Anterior Cinco comedias de distintos estilos y décadas, la próxima semana en Historia de nuestro cine Siguiente Sigue en directo el segundo pase de micros de la Gala 8 de OT Arriba Ir arriba
 Miguel, todo corazón
Miguel, todo corazón rtve

Cuéntame cómo pasó - Miguel Alcántara, todo corazón

  • En el penúltimo capítulo de la temporada, el 328, la familia Alcántara se despide de Miguel. 

  • A continuación repasamos algunos de los momentazos que nos ha dado De Gaulle.

|

El corazón de Miguel Alcántara latió por primera vez en el universo Cuéntame hace más de 300 capítulos. Corría el verano de 1968 y Miguel, emigrante establecido en Francia, hacía escala en San Genaro camino de Sagrillas, donde iba a pasar las vacaciones. Llegó fardando de posición, de esposa y de coche (un tiburón).

¡Así fue su entrada triunfal!

Entonces, para los españoles Francia parecía otro planeta. Tanto que Carlitos sospechó que su tía Marie Chantal era un personaje de la serie de televisión “Los Invasores”, una alienígena dispuesta a conquistar la Tierra. Para comprobarlo, se coló en la habitación de sus tíos mientras dormían, aunque lo único que consiguió es darles un buen susto.

No recomendado para menores de 7 años
Transcripción completa

Cuéntame...

..tú que has vivido...

..el despertar de un tiempo que nos cambió.

Volverás...

..a ser un niño,...

..al recordar las largas tardes de sol.

Háblame de lo que has encontrado en tu largo caminar...

..cuéntame cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

Cuéntame, cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

Sentirás...

..el dulce abrazo...

..de aquellos padres que dieron todo por ti.

El sabor...

..del primer beso,...

..todos los sueños que tú querías cumplir.

Háblame de lo que has encontrado en tu largo caminar...

..cuéntame cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

Cuéntame cómo te ha ido si has conocido la felicidad.

"Alé, Anquetil, alé, alé." ¿Qué dices?

Es francés, macho, es que tú no sabes francés.¡Ni tú!

Yo sí, mira: Alé, Anquetil, alé, campeón. "Tres bien, tres bien".

(En 1968 el único español que había ganado el Tour de Francia...)

(..era Federico Martín Bahamontes).

(El siguiente fue Ocaña, pero pudo ser Carlos Alcántara, sí, yo mismo).

(Ese verano estábamos convencidos de que nos íbamos a Francia).

(Y estábamos locos, sobre todo mi hermana Inés).

Me das una envidia.

Ya te contaré trucos de lo que aprenda, porque me hago esteticien.

Y la "pilol" me la traerás tú a mí.

-¿Qué es la pilol? -Nada, una laca francesa.

-¿De qué os reís? -Que se nos va Inés.

-¿En serio que os vais? -Casi seguro. Tengo unos nervios.

Cuéntame, si tengo que buscar otra chica.

Aún no te puedo decir nada. Mañana llega mi tío Miguel, el de Francia,..

..y con lo que nos diga.

Cuando sepas algo me lo dices, porque si tengo que buscar otra chica

No os iréis de un día para otro.

Por mí sí. Tengo unas ganas de ver la torre Eiffel, el arco del triunfo...

..y encontrarme con Alain Delon.

El que se puede despedir es tu novio, porque allí son todos como el Delon,-

..y ese de la nariz grande, ¿cómo se llama?

-Belmondo. -Qué hombre, qué nariz, qué ojazos.

-¿Y qué vas a hacer con tu novio? -Aún no se lo he dicho.

Menudo disgusto se va a llevar.

Que espabile. De esteticien voy a ganar más en un mes...

..que él en Galerías Preciados toda su vida.

¿Lo de esteticien lo tienes seguro? No vaya a ser que te metan de chacha.

Yo de chacha nada. Yo esteticien, y luego estilista en desfiles de moda.

-Christian Dior -Saint Laurent.

Bueno, bueno. Pero por lo menos dirás que has aprendido con Nieves, ¿no?

-Bueno. -Como te vean en París poner el rulo así, te mandan de vuelta.

Perdona, Nieves, es que con los nervios.

Oye, a mí también me traerás la "pilol", ¿verdad?

Déjame ver.No sé yo, que estás un poco verde para esto.

