 17.300 contagiados y más de 800 fallecidos en nuestro país.

Además, Ribera ha explicado que el acceso al bono social está abierto y que tan solo se han de cumplir con los requisitos de vulnerabilidad que se pueden consultar en bonosocial.gob.es.

Teresa Ribera, vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, ha comenzado su entrevista en Las mañanas de RNE con Íñigo Alfonso lanzando un mensaje de prudencia y tranquilidad respecto a las cancelaciones de los últimos días de empresas asistentes al Mobile World Congress, afirmando que "los expertos del ministerio y la Generalitat consideran que está bajo control, que no hay riesgo específico y que las medidas que se están proponiendo son suficientes". En relación a los asuntos que atañen a su ministerio, y en concreto a la subida del diésel, Ribera ha enviado un mensaje de tranquilidad a sectores como el agrario. Además, ha confirmado 2040 como la fecha para el fin de los motores de combustión, "con alguna excepción puntual" como las islas. Preguntada sobre la reciente dimisión del presidente de Red Eléctrica Jordi Sevilla, Ribera ha confesado estar "un poco defraudada" con su actitud.

El Consejo de Administración de Red Eléctrica ha aceptado esta tarde la dimisión de Jordi Sevilla al frente de la compañía. El hasta ahora presidente ha justificado su renuncia por restricciones externas sobrevenidas y discrepancias en el ámbito regulatorio. La oposición acusa al Gobierno de presionar a Sevilla y pide explicaciones a la vicepresidenta Teresa Ribera.

El presidente de Red Eléctrica, Jordi Sevilla, presenta este martes su dimisión ante el consejo de administración de la compañía, que podría decidir esta jornada su sustituto. Y aunque él alega motivos personales, fuentes cercanas apuntan a que el ex ministro renuncia al cargo por discrepancias con la vicepresidenta y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera.

Jordi Sevilla presentará mañana su dimisión como presidente de Red Eléctrica. Lo hará, según fuentes cercanas a la empresa, por las diferencias que mantenía desde hace varios meses con la vicepresidenta y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera. Desde el Ministerio muestran su respeto con la decisión personal del directivo. No recibirá indemnización, porque renunció a ella cuando asumió el cargo.

El Gobierno ha declarado este martes "la emergencia climática y ambiental" en España y se ha comprometido para los primeros cien días de mandato con acciones prioritarias para luchar contra el cambio climático. La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha destacado su compromiso firme con esta declaración por "tres razones": por justicia climática, por el futuro del país que requiere un proyecto ambiental transversal para una transformación inclusiva, y por responsabilidad frente al desafío del cambio climático.