Enlaces accesibilidad

Pete Buttigieg gana el 'caucus' de Iowa, según los primeros resultados parciales

  • El exalcalde de South Bend lidera el recuento en las primarias demócratas con el 71% del escrutinio tras un arranque desastroso
  • Le siguen los senadores Bernie Sanders, Elizabeth Warren y el exvicepresidente Joe Biden

Por
Pete Buttigieg, en un acto electoral este martes en New Hampshire
Pete Buttigieg, en un acto electoral este martes en New Hampshire. REUTERS / BRENDAN MCDERMID

El exalcalde de South Bend (Indiana) Pete Buttigieg ha ganado el caucus de Iowa, según los primeros resultados parciales escrutados al 71%. Buttigieg, el candidato más joven a sus 38 años, ha dado la sorpresa en el estado que abre las primarias demócratas de Estados Unidos con el 26,8% de los delegados, según las estadísticas de los medios estadounidenses. Le sigue por un estrecho margen el senador Bernie Sanders (25,2%), la senadora Elizabeth Warren (20,3%), el exvicepresidente Joe Biden (14,7%) y la senadora Amy Klobuchar (12,6%). En último lugar quedarían Andrew Yang con un 1,1% y Tom Steyer, con el 0,3%.

Los resultados se han anunciado con casi 21 horas de retraso tras las "incongruencias" producidas en el recuento por un "error de código" en una aplicación y el cambio en el método de recuento. El líder del Partido Demócrata en Iowa, Troy Price, se ha disculpado este martes por el fallo en el retraso, que ha provocado caos y confusión durante todo el día, y ha evitado decir cuándo se dará a conocer el 38% restante del escrutinio.

Una campaña que no tenía ninguna posibilidad se ha colocado a la cabeza de la carrera para reemplazar al presidente

Buttigieg fue el único candidato que se autoproclamó ganador a pesar de la falta de resultados oficiales el lunes por la noche. Ya en campaña en New Hampshire, el exmilitar ha celebrado la "asombrosa victoria" de su campaña: "Una campaña que algunos dijeron que no tenía ninguna posibilidad se ha colocado a la cabeza de la carrera para reemplazar al presidente actual con una mejor visión del futuro", ha señalado. 

Los ciudadanos de Iowa componen 41 de los 3.979 delegados que escogerán al próximo rival de Donald Trump en las elecciones del 3 de noviembre. El estado abre el periodo electoral estadounidense desde hace 50 años y, desde el año 2000, el ganador en este territorio se convierte en el candidato demócrata a la Presidencia de Estados Unidos. De mantenerse la tradición y ganar las elecciones, Pete Buttigieg sería el primer presidente abiertamente homosexual en la historia del país.

Un error retrasa el resultado en los 'caucus' de Iowa

Sanders gana el voto popular y Biden pierde fuelle

A falta del recuento total, Bernie Sanders se ha mostrado optimista de que será proclamado ganador en Iowa. Mientras Biden se preguntaba "qué ha sucedido", Elizabeth Warren celebraba en Twitter estar "entre los tres primeros para afrontar desde una posición fuerte" las próximas primarias y Amy Klobuchar resaltaba en una entrevista en la CNN la escasa diferencia de 800 votos que le separa del exvicepresidente.

De hecho, el senador socialista de Vermont lidera el recuento del voto popular, que no se tiene en cuenta para la adjudicación de los delegados. Así, Sanders habría obtenido 32.673 votos; Buttigieg, 31.353; Warren 25.692 votos y Joe Biden, 16.447 votos. En las últimas posiciones se posicionarían Klobuchar con 15.470 votos y Yang con 1.301.

"De lejos, está claro que en la primera y en la segunda ronda hubo más gente que votó por Bernie que a cualquier otro candidato que se haya presentado", ha recalcado el asesor de Sanders, Jeff Weaver.

Los resultados contradicen la proyección de los sondeos de las últimas semanas, que daban como ganador a Joe Biden. El exvicepresidente de la Administración Obama aspira a mejorar los resultados en las primarias de New Hampshire el próximo 11 de febrero, pero su equipo ha cargado contra los fallos en el recuento. "Hay varias incongruencias, la integridad de este proceso está en juego. El Partido Demócrata de Iowa debe revisar los datos, revisarlos otra vez, una tercera y una cuarta vez, porque es importante acertar", ha señalado la asesora de campaña de Biden, Symon Sanders.

El partido se disculpa tras un arranque caótico

Otros demócratas han lamentado a lo largo de la jornada que la confusión en el arranque electoral haya servido de munición a Trump en su campaña al cuestionar la legitimidad de los resultados. "Pido disculpas como líder del partido. Hemos estado trabajando día y noche para asegurarnos de que estos resultados son exactos", ha declarado a la prensa el líder de la formación en Iowa.