No pasa nada, que están en bikini. ¿Seguro?

Claro, que yo ya he visto una teta. Pero no como Brigitte Bardot.

Hala. ¿Pero es de verdad?Claro, chaval, que la he visto en el cine.

¿En Francia son todas así? Todas no, pero sí que van en bikini.

Cuando sea un ciclista famoso, me darán un beso por cada lado.

¿Para eso quieres ser ciclista? Y para ganar mucho dinero. ¿Y tú?

¿Yo qué? ¿Tú qué vas a hacer allí?

Pues yo... ir a la Universidad y ponerme morado.De estudiar, ¿no?

Sí, de estudiar monumentos. ¡Chicos! A cenar.

¿Se puede saber qué hacíais? Hablábamos de la Universidad francesa

Qué perra habéis cogido todos con Francia. A lavarse las manos.

(Un país que daba mujeres como Brigitte Bardot no podía estar mal).

..digo que en Francia se vive mejor.

Ahora que las cosas nos empiezan a marchar, sales con lo de irnos.

Y lo del idioma, que es otra. El idioma se aprende en dos patadas.

Por ejemplo: El pan, "le pen", la sal, "le sen".

Dices lo mismo, pero le cambias una "e".

Algunas palabras cambian del todo, por ejemplo, al agua se le dice...

.."de l'eau" y al queso "fromage". En eso estaba pensando.

A mi edad aprender el "gabacho".

¿Cómo sabes tantas palabras en francés?

He mirado un diccionario del ministerio.Te lo podías traer.

Eso, y aprendemos todos.¿Queréis que le echen por coger libros?

Eso es lo de menos, ya lo aprenderemos. ¿Cuándo nos vamos?

Cuando tío Miguel me encuentre un trabajo.

Merche, ¿no ves la ilusión que le hace a los niños?Ellos qué saben.

Yo sé decir Anquetil, "le prus gran de mund".

¿Cómo? "Le prus grand de mund".Muy bien.

Mamá, ¿por qué no quieres ir? Porque tiene cabeza.

Nosotras ya hemos emigrado desde el pueblo. Esta es nuestra casa.

Y bien que nos ha costado tenerla. ¿Y yo no he tenido nada que ver?

O sea, que si yo pienso que mi familia se merece más...

Y si no me da la gana de pisar el ministerio, o volver a la imprenta,-

..¿qué pasa? Antonio.

Nos pasamos todo el día trabajando, y vosotras cosiendo,...

..y allí os puedo tener como reinas.

Pero si nadie duda de ti, hijo mío. Abuela, allí vamos a estar de miedo.

Vosotros, sí, os hacéis a todo. Eso lo puede decir la abuela, pero tú

A mí no me sacan de aquí, porque no estoy "chalada".

Yo me vuelvo al pueblo.

Herminia, la decisión es de todos, aunque la debo tomar yo.

¿Allí también echarán "Los invasores"?Seguro que sí.

(¿Cómo sería la tele en Francia? Yo no tenía ni idea,...)

(..pero en España, todos estaban en ascuas con la amenaza de...)

"Los invasores".

(Aquellos marcianos no eran como los de toda la vida, eran como nosotros)

(Y eso es lo que más me asustaba. A lo mejor ya estaban aquí,...)

(..a lo mejor habían llegado en esos ovnis que salían en los telediarios)

(Si lo decía la tele, ¿cómo no iba a ser verdad?).

Se ve que son ellos y no los descubren.

Porque no se fijan en el dedo tieso que tienen.

Si me echo uno de esos a la cara, no me daba gato por liebre.

¿Los invasores existen?Los de América sí, aquí no sé, ¿no, papá?

Yo he oído en la radio que han llegado a Soria.

Y hablaron con un farmacéutico.

Después de ese viaje necesitaban un oftalidón.

¿Los marcianos toman oftalidón? Claro, y aspirina, y Okal.

No me confundáis al niño. Pero si los invasores no le dan miedo

Yo soy como la abuela, yo les descubriría.

Si van vestidos como nosotros. Ya, pero tienen un dedo tieso,...

..y si les pinchan no sangran, y están muy fríos.

Y si los matas, sale un polvillo asqueroso.Pero se regeneran...

..¡y te cogen por aquí!

¡Callaos, que no se oye!

