Enlaces accesibilidad

El Gobierno cierra acuerdos con el PNV y CC para aprobar los presupuestos de 2011

Por
El Gobierno se asegura la estabilidad parlamentaria hasta 2012

El Gobierno ha alcanzado este viernes sendos acuerdos con el PNV y Coalición Canaria con el fin de garatizarse la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado de 2011, que inician su tramitación parlamentaria el próximo martes, aunque en ambos casos el pacto tiene voluntad de permanencia para asegurar la estabilidad política en lo que queda de legislatura.

Así, el acuerdo alcanzado con el PNV pretende dar "estabilidad económica, política e institucional" al Ejecutivo que preside José Luis Rodríguez Zapatero, a cambio de desarrollar el estatuto de autonomía del País Vasco. Del mismo modo, según ha podido confirmar TVE, el Gobierno también ha alcanzado este viernes un acuerdo "de estabilidad" con Coalición Canaria, aunque se refrendará de forma definitiva este lunes, en la reunión que mantendrán Zapatero y el presidente canario,  Paulino Rivero.

El portavoz socialista en el Congreso de los Diputados, José Antonio Alonso, ha explicado en rueda de prensa que el pacto con el PNV comprende la cesión de hasta 20 transferencias para desarrollar el autogobierno vasco, la más relevante de ellas, las políticas activas de empleo, una cesión que ha suscitado las protestas de la  oposición, que considera que se rompe la caja única de la Seguridad  Social.

Tres de estas transferencias se traspasarán en 2010 y las 17 restantes se harán en 2011. Para ello, se constituirá una Comisión Paritaria compuesta por tres personas. Dos de ellos "serán socialistas",  ha afirmado Alonso, quien también ha indicado que propondrá que uno de ellos sea el diputado Eduardo Madina.

Competencias transferidas

Además de las políticas activas de empleo, se cederán otras 19 competencias. Entre ellas, las políticas de formación del Instituto Social de la Marina, el transporte marítimo dentro del País Vasco, el turismo y las agencias de viaje, así como la concreción del calendario para la finalización de la Y vasca de alta velocidad ferroviaria en 2016.

Del resto de acuerdos, resalta también que el Gobierno de Zapatero va a respaldar la iniciativa del PNV para que los territorios históricos (Álava, Vizcaya y Guipúzcoa) se denominen oficialmente en euskera, es decir, Araba, Bizkaia y Gipuzkoa.

Alonso ha comentado que, con la cesión de estas transferencias, el Estatuto de Gernika aún no ha alcanzado su pleno desarrollo, aunque ha señalado que "ya quedan muy pocas" competencias por traspasar. En cualquier caso, ha detallado que de este acuerdo se excluyen "instituciones penitenciarias, políticas  pasivas de empleo y cuestiones que tengan que ver con la  llamada caja única de la Seguridad Social".

Pacto que va más allá de los PGE

Aunque el portavoz del PSOE en el Congreso no ha querido confirmar que este acuerdo vaya a ser un pacto de legislatura, sí que ha subrayado que ambas formaciones han decidido "no incluir un tiempo determinado". Con todo, el preámbulo del pacto sí especifica que tiene "una proyección temporal más allá de la votación de los PGE para buscar una estabilidad económica, política e institucional del país que es deseable para la marcha del país" y para la salida económica de la crisis.

"Queremos decir a todos, a los de dentro y a los de fuera, que España es un país sólido, solvente y estable: que se puede confiar en él", ha manifestado el ex ministro. Además, José Antonio Alonso ha destacado que el pacto no se limita al apoyo del PNV a los Presupuestos, sino que obliga a los nacionalistas vascos a apoyar otras leyes económicas.

Sin embargo, se queda fuera de este acuerdo la reforma de las pensiones, punto que tendrá que tratarse "dentro del Pacto de Toledo", ha subrayado Alonso. Eso sí, la congelación prevista en los PGE sí que tendrá que ser apoyada por el PNV.

El PNV lo califica de "histórico"

Por su parte, el presidente del PNV, Iñigo Urkullu, ha afirmado que el acuerdo "es un paso definitivo" hacia el cierre del Estatuto de Gernika, asegurando que el pacto abre la puerta a "un nuevo tiempo político".

En declaraciones a Europa Press, Urkullu ha manifestado que el acuerdo logrado este viernes entre los grupos jeltzale y socialista en el Congreso "es plenamente satisfactorio" para su partido "y para toda la sociedad vasca". "Es un paso definitivo, decisivo para profundizar en el cierre del  Estatuto de Autonomía de Gernika y también para abrir una puerta a un nuevo tiempo político", ha aseverado.

Asimismo, ha destacado que en el acuerdo, además del autogobierno, también contempla "la proyección de Euskadi en el exterior". "Son dos cuestiones que nos merecen una altísima satisfacción, pero, además, entendemos que este acuerdo dota de una estabilidad económica e institucional, pese a los pesares que afectan al Gobierno español y al PSOE", ha añadido.

Pacto con Coalición Canaria

En cuanto al acuerdo con Coalición Canaria, el portavoz socialista en el Congreso ha explicado que las negociaciones con el partido  canario iban "bien", aunque ha señalado él habla "cuando hemos llegado a   un pacto y lo hemos firmado", por lo que daría más precisiones el  próximo lunes.

El diputado de Coalición Canaria en el Congreso José Luis Perestelo  ha señalado a RTVE.es que, aunque el acuerdo no está sellado  definitivamente, "si eI Gobierno dice que hay un acuerdo significa  seguramente  que han aprobado las propuestas que le hemos planteado  desde  nuestra formación política".

En este sentido, Perestelo ha confirmado que "el acuerdo se acabará de  cerrar el lunes", cuando se entrevisten Zapatero y Rivero.

Noticias

anterior siguiente