Hemos estado trabajando día y noche para asegurarnos de que los resultados son exactos

Según el partido, el fallo se debe a problemas con una aplicación utilizada para el recuento. La aplicación fue desarrollada por la empresa Shadow Inc, que ha generado desconfianza en el partido tras revelarse que recibió dinero de las campañas de Buttigieg y Biden. Otras voces han pedido replantearse el formato rudimentario de los caucus como los de Iowa, ya de por sí polémicos.

La aplicación ha sido descartada en las primarias de Nevada, previstas para el 22 de febrero. En ellas participará ya el exalcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, que entró en noviembre en la contienda electoral.

Para todos los públicos En Portada - La decisión de Iowa - ver ahora
Transcripción completa

Subtitulado por ACCESIBILIDAD TVE

(Sintonía del programa)

(Ruido maquinaria)

Iowa es maíz.

El estado de Iowa es el mayor productor de maíz en Estados Unidos.

Maíz para ganado y para etanol.

Es uno de esos estados del Medio Oeste

por los que pasar de largo, según dicen.

Con una excepción:

uno de cada cuatro años, Iowa es parada obligatoria

para políticos, periodistas y asesores políticos

que vienen, también, a cultivar... y cosechar.

(Música)

Y la decisión ya no es si plantar maíz o soja,

sino a quién proponer como candidato a Presidente de los Estados Unidos.

(Música)

Iowa es un escaparate de la llamada América profunda: llanuras y silos.

Hay que recorrer estas tierras,

para entender cómo se elige al presidente de los Estados Unidos.

Porque aquí arrancan las primarias,

sobre todo para el Partido Demócrata, su famoso Caucus.

Y son los aspirantes demócratas,

quienes han trillado el estado este año pasado

porque ellos son en estas elecciones el partido sin candidato.

Nos adentramos en el alma de Iowa

para entender cómo es este proceso de primarias de los demócratas,

y cómo buscan superar la humillación

que sintieron con la derrota de Hillary Clinton en 2016.

(OFF CNN)

La noche del 8 de noviembre de 2016

dejó a los simpatizantes demócratas en estado de shock.

Tan dura o más que la derrota de su candidata,

fue la victoria, contra todo pronóstico, de Donald Trump.

Fue muy traumático. Muy, muy traumático.

Dormí muy mal,

y me acuerdo que me levanté

y lo primero que hice fue prender las noticias,

y cuando lo vi, me solté a llorar.

No lo podía creer.

Ahorita tengo el nudo en la garganta nada más de recordar eso.

Me deprimí muchísimo

porque yo sabía que nuestra comunidad iba a pagar muy caro esto.

En cuanto evocas la victoria de Trump,

te das cuenta de que tres años después,

los votantes demócratas aún no han digerido aquel resultado,

ni sus consecuencias.

(Música)

Para encontrar un análisis más frío hay que buscar a profesionales,

en la sede del partido demócrata, y en ex asesores de Hillary Clinton.

(Música)

Es una de las dos primeras congresistas nativas americanas,

y es parte de la remontada del Partido Demócrata,

con candidatos nuevos, en 2018.

Ganaron la mayoría en la Cámara de Representantes,

y esa mayoría es la que ha iniciado el impeachment al presidente.

La congresista ha venido a Iowa porque es donde hay que estar.

Este estado de granjeros blancos,

es el que tiene más capacidad de promocionar a un aspirante

porque es el primero en votar en las primarias.

Por eso todos los candidatos montan equipos aquí,

abren oficinas como esta y vienen a menudo.

Para hacerse una idea

de cómo hacen campaña los futuros presidentes,

nada como asistir a una de estas reuniones.

En esta participan activistas de Elizabeth Warren. 70 años.

En el polo izquierdo con Bernie Sanders.

La congresista comparte lo aprendido en campaña.

El proceso electoral en Estados Unidos empieza,

inscribiéndose en el censo, que no es automático.

Y si se quiere participar en las primarias,

basta con apuntar simpatía por el partido en cuestión.

(Música)

Ha sido la prueba más reciente y espectacular

de lo importante que es Iowa.

En 2008 Iowa destruyó, a las primeras de cambio,

la idea de que Hillary Clinton era invencible,

y convirtió a Barack Obama en un rival viable.

Sin Iowa probablemente no habría habido Presidente Obama.

Iowa dio la campanada.

Quién lo iba a decir,

el trampolín para el primer presidente negro

de los Estados Unidos fue este estado que es en un 91% blanco.

