arriba Ir arriba

Estalactitas y estalagmitas, oseras, raíces que cuelgan del techo, huellas de zarpazos son algunas de las sorprendentes imágenes que nos depara la visita a las profundidades de la Sierra de Atapuerca. Una cueva de cien metros originada por el agua hace más o menos un millón de años y con un recorrido accesible se sumará a un sendero botánico con más de una veintena de especies para mejorar la comprensión de los yacimientos de Atapuerca, en Burgos, a los visitantes.

Nos adentramos en los comienzos, cuando no existía la escritura... y los cuentos formaban parte de la tradición oral. Nos vamos muy lejos en el tiempo, pero no en el espacio. Elena García de Quevedo nos acerca gracias a Luz, la niña chamán (ed. Legua Editorial) a la época de la Sima de los Huesos. Una alegoría del mundo a través de Atapuerca y los personajes reales que continúan en el yacimiento de Burgos.