Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

La campeona olímpica de bádminton Carolina Marín ha sido la invitada especial en la inauguración de la Movistar Academy Magariños, un complejo deportivo en Madrid del colegio donde tiene su sede el club de baloncesto Estudiantes. Marín lleva dos meses y medio entrenando con la ilusión de competir antes de final de año y prepararse para los Juegos de Tokio, aplazados a 2021, aunque todo dependerá de la evolución de la pandemia del coronavirus. Admite que después de su grave lesión el año pasado, el retraso de la cita olímpica le ha venido bien y que ahora está "tranquila". "He tenido la suerte de tener un año para prepararlo muy bien e ir a por el oro. Y ahora disfrutando del momento", ha dicho a TVE.

Carolina Marín ha vuelto a retomar lo entrenamientos de bádminton dos meses después. La onubense también ha probado a hacer catas dekárate con su compañero Damián Quintero. Marín ha repasado cómo ha vivido estos dos meses de confinamiento por coronavirus: "Para mí, personalmente, fue un alivio cuando dijeron que los Juegos Olímpicos se aplazaban. Más que nunca tengo claro que voy a luchar por la medalla de oro"

El mundo del deporte es consciente de que la crisis sanitaria generada por el coronavirus es “lo más importante” en estos momentos y por ello han cumplido “a rajatabla y mejor que nadie” con las medidas de confinamiento. Sin embargo, y puesto que en el fútbol ya se han vuelto a los entrenamientos, Fernando Rivas y Fred Vergnooux, entrenadores de Carolina Marín y Mireia Belmonte, respectivamente, han aprovechado este lunes para pedir “igualdad” en todos los deportes y que sus pupilas puedan volver a ejercitarse.

Segunda parte de la videoconferencia de Carolina Marín con periodistas, en la que analiza el reto doble de afrontar los Juegos de Tokio y el Mundial en un mes como algo "duro y bonito" por ser el segundo en su Huelva natal. Marín critica la decisión de cerrar el CAR Joaquín Blume en Madrid, "dejando fuera a los más de 300 deportistas". Fue "un error y una locura", en palabras de la onubense.

La volantista española Carolina Marín, se mostró satisfecha tras ganar su primer partido en el Master de España de bádminton, que se disputa en Barcelona. La onubense señaló que, pese a que el calendario es muy apretado, ha venido a competir aquí porque "necesito puntos para el ranking mundial". Además, señaló que el bádminton le sirve para concentrarse en un momento en que está atravesando por una situación emocional complicada, debido a la enfermedad de un familiar.

Nos recibe en el Centro de Alto Rendimiento de Madrid la campeona de Europa, del Mundo y oro olímpico Carolina Marín justo un año después de su lesión y tras volver de la última gira por Asia.

A pesar de ese palmarés y con tan solo 26 años, asegura que quiere más: "Me queda poca cosa por conseguir pero sí quiero repetir lo que ya he conseguido" y también que "ir a unos Juegos siempre es una ilusión nueva para cualquier deportista, vaya por primera vez o por quinta".