Qué callado lo tenías, estabas aprendiendo francés sin decírmelo.

Lo que se dice aprender, 4 palabras. Antonio, esto es un disparate.

El disparate es quedarse aquí, malviviendo.

¿Por qué crees que se van tantos?

Porque allí se pueden buscar la vida Eso está por ver, muchos se vuelven.

Creo que lo tendríamos que pensar mejor.Ya está pensado.

Voy yo, y cuando tenga una casa os venís.

No quiero estar sola. Te quedas con los niños y tu madre.

Esto es para mejorar. Quiero la vida que Miguel le da a su familia.

A mí no me importa Miguel, yo soy muy feliz aquí, contigo.

Te matas a trabajar, y no puede ser. El único que debe trabajar soy yo.

Pero si ya trabajas, no paras. Por eso, no paro, y me ahogo.

Me ahogo porque no llego bien a fin de mes, no puedo comprar un coche...

¿Para qué quieres un coche?, si no sabes conducir.

Y lo de Toni, que es lo más importante, la universidad.

Que vaya a la Universidad francesa. Y va a aprender francés en 2 días.

¿Sabes lo cara que debe ser la universidad?

Pero también se gana mucho dinero. Solo hay un secreto, ser valiente.

Como si yo no lo hubiera sido. Sí que has sido valiente.

Déjame.¿Sabes lo que tiene que ser hacer el amor en París?

Estás tonto. Por ejemplo: Madame.

Estás tonto, ¿eh? Madame.

Que me dejes.

Ya sé decir otra cosa en francés. "Bonsoir", o sea, ¡buenas noches!

Merche, se ha metido el perro en la cama. ¡Chito, fuera!

Espera, una como Ufarte y te vas. 1, 2 y 3.

Muy bien. Este niño va a ser futbolista. Hasta mañana.

Buenas noches, mi vida.

Qué fuerte y sano está.

¿Cómo se dirá te quiero mucho en francés?¿En francés?

"Te quiere muche". "Te quiere muche".

"Madame, te quiere muche". "A me".

(Los triunfos de Anquetil se habían acabado para siempre,...)

(..el gran ciclista francés ya no volvería a ser el rey del Tour).

(Iba a ser destronado por un niño de 8 años...)

(..que se había convertido en el mayor genio del ciclismo español).

(Un corredor capaz de dejar en la cuneta a los grandes ases del Tour).

(Y ese genio se llamaba Alcántara, el gran Carlos Alcántara).

Hola, Herminia. Hola.

Dice doña Margarita que se van a París.¿Que me voy a ir?

Si se marchan todos no tendrá más remedio que irse.¿Quién lo dice?

A ver, hay que estar con la familia. Cuando le hacen a una caso.

Pero cuando una dice algo y por un oído les entra y por otro les sale.

Ya está usted con lo de siempre. Pero si le tienen mucho afecto.

Doña Margarita tiene razón, pero los viejos nunca estamos tranquilos.

-Si un día estorbas, ¡zas! -¿Cómo zas?Que la llevan al asilo.

Menudo susto tuvo doña Valentina cuando su nuera la quería ingresar.

-Ahora me llevo bien con mi nuera. -A la fuerza ahorcan.

Lo que tiene que hacer es estar a lo que diga su yerno, que es un joya.

Una joya sí, pero no me va a llevar a Francia.

Pero si se queda usted sola, ¿qué va a hacer?Pues me voy al pueblo.

¿Y de qué va a vivir? Yo también he pensado en irme al pueblo.

¿Ve estas manos?, pues están todavía muy bien para trabajar.

No se enfade.Si no me enfado, pero digo las cosas como son.

Y perdón, que me está esperando mi hija.Qué carácter.

Estuvieron de miedo "Los invasores" de anoche.

Siempre pasa lo mismo, nadie hace caso al David Vincent.

Porque nadie quiere saber la verdad. Como ha pasado aquí.

Si aquí no hay invasores. Si lo han avisado por televisión.

Es verdad, yo lo vi. Dicen que ya vienen por Soria.

Pero Soria está lejísimos. En un platillo volante a 2 minutos.

¡Carlos, a casa! Joer, ahora que ya está.

Vienen los tíos y papá quiere que estemos todos.

-¿Qué hacías, un gol regateado? -La portería. -Para tirar penaltis.