“Yo, Barack Hussein Obama, juro solemnemente

que desempeñaré fielmente el cargo de Presidente de los Estados Unidos,

y preservaré, protegeré y defenderé la Constitución

de los Estados Unidos”.

Caen los primeros copos de nieve del otoño

en este parking de Des Moines

mientras van llegando voluntarios con recuerdos de aquellas primarias

entre Barack Obama y Hillary Clinton.

Reúnen los objetos para el Museo Obama,

y desprenden orgullo nostálgico.

No es descabellado pensar que si acertaron con Obama,

puede que acierten también este año.

Los afroamericanos son apenas un 1% de la población en Iowa.

La percusión de esta ONG

fue la banda musical de aquella campaña de Obama.

(Música)

Con tanto político, asesor político y periodista visitando Iowa,

no extraña que le saquen partido económico.

Las elecciones son también un negocio.

En los últimos 20 años el elegido por Iowa ha sido al final

el candidato del Partido Demócrata:

Al Gore, John Kerry, Barack Obama y Hillary Clinton.

Este año valoran, sobre todo,

que el candidato sea capaz de enfrentarse a Trump.

Dictaran su sentencia en el Caucus,

el método de primarias demócratas en Iowa,

sin urnas ni ordenadores, mucho más tradicional.

(Música country)

Para que nos lo expliquen, una ocurrencia: el escenario más tópico

y tradicional de los Estados Unidos blancos,

el icono de esta América profunda y agrícola:

la casa original de American Gothic.

El cuadro convertido en símbolo que pintó Grant Wood

en los años de la Gran Depresión.

Si el grupo de tu candidato no llega a un mínimo,

tienes que lograr más gente o irte a un grupo más grande.

Por eso hay que tener varios favoritos:

tienes que tener, segunda y tercera opción.

Un sistema asambleario en plena era de campañas y hackeos por internet.

(Música)

Lo llaman Alcalde Pete,

para evitar un apellido

que les parece complicado pronunciar: Buttigieg.

38 años, veterano de Afganistán,

alcalde de una ciudad de Indiana, en el Medio Oeste también,

centrista y abiertamente gay.

Se somete como todos a preguntas del público,

y como todos tiene que pasar el examen Trump:

Pete Buttigieg es el aspirante

que tiene el mayor equipo de campaña en Iowa.

Cada foto, cada apretón de manos,

cada autógrafo puede ser un voto que lo catapulte.

¿Por qué cree usted que Estados Unidos está preparado

para alguien como usted para llegar a la Casa Blanca?

Es que lo que se necesita en los EEUU es unificar el pueblo,

esta es la función principal de la presidencia.

Y yo creo que es posible avanzar con políticas importantes y difíciles,

pero también unificar al pueblo, que es ahora muy dividido.

Y yo soy diferente de los otros.

El candidato termina aquí por la noche

y al día siguiente,

empieza a las seis de la mañana en una radio,

y luego sigue en un fórum sindical.

Casi todos los aspirantes fichan en este encuentro.

Desfilan por el escenario

y por delante de nosotros como en un foto-matón.

Cada uno resalta lo que considera lo hace el candidato idóneo.

Mi experiencia como alcalde en el Medio de los EEUU

y como veterano del conflicto en Afganistán,

es la experiencia muy importante por tomar esos pasos por nuestro país.

Joe Biden ha encabezado, durante meses,

las encuestas a nivel nacional.

Es la tercera vez que se presenta a presidente y, sobre todo,

fue 8 años el vicepresidente de Barack Obama.

Lo consideran de centro que, según la tradición política,

es donde se ganan las elecciones.

En esta campaña tan abierta para los demócratas

ha entrado un factor cuyo efecto no está claro: el impeachment.

El juicio político al presidente,

podría perjudicar a la oposición demócrata.

(Música)

El 98% blanco.

Yo soy de los pocos hispanos en Winterset.

Cuando usted dice blanco se refiere a blanco anglosajones.

Blanco anglosajón. Iowano.

Winterset es destino favorito de cinéfilos.

Porque aquí nació John Wayne y, sobre todo,

porque aquí están los Puentes del Condado de Madison.

Siempre hay turistas.

Son personas que generalmente son mujeres, mayores de 45 años,

ca-sa-das, je, je, anglosajonas

y también extranjeras que esa es su película favorita.

Y lo interesante es que son casadas.

Enrique forma parte de una minoría,

un hispano que vota a los Republicanos.

En 2016 fue del 28% de latinos que votaron por Donald Trump.

Sí. Si voté por Trump en 2016.

¿Volverás a hacerlo? Posiblemente no.

