Enlaces accesibilidad

El calor mantiene en alerta a 13 comunidades, con temperaturas que superarán los 40 grados

  • Este fin de semana las temperaturas se situarán entre 38 y 42 grados en la mayor parte de la península
  • Las noches serán "tropicales" e incluso "tórridas", lo que dificultará el descanso nocturno

Por
Un termómetro urbano marca 42 grados centígrados este viernes en Valencia EFE/Ana Escobar

El episodio de calor que azota al país y mantiene en alerta a 13 comunidades se ha recrudecido, con 9 de ellas en nivel meteorológico naranja, frente a las seis del jueves con dicho riesgo, por temperaturas que superarán los 40 grados en amplias zonas.

En la mayor parte de la Península las temperaturas se situarán entre 38 y 42 grados, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), que añade que también se producirán algunos chubascos con tormentas que serán localmente fuertes.

El portavoz de la AEMET, Rubén del Campo, ha explicado que durante los próximos días las temperaturas serán "muy altas en la mayor parte del país" y no descarta sino que ve "probable" que se lleguen a superar los umbrales de intensidad, extensión y duración establecidos para poder hablar "en el sentido estricto" de ola de calor.

"Está muy al límite y tendremos que analizarlo más a posteriori. En cualquier caso, insisto en que habrá temperaturas muy altas para los próximos días", ha subrayado.

Noches "tropicales" e incluso "tórridas"

El portavoz hace hincapié en que conviene estar pendiente de los avisos establecidos por las altas temperaturas que ha activado la Agencia Estatal de Meteorología e insiste en que hay "muchas zonas" con aviso de nivel naranja, que supone "riesgo importante".

En cuanto a las noches, ha informado de que también serán muy cálidas y, de hecho, seguirán las denominadas "noches tropicales", aquellas en las que la temperatura mínima no baja de los 20 grados, en amplias zonas de la geografía, como puntos de la meseta sur, Andalucía y litoral mediterráneo de Valencia y Murcia.

Incluso no quedarán las noches muy lejos de los 25 grados, que ya se denominan "noches tórridas" y que dificultan "notablemente" el descanso nocturno.

Calor generalizado en toda España

Además de Madrid, en donde los termómetros alcanzarán los 40 grados en las vegas y zonas sur y oeste de la comunidad, están asimismo bajo aviso naranja por riesgo importante de calor (nivel naranja) las siguientes comunidades: Andalucía, Aragón, ambas Castillas, Cataluña, Extremadura, Navarra y La Rioja.

Cantabria, Galicia, País Vasco y la Comunidad Valenciana completan la lista de regiones en alerta, pero éstas en nivel amarillo, con riesgo meteorológico ligeramente inferior, aunque asimismo con mucho calor, según los últimos datos de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), en su página web.

En Aragón, además de por calor, la región está en alerta amarilla por tormentas en Teruel, con posibilidad de granizo y rachas muy fuertes de viento.

En Andalucía, en la campiña cordobesa, se esperan este viernes máximas de 40 grados, y también en las provincias de Granada y Jaén.

También se alcanzarán esos niveles en Aragón y además en zonas del sur de Huesca podrán incluso superarse, al igual que en puntos de la Ibérica zaragozana.

En Castilla-La Mancha, se llegará hasta los 41 grados en Toledo, en el valle del Tajo, y hasta los 40 grados en Ciudad Real, 39 grados en Albacete, y 37 en la serranía de Cuenca. En Castilla y León, se esperan hasta 39 grados en provincias como Ávila.

En Cataluña, podrían superarse los 40 grados en zonas de la depresión central de Lleida, mientras que, en Navarra y La Rioja, en la ribera del Ebro, se llegará hasta los 39 grados respectivamente.

También hará mucho calor en ambas provincias extremeñas, con máximas de hasta 40 grados en Badajoz, en las vegas del Guadiana y la Siberia extremeña, y asimismo en Cáceres, con esos mismos niveles de calor en las zonas del Tajo y Alagón.

La próxima semana empezarán a bajar las temperaturas

De cara a la próxima semana, el lunes comenzarán a descender las temperaturas por el oeste de la Península, aunque subirán un poco más los termómetros por el nordeste, de manera que de nuevo se superarán los 40 grados por allí, especialmente en el Valle del Ebro. "En general seguirá apretando el calor", ha resumido.

Sin embargo, el martes y el miércoles se pondrá fin a este episodio de altas temperaturas gracias a la llegada de una vaguada del Atlántico. Del Campo explica que una vaguada es "una suerte, una especie de lengua de aire frío en capas altas que proporciona condiciones para inestabilidad".

En concreto, esta vaguada llegará acompañada también de aire más fresco en superficie,  que hará que bajen las temperaturas el martes y el miércoles hasta los valores normales para la época e "incluso algo más frescos de lo habitual" para la época, con chubascos tormentosos que pueden ser localmente intensos en puntos del norte y este peninsular.

En cambio en las comunidades mediterráneas y en Baleares continuará el calor durante buena parte de la semana.

Respecto a Canarias, Rubén del Campo ha dicho que seguirán con el régimen de alisios habitual, que dejará nubes en el norte de las islas más montañosas, de algunas lloviznas y ambiente en general suave, aunque será algo más caluroso en las medianías orientadas al sur. Las temperaturas cambian poco en el archipiélago aunque tenderán a subir durante el miércoles y el jueves.

Agosto será más seco de lo normal

Los modelos predictivos de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevén que agosto será más seco de lo normal, y para el trimestre hasta octubre, las predicciones se decantan por un escenario con temperaturas más altas de lo habitual en casi todo el país y también menos lluvias de lo normal.

Así lo ha avanzado Rubén del Campo, tras recordar lo cálido que ha sido el pasado mes de julio, con dos grados por encima de la media y una ola de calor, además de escaso en lluvias e irregularmente repartidas por el territorio.

Para lo que resta del mes de agosto, ha dicho, se esperan temperaturas por encima de lo normal especialmente en el norte y este de la península, aunque quizás en el extremo occidental el ambiente “sea algo más fresco que en julio, en donde ha hecho mucho calor”.

En cuanto a precipitaciones, todo apunta a que en agosto predominarán "las anomalías secas", dado que los modelos prevén que vaya a ser un mes con menos lluvias de lo normal.

Noticias

anterior siguiente