Os apuesto una peseta a que os meto un gol de un tiro.¿A que no?La tela

Se dispone a tirar Amancio.

¡Hemos ganado!

¡Eh, esto está abombado!

¿Se les ve? Nada.A lo mejor se han perdido.

Madre, deja la labor. No pienso dejar de coser.

Por descansar dos días no nos pasa nada.¿No hay más Sidol?

Con el tiempo que tiene ese bote y se gasta hoy.

Manda al niño a por una cebolla, que frotando...

¡Carlos, baja a la tienda a por una cebolla!Estoy vigilando.

Haz una cosa, ponlo así.

¿Vienen o no vienen?

Están al llegar. Eh, eh, un Renault.

Ahí están. Venga.

¡Antonio!, ¿no era un Citroën?

¿No era un Citroën?

¿Dónde se ha ido el Renault? Yo qué sé.

¿El tío Miguel no tenía un Citroën? Pues sí.

Toni, ¿qué haces detrás de un Renault?

El que ha bajado corriendo has sido tú.

Además, era un Peugeot, ¿y si se ha cambiado a un Peugeot?

El tío trabaja en Citroën. ¡Viene en un Citroën!

¿Qué pasa? Mis tíos, los de Francia, que vienen.

Papá, los Citroën son negros y grandes, ¿verdad?Sí, ¿por qué?

No, por ese. ¡Ahí está!

Antonio, casi no te conozco. Miguel, ha pasado mucho tiempo.

Qué alegría, qué alegría.

Hablan en francés.

Estos son tus sobrinos. Inés y Toni.

-¿Tú eres toni? -Sí.

Entonces esta damita tan guapa tiene que ser Inés.

-Hola, tío Miguel. -Dame dos besos, Inés, a la francesa.

Venga, chaval, tú también, que en Francia los hombres también se besan.

(Nunca olvidaré la llegada de mi tío y su familia).

(Ese coche que subía y bajaba, y esos pantalones cortos...)

(..que causaron sensación en el barrio).

Su padre, qué par de "gachís". Chaval, que son familia mía.

(Mis amigos y yo creíamos que eran extraterrestres de verdad).

Vas a tener razón.¿Con qué? Con lo de Soria, mírale el dedo.

(Por lo menos mi tía, el dedo tieso la delataba).

¡Carlos, hijo, ven a saludar! Venga, ayúdame con el equipaje.

¿Qué es esto? Esto es un remolque.

La de bultos que llevan, hasta las palas se traen.Serán remos.

Pues aquí, como no remen en el retiro.

Marichantal, ¿qué tal el viaje? ¿Eh?

El "burrun", ¿qué tal? "Oui. Nogmale".

¿Y Benidorm cómo ha sido, Paquita? Françoise, tío, me llamo Françoise.

Ah, Françoise. Bueno, le voy a llamar Françoise para practicar.

Venga, vamos para arriba.

Tía, ¿por qué tienes el dedo tieso? "¿Cua?

El dedo. Aaah, me caí.

Cogiendo erizos.

¿Erizos en una playa?

Qué cochazo llevan. Deben tener dinero a espuertas.

Si tuvieran dinero a espuertas vendrían en tren o en avión.

¿Cuándo has visto un mecánico millonario? En ningún sitio.

Mercedes. ¡Bienvenido, Miguel!

¡Qué guapísima estás! ¡Qué alegría verte!

Esta... Esta debe ser.. Paquita. Claro, mi hija.

"Françoise, tía." Françoise.

Y mi mujer, Mary Chantal.

Pues pasad, pasad.

Estáis en vuestra casa.

Miguel. Herminia.

Ay, qué alegría me da.

Eras un crío y ya peinas canas. El tiempo que no pasa en balde.

Pero usted cada vez más guapa. Qué zalamero eres.

Le presento. Es mi hija, Françoise. Qué guapa. Ya tendrás novio.

Mi mujer, Mary Chantal. Bienvenidas.

Qué alegría todos juntos. ¡Estáis en vuestra casa!

¡Un momento, un momento! Te he traído una cosa.

Miguel, no tenías por qué.

¿De dónde?De Benidorm, lo vi y dije, para vosotros.

Antonio, ¿pasamos a ver las habitaciones?Vamos.