¿Por qué no? Por todo lo que ha sucedido,

que, a pesar de que ha hecho una buena labor por la economía,

desde el punto de vista social, de la inmigración,

se ha creado mucha división a nivel del país.

La retórica y el lenguaje que él ha usado le ha dado voz,

le ha dado energía al racismo

y a las personas que por muchos años llevaban guardado

ese resentimiento racista lo han expresado.

Tal vez por ser un antiguo inmigrante,

Enrique es un republicano que coincide con los demócratas

en que la presidencia Trump ha roto los puentes que quedaban

en un país que ya estaba muy polarizado.

Tú eres el votante que quieren los demócratas que se pase a su lado

y que en noviembre vote a un candidato demócrata.

¿Cuál de los muchos candidatos que hay a día de hoy,

te podría hacer votar por un demócrata a la presidencia?

Ninguno, la respuesta es muy sencilla, ninguno, imposible.

Como publicista que eres,

¿cuál de los muchos candidatos,

que tiene en estos momentos el partido demócrata,

para ser candidato oficial a presidente de los EE.UU

crees que tiene posibilidades de ganar a Trump

y convertirse en presidente en noviembre?

El único candidato que pudiera derrotar a Trump sería la recesión.

Cómo evitar la reelección de Donald Trump,

es lo que persiguen los simpatizantes demócratas.

Y para ello necesitan un candidato que reconstruya puentes.

No sólo en el país, sino también dentro de su partido,

entre quienes querían a Hillary Clinton

y quienes preferían a Bernie Sanders.

Presenciar sus debates es como asistir a una terapia de grupo.

Mi esposo y yo desde hace años no tenemos seguro médico.

Y yo prefiero pagar más impuestos con tal de tener un seguro

al que todos tengamos acceso.

A mí Obamacare no me sirvió.

Entonces, cuando usted tiene una enfermedad ¿qué hace?

Pues trato de agarrar un avión y regresarme a México.

Cuando tengo una enfermedad voy al médico.

Pago lo que tengo que pagar.

Espero, Dios, que yo no tenga una emergencia

porque entonces ahí sí que nos vamos en quiebra.

Y esa es nuestra realidad.

-Yo tuve dos colapsos parciales de mi pulmón izquierdo,

pero tenía seguro en ese tiempo.

Recordé muy claramente lo que me dijo una amiga mía de mi niñez

que vive en Vancouver, Canadá,

Alba yo nunca voy a ser millonaria en Canadá,

pero nunca me voy a ir a la quiebra por mi salud.

-Cuando hablaban de los diferentes planes de salud, Medicare for all,

le decía a Alba que no van a subir los impuestos,

¡sí van a subir los impuestos!

Y le van a subir a todos:

a los pobres, a la clase media, a los ricos.

-Warren dice que no, que solo va a subir a las rentas altas.

-Imposible, estadísticamente las cifras no suman.

-Hay que tener una estrategia de quién de ellos va a decir realmente,

‘Hey! Me voy cara a cara con Trump y eso es mi...

-Tanto Bernie como Warren son vistos como los extremos.

-Para mí extremo es todo gratis.

-¿Cómo es extremo si está pasando en otro países del mundo?

La cosa importante para mí es que ya cuando se decida quién va a ser,

apoyar a esa persona al 100%

porque lo que nos pasó en la última elección es que nos dividimos

y por eso es que ganó la persona que está ahorita en la presidencia.

-Vamos con Biden, no tienes asegurada la presidencia con Biden

porque para mi gusto Biden es débil.

(Música)

Escuchando a Rod Pierce tienes la sensación de estar

con uno de esos personaje duros de Bruce Springsteen.

Rod Pierce cultiva unas setecientas hectáreas.

El ochenta por ciento, maíz; el resto, soja.

Casa con el estereotipo político del granjero:

ideas conservadoras que argumenta con convicción:

Es uno de los votantes que dio la victoria a Donald Trump en 2016.

Pero le ha decepcionado

porque ha dispensado a las petroleras de la obligación

de usar etanol.

Al final del el camino aparece la metáfora perfecta

para este reportaje: un laberinto.

Los electores demócratas no saben hacia dónde ir

para ganarle la presidencia a Donald Trump.

Y se han quedado sin brújula.

Porque la victoria de Trump destruyó la lógica

por la que se evaluaba a los candidatos.

El problema de fondo en este 2020

es que nadie es capaz de decir ya

qué impide llegar a presidente de los Estados Unidos y qué ayuda.

(Música country)

En esta incertidumbre tomará su decisión IOWA.

En Portada - La decisión de Iowa - ver ahora

Noticias

anterior siguiente