Enlaces accesibilidad

El Parlamento de Macedonia anula las elecciones anticipadas del 5 de junio

  • Se convocaron tras la revelación de un escándalo de escuchas ilegales
  • La coalición conservadora VMRO-DPMNE continuará gobernando
  • Dimiten los ministros de Interior y Trabajo, del partido socialdemócrata SDSM

Por
El Parlamento de Macedonia, durante la sesión de este miércoles
El Parlamento de Macedonia, durante la sesión de este miércoles EFE

El Parlamento de la Antigua República Yugoslava de Macedonia (ARYM) ha decidio anular este miércoles, en una sesión extraordinaria, las elecciones anticipadas del 5 de junio y ha aceptado las dimisiones de los ministros del principal partido opositor, el socialdemócrata SDSM.

Esto significa que la coalición conservadora VMRO-DPMNE del exprimer ministro Nikola Gruevski vuelve al poder apoyado por el partido de la minoría albanesa DUI.

El Tribunal Constitucional macedonio había decidido por unanimidad suspender al menos hasta la semana que viene la campaña electoral de los comicios mientras estudiaba si la disolución de las cortes fue constitucional tras un recurso presentado por el DUI.

Dimiten dos ministros del partido socialdemócrata

El SDSM, que había boicoteado junto a otros dos de los principales partidos de Macedonia las elecciones, se retiró de las carteras de Interior y Trabajo e hizo dimitir a sus secretarios de Estado en los ministerios de Finanzas, Agricultura y Administraciones Públicas, y todos ellos sustituidos inmediatamente por miembros de la alianza liderada por los conservadores.

"Esta radicalización de la situación solamente interesa al VMRO y al DUI", acusó en una muy tensa sesión parlamentaria el coordinador del SDSM, Goran SugarevskI.

Un parlamentario de DUI, Talat Xhaferi, recriminó al SDSM "no saber lo que quieren" ya que "primero querían elecciones y luego que se cancelaran. Pidieron que el Parlamento volviera al trabajo y aquí estamos", ha explicado.

ARYM vive desde hace más de un año una crisis política que comenzó con la revelación de un escándalo de escuchas ilegales y que, tras un pacto político auspiciado por la Unión Europea (UE) y Estados Unidos, debía concluir con la celebración de comicios.

Noticias

anterior siguiente