Mira, abuelita, qué fusil. Cuidado con eso, Carlos.

No me juegues con cosas tan peligrosas.

¡Ay! ¡Ya te has cargado al abuelo!

Bueno, hermano, esta es. No es el Palace, pero está bien.

Las sábanas están nuevas. Recién compradas.

Hablan en francés.

¿Qué dice? No, que le gusta...

Vamos a enseñarles el baño.

¿Qué pasa, Miguel? Que le gusta, coño.Ah.

¿Y este es el cuarto de baño? ¿Nuestro?

No, este es el de todos. Bueno, nos turnamos.

Pasa.

¿Te gusta?

Esta para ti y esta para mí.

"Pego yo no quiego quitagte tu cama". -Tú no te preocupes.

Mientras me cuentes cosas de París, lo de la cama es lo de menos.

-"Pego yo no vivo en Paguís". -Pues de donde sea.

-¿Y tú qué quieres? -Nada, nada.

Hablan en francés.

¿Qué pasa, Miguel? Que no le han gustado los cuartos.

Cómo que no le han gustado, pues claro que le han gustado.

¡Te gustan los cuartos! Lo que pasa es que está cansada, yo qué sé.

Si es por eso no os preocupéis. Tenemos las llaves de los vecinos.

Han ido unos días a Oviedo, os metéis ahí y tenéis toda la casa.

¿Estamos locos? ¿Cómo vamos a invadir la casa de tus vecinos?

Son muy buenos amigos. Les llamo y les digo que os pasáis unos días,...

..y seguro que me dice que tan tranquilamente.

Habla en francés.

Por Dios, de irse al hotel nada.

Voy a dejar que mi familia se vaya a un hotel, faltaría más.

Busca el teléfono de Sansegundo en Oviedo.

Buenas tardes, señorita. Quiero poner un conferencia con Oviedo.

65244. ¿Sabe si tiene mucha demora?

Muy bien, gracias, espero.

Me parece que sé por qué no quiere quedarse.

Cállate ya, hijo.

Suena el teléfono. Anda, si me ha dicho 10 minutos.

Sí. Muchas gracias, señorita.

¿Está José Manuel?

José Manuel, no te había conocido. Soy Antonio, Alcántara.

No pasa nada, hombre. Que no, ni goteras ni leches, todo está bien.

José, te llamo porque ha venido mi hermano, el de Francia,...

..y quería pedirte permiso para ver si pueden pasar unos días en tu casa

¿Cuánto?

Dos, dos días.

No, no, los aperos, como tú dices, los ponemos nosotros.

Gracias. Nos haces un favor. Cuidado con el viaje de vuelta.

Listo. ¿Nos vamos? Dame las llaves, Merche.

"¡No, déjala! La guecogemos cuando nos magchamos."

¿No es ropa? No, bueno, es el ajuar de Françoise.

¿El ajuar? ¿Has pasado por el pueblo?

Sí. Bueno, ha sido madre, que nos lo llevásemos,...

..que a lo mejor no nos volvíamos a ver. Cosas de viejos.Tira.

¿El ajuar no era de la primera que se casara?

Pues ya le han echado mano, y dicen que la niña no tiene novio.

¿Qué es un ajuar?Nada, hijo, una cosa que cuesta muchos años de hacer

Y dos minutos en llevárselo.

Mamá, yo me bajo un rato. No tardes mucho, hijo.

Yo tampoco me voy a enfadar.Yo sí. Después del desprecio que nos hacen.

¿A cuántos conoces con el dedo tieso? Pues creo que a nadie más.

Solo los invasores. Jope, ella no es una invasora.

¿Cómo sabes que es tu tía de verdad? Porque es la mujer de mi tío.

-Igual han cambiado a tu tío. -Al pasar por Soria.

Por eso eso no se le entiende. No.

Si le hubieran cambiado tendría el dedo tieso,...

..y no se le entiende porque habla en francés.

Pues tu tío no será invasor, ni tu prima, pero la señora seguro.

Hay que ver si dobla el dedo.

Si no se dobla, invasora fijo. ¿Y quién se lo dobla?

Tú que eres su sobrino.Podemos entrar por la noche y mirarlo.

Hay dos llaves, puedo coger una. Con un invasor de noche ni hablar.

Eres un "cagao". ¿Y tú qué? Podemos quedar