Enlaces accesibilidad

Pérez de los Cobos revela que el 'número 2' de Interior dio la orden de actuar el 1-O ante la "inacción" de los Mossos

  • Admite que se "equivocaron" al confiar en que los Mossos actuarían contra el 1-O
  • Asegura que creían que era mejor "ir de la mano de los Mossos, que romper la baraja"

Por
El que fuera coordinador del dispositivo policial del 1-O, Diego Pérez de los Cobos
Captura de la señal institucional de televisión de la Audiencia Nacional con la declaración como testigo del coordinador del dispositivo policial del 1-O, Diego Pérez de los Cobos. EFE Audiencia Nacional

El que fuera coordinador del dispositivo policial el 1-O, el coronel de la Guardia Civil Diego Pérez de los Cobos, ha revelado este martes que fue el entonces secretario de Estado de Seguridad, José Antonio Nieto, quien dió la orden de actuar en los centros de votación ante la "inacción" de los Mossos porque había riesgo de que la situación derivase en una "confrontación civil" y tenía que imperar la ley.

Así lo ha asegurado en el segundo día consecutivo que comparece como testigo en el juicio la Audiencia Nacional contra la cúpula de los Mossos por su actuación el 1-O, a preguntas de la letrada Olga Tubau, que ejerce la defensa del mayor de los Mossos Josep Lluís Trapero, después de que este lunes respondiera durante toda la mañana a las cuestiones de la Fiscalía.

"Desde primera hora de la mañana del 1 de octubre, vemos esa situación de deslealtad de los Mossos, y tenemos que recurrir al plan B, porque si no hacíamos nosotros algo, nadie iba a hacer nada", ha recordado. Además, ha señalado que si los cuerpos y fuerzas de Seguridad del Estado se unían a la "inacción" de los Mossos, habría supuesto "certificar que la ilegalidad imperaba en Cataluña".

Por ello, ha explicado, se decidió "romper la coordinación" con los Mossos, aunque se conservó "una línea de comunciación" con este cuerpo, a través del comisario Ferrán López, para "no pasar a males mayores". "Era esencial que los Mossos no fueran más allá de donde se habían posicionado", ha argumentado.

De hecho, ha relatado que durante el 1-O intercambió varios mensajes con el 'número dos' de la policía catalana sobre el número de colegios que habían cerrado los Mossos.

Dispositivo de los Mossos el 1-O

Durante el interrogatorio de la defensa, que se ha prolongado unas tres horas y media, la letrada ha puesto en en duda que Pérez de los Cobos fuera solo coordinador. Sin embargo, un día más, el coronel de la Guadia Civil ha vuelto a insistir en que su labor al frente del dispostivo del 1-O era solo de "coordinación" y que no tenía el mando operativo en los Mossos, al igual que tampoco lo tenía sobre la Guardia Civil.

Según ha explicado el coronel, su labor  consistía en intentar "armonizar la actuación de los criterios generales de actuación" de Mossos, Guardia Civil y Policía Nacional, pero no podía dar órdenes concretas sobre los planes operativos.

Asimismo Pérez de los Cobos se ha mostrado crítico con los efectivos desplegados el 1-O, pues los Mossos solo enviaron "binomios sin función aparente, sin medios, sin posibilidad de pedir recursos", algo que, a su parecer, su único objetivo era "disminuir el potencial del propio cuerpo por la diseminación y dar cierta legitimidad a la votación".

Ha negado que en alguna de las reuniones de coordinación que se celebró antes del referéndum ilegal, se empleara la palabra binomio para refererirse al dispositivo que habría por parte de Mossos.

Y por contra, ha afirmado que el comisarioo Ferrán López, el 'segundo' de Trapero, le explicó que habían reforzado el plan de actuación que inicialmente habían presentado ante la Fiscalía, con "dotaciones" y "medios especializados en orden público" para cerrar los colegios de votación.

Admite que se "equivocaron" al confiar en los Mossos

También ha admitido que los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado se equivocaron al confiar en que los Mossos actuarían contra el referéndum, y ha dejado claro también que quisieron "ir de la mano" de la policía catalana y "no romper la baraja". 

"Siempre consideramos que era mejor intentar llegar hasta el final de la mano de Mossos, aunque estos fueran al 40, 50 o 60%, que romper la baraja y la coordinación. Pero nos equivocamos", ha lamentado.

En este sentido, Pérez de los Cobos ha reconocido que tenían "dudas" sobre cómo actuarían los Mossos el 1-O, pero ha recordado que preguntó hasta tres veces al comisario Ferrán López, que era el que acudía a las reuniones de coordinación, sobre la voluntad de cumplir con las instrucciones de la Fiscalía, y éste siempre le había dicho que podía estar tranquilo y que no tuviera duda alguna de la actuación de la policía catalana.

"Ni yo ni nadie podíamos pensar que iba a suponer la inacción absoluta. Lo que pensábamos es que iban a actuar con un porcentaje de entusiasmo o de grado de cumplimiento inferior al deseable, pero ni mucho menos el que luego vimos. La actuación de los Mossos fue encaminada a permitir el referéndum, pero iba acompañada de medidas para aparentar el cumplimiento de la orden judicial", ha resumido.

La letrada también le ha preguntado también por la razón por la que permitieron que los Mossos actuaran en primer lugar en los colegios de votación si desconfiaban de ellos, a lo que Pérez de los Cobos ha respondido que siempre pensaron que "su actuación provocaría menos contestación" por parte de los que tratasen de votar el 1-O, dados los "graves incidentes" los días previos cuando actuó la Guardia Civil y la Policía Nacional.

Acusa a Trapero de estar "alineado" con Puigdemont

También Pérez de los Cobos se ha referido a una reunión de la junta de seguridad a la que asistió Puigdemont y que ha calificado de "surrealista". "Es una reunión en la que están los convocantes de la actividad ilegal que tenemos que impedir... Es bastante surrealista", ha explicado.

Durante esa reunión, el que fuera coordinador del dispositivo del 1-O ha afirmado que su percepción fue que "Trapero está alineado con los pensamientos de Puigdemont", aunque entonces nunca pensó que los Mossos podrían "incumplir con el auto" como hicieron. 

Asimismo ha reconocido que aunque en las reuniones en las que vio a Trapero, el exjefe de los Mossos "venía a confirmar los argumentos de Puigdemont", no pensó que la actitud que iban a adoptar los policías catalanes era de una "inactuación generalizada". "Pensábamos que no iban a poner toda la carne en el asador, pero no que iban a dejar el asador sin carne", ha justificado.

Aún así, Pérez de los Cobos se ha mostrado convencido de que si el mayor de los Mossos hubiera mostrado más "firmeza" contra el referéndum o hubiera planteado un ultimátum a Puigdemont, como que iba a tener a la policía autonómica en contra, hubiera sido difícil que hubiera seguido "adelante o al menos en esos términos". 

Tras finalizar el interrogatorio de Pérez de los Cobos, este miércoles es el turno del siguiente testigo, el comisario Ferrán López, que no solo era segundo de Trapero en el momento del 1-O, sino que durante la aplicación del 155 fue quien asumió el mando de los Mossos.

Noticias

anterior siguiente