Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El Tribunal de Cuentas ha citado el próximo 25 de septiembre a una decena de altos cargos del Govern, entre ellos el expresidente Artur Mas, para que abonen una fianza de en torno a 5 millones por el gasto de dinero público destinado a la consulta del 9N.Entre los once ex altos cargos citados, según fuentes próximas a los implicados, están también los exconsellers Joana Ortega, Irene Rigau y Francesc Homs, que fueron condenados por la celebración de la consulta en 2014. En el caso de que no abonen las cantidades que el tribunal les reclame, podrá procederse al embargo de los bienes de los investigados en esta causa.

El diputado del PDeCat y ex portavoz del Govern Francesc Homs se ha despedido como diputado tras notificarle la presidenta del Congreso, Ana Pastor, que ha recibido el auto de ejecución de la Sentencia del 9N del Tribunal Supremo, una sentencia que le inhabilita a ejercer cargo público durante 13 meses por su participación en la Consulta Soberanista. Homs ha dicho que con su expulsión se decreta también la expulsión de miles de catalanes que, democráticamente, le eligieron como representante.

El Tribunal Supremo ha notificado este martes formalmente al todavía portavoz del PDeCAT en el CongresoFrancesc Homs, su condena de inhabilitación para ejercer cargo público dictada la semana pasada por su participación en la consulta soberanista del 9N.
A pesar de esta notificación, el portavoz nacionalista ha dicho que piensa ejercer como diputado "hasta el último minuto", de manera que pretende continuar en su escaño hasta que el Congreso no reciba el auto de ejecución del Tribunal Supremo de su condena de inhabilitación, lo que ocurrirá en las próximas horas o, como muy tarde, el miércoles, una vez le llegue constancia de que la condena le ha sido notificada este mismo martes.

El Congreso de los Diputados acoge este mediodía la habitual Mesa de Portavoces que cobra especial relevancia por ser la primera a la que asiste Francesc Homs tras su condena a 13 meses de inhabilitación por la consulta del 9N. El Tribunal Supremo ya ha comunicado la condena a la cámara, pero la inhabilitación no se hará efectiva hasta que el Congreso se la notifique a Homs personalmente, algo que podría suceder este martes.

Francesc Homs tiene los días contados en su escaño en el Congreso. El exdiputado del PDECat, Feliu Guillaumes, podría ser la persona que le sustituya tras haber sido condenado a 13 meses de inhabilitación por su papel en la consulta del 9-N. Guillaumes, que ha ocupado un escaño durante dos legislaturas, era el siguiente en la lista electoral de la antigua Convergencia para las elecciones generales de junio del año pasado. La sentencia del Supremo contra Homs es firme, pero el todavía portavoz del partido independentista va a pedir que se suspenda la pena hasta que se resuelva el recurso de amparo que quiere presentar al Constitucional.

Tras la sentencia del Tribunal Supremo que ha condenado al diputado del PDeCat Francesc Homs a trece meses de inhabilitación por desobedecer al Constitucional al organizar la consulta soberanista del 9N en 2014, han llegado las reacciones políticas. El PPC cree que "Forcadell y los indepedentistas seguirán el mismo camino". El PSC espera la renuncia de Homs como diputado. Podemos tacha de "grave" la condena de inhabilitación.

El Tribunal Supremo ha condenado a Francesc Homs a un año y un mes de inhabilitación por un delito de desobediencia grave al Tribunal Constitucional en la consulta del 9N. El ex consejero de Presidencia de la Generalitat de Cataluña y actual diputado del PDeCat tendrá que pagar, además, una multa de 30.000 euros, y en los próximos días tendrá que dejar su acta de diputado. El Supremo le absuelve del delito de prevaricación. Es una sentencia muy similar a la que condenó, hace unos días, a Artur Mas, Joana Ortega e Irene Rigau, por los mismos hechos.

Francesc Homs sigue la senda de Artur MasJoana Ortega e Irene Rigau y es condenado a un año y un mes de inhabilitación y a pagar 30.000 euros por un delito de desobediencia al Constitucional al organizar la consulta del 9N cuando era conseller de Presidencia de la Generalitat de Cataluña. El Tribunal Supremo le condena solo por desobediencia y no por prevaricación, como también pedía la Fiscalía.

En relación con el juicio que se sigue contra el ex consejero de Presidencia de la Generalitat Francesc Homs, juzgado por prevaricación y desobediencia al Tribunal Constitucional al no acatar la prohibición de este de celebrar la consulta del 9N de 2014, PSOE, Ciudadanos y el propio presidente de Gobierno, Mariano Rajoy, coinciden en que nadie puede saltarse la ley consideran que el procesamiento a Homs tiene connotaciones políticas. Por su parte, el expresidente catalán Artur Mas apunta a que en este juicio hay "una base política clarísima" y que "no hay tema para condenar a nadie".

El exconseller de Presidencia de la Generalitat de Cataluña, Francesc Homs, ha declarado este lunes en el comienzo del juicio en el que se le acusa de prevaricación y desobediencia por la consulta independentista del 9N, delitos por los que se enfrenta a nueve años de inhabilitación para el ejercicio de cargos públicos. Ante el juez, Homs ha admitido los hechos por los que le incriminan y también que conocía la prohibición de celebrar la consulta. Además añade que la consulta se suspendió y se sustituyó por un "proceso participativo".

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha pedido "normalidad" ante el proceso judicial que afronta por la consulta del 9 de noviembre el portavoz del PDeCAT, Francesc Homs, ya que, según ha dicho, está sometido a la ley como los 46 millones de españoles. Además, le ha recordado que España tiene "muy buena salud", después de que el diputado de la antigua Convergencia vaticinara "el fin del Estado español" si es condenado en ese juicio. "Esto son cosas que ha dicho el señor Homs probablemente sin pensarlo demasiado. Aquí lo importante es que los tribunales actúen y todos acatemos sus resoluciones", ha declarado Rajoy.

El ministro de Justicia, Rafael Catalá ha afirmado que las declaraciones realizadas este lunes por el ex consejero de Presidencia catalán Francesc Homs, en las que afirmaba que si el Tribunal Supremo lo condena será el fin del Estado, "no tienen ningún sentido" y que sólo están vinculadas a "un interés particular de un señor que no quiere ser condenado". "Es algo legítimo" para no ser condenado, ha añadido, pero "si ha cometido algún delito y así lo acredita un tribunal tendrá la sentencia que corresponda", ha mantenido el ministro este lunes durante una visita a las obras del nuevo edificio de los juzgados, en Albacete.

El exconseller de Presidencia de la Generalitat catalana Francesc Homs se ha quejado durante el juicio con tra él por desobediencia el 9N de que el fiscal le formulara nuevas preguntas cuando aún no había acabado de contestar la anterior. Al respecto, el juez Manuel Marchena, presidente de la Sala del Tribunal Supremo que le juzga, ha advertido que "siga hablando", y le ha garantizado que "no va a tener ninguna cortapisa para expresar todo lo que crea oportuno en el ejercicio de su defensa".