Enlaces accesibilidad

'Manchester frente al mar': cómo triunfar en los Oscar retratando el dolor inconsolable

Por
RTVE.es te adelanta una secuencia de 'Manchester frente al mar'

6 NOMINACIONES A LOS OSCAR

-Mejor película
-Mejor actor: Casey Affleck
-Mejor actriz secundaria: Michelle Williams
-Mejor actor secundario: Lucas Hedges
-Mejor director: Kenneth Lonergan
-Mejor guión original

Con seis nominaciones a los OscarManchester frente al mar cumple con la cuota del cine independiente que siempre se cuela entre los candidatos a mejor película. Todo reconocimiento es subjetivo, pero es difícil argumentar que Manchester frente al mar no es, llanamente, la película mejor escrita del año. El 3 de febrero se estrena en España.

El cineasta y dramaturgo Kenneth Lonergan (Margaret) firma una honesta narración de una dura verdad: hay sufrimientos tan abismales que no se alivian ni con perdón ni con castigo. Pero aunque Manchester frente al mar está construida sobre un dolor inimaginable, y aunque prácticamente todos los personajes estén atravesados en mayor o menor grado por la pérdida, Kenneth Lonergan amplía la paleta de emociones sumando (algo) de humor y frescura al retratar la descomposición y disfuncionalidad de la familia.

La película acompaña a Lee (Casey Affleck), un chapuzas que vive en el sótano de un bloque de Boston. Lee es solitario, alcohólico, violento y asocial. Pero su hermano fallece y Lee tendrá que ejercer de albacea de sus voluntades, entre ellas cuidar de su sobrino, en la pequeña localidad costera de Manchester-by-the-sea.

Al mismo tiempo, se van desplegando flashbacks que muestran a Lee como un tipo familiar y afable. Y advertimos así que la hora y media en coche que separa Boston de Manchester-by-the-sea es un viaje profundo para Lee.

Manchester frente al mar engrosa la selecta tradición de dramas familiares americanos como Gente corriente o En la habitación, con los que está emparentada en temas, ritmo, paisajes y hasta música barroca.

Se ha destacado que Manchester frente al mar es la primera película producida por Amazon que llega a los Oscar, y aunque sea un hito para la división cinematográfica de la empresa de Jeff Bezos, conviene matizar que Amazon es una compañía más poderosa que cualquier estudio.

Casey Affleck como protagonista es un triunfo de casting. Nadie como él para retratar al inadaptado, al desabrido, al taciturno y al iracundo. El actor, de 41 años, no tenía ni que imitar el acento: es natural de Falmouth, Massachusetts, apenas a dos horas de Manchester-by-the-sea.

Michelle Williams, nominada a mejor actriz secundaria por apenas dos secuencias que sirven como recordatorio de que hay pocas actrices de su generación como ella. Para Williams es ya la cuarta nominación (Brokeback Mountain, Blue Valentine y Mi semana con Marilyn).

La excelencia del reparto no es ajena a que cada secuencia está enriquecida con multitud de pequeñas acciones que afianzan su realismo. Todo está iluminado en Manchester frente al mar. Incluso el siempre peligroso, por manido o facilón, recurso del flash-back, golpea con contundencia.

En su vocación de reflejar la vida tal como es, la película huye de las evoluciones forzadas de los personajes y aunque también esquiva las lecciones al final del camino, al espectador le queda el sabor de que hay algo purificador en mostrar que ciertas cosas, sencillamente, no se superan.

Noticias

anterior siguiente
-->