Enlaces accesibilidad

Ya son más de 150 los muertos en la ofensiva paquistaní en Waziristán del Sur


  • El número de desplazados asciende ya a 120.000
  • 24 insurgentes y dos soldados han muerto en las últimas horas
  • Los combates más sangrientos tuvieron lugar en el frente sureste
  • En Islamabad, dos militares, incluido un alto mando, ha muerto

Por
A girl, fleeing a military offensive in South Waziristan, sits on her family's belongings in Dera Ismail Khan
Una joven observa a los militares después de los ataques de este jueves en Waziristán del Sur REUTERS

El número de muertos en la ofensiva paquistaní en Waziristán del Sur asciende ya a más de 150. Talibanes y ejército cumplen este jueves seis días de intensos combates.

Y a medida que los combates se recruden, el número de desplazados también aumenta. Sólo en la demarcación tribal de Waziristán del Sur 120.000 personas han huido de sus hogares en los últimos días con motivo de la ofensiva contra los talibanes que está llevando a cabo el Gobierno paquistaní.

Mientras, al menos 24 supuestos insurgentes y dos soldados han muerto en las últimas 24 horas. El mando militar aseguró en un comunicado que otros 4 soldados resultaron heridos en el transcurso de la operación "Camino de la Liberación" (Rah-e-Nijat), que comenzó este sábado en tres frentes de combate de esta región fronteriza con Afganistán.

Desde el lanzamiento de la ofensiva, el pasado sábado, 137 combatientes islamistas y 18 soldados han fallecido.

Los combates más sangrientos del día tuvieron lugar en el frente sureste, donde el Ejército reivindicó la toma de Tor Ghundai y dijo haber neutralizado búnkeres y cuevas de los insurgentes, que, según el comunicado, huyeron tras sufrir trece bajas.

Al menos dos militares, incluido un alto mando, murieron y otro resultó herido en un ataque con disparos perpetrado en las afueras de Islamabad por un grupo de hombres jóvenes armados, según informó una fuente policial.

30.000 soldados participan en la operación

Cerca de 30.000 soldados participan en esta operación terrestre, apoyada por aviones de combate, helicópteros de combate y artillería pesada. Se enfrentan a alrededor de 10.000 talibanes pakistaníes que, a su vez, están apoyados por combatientes extranjeros.

En el frente suroeste, las tropas repelieron un ataque insurgente en la zona de Boya Narai, situada al oeste de la ciudad de Sherwangi, y abatieron a once supuestos talibanes, mientras que un soldado murió y tres resultaron heridos.

En esta zona, las tropas lograron retomar el control del puente de Torwam, cerrado por los insurgentes en 2007 y considerado vital en la conexión de esa localidad y Ladha, uno de los tradicionales bastiones de los integristas de Waziristán.

Más problemas parece afrontar el Ejército en el flanco norte de la región, donde las tropas en la localidad de Razmak se limitan, según el comunicado, a "consolidar sus posiciones y bloquear las carreteras desde Makeen", otro feudo integrista.

En esa zona, los insurgentes dispararon ayer miércoles 6 proyectiles contra el campamento de Razmak, que causaron la muerte de un soldado y heridas a otro.

La ofensiva de Waziristán del Sur, principal feudo de los talibanes paquistaníes, comenzó después de que una ola de atentados en varios puntos del país acabara con la vida de casi 200 personas en sólo doce días.

Los partes del Ejército carecen de comprobación independiente, porque los reporteros tienen vedado el acceso a los frentes de batalla.

Desde 2002, el ejército paquistaní ha perdido más de 2.000 soldados en la batalla contra los combatientes islamistas en las zonas tribales fronterizas con Afganistán sin lograr resultados concretos.

Noticias

anterior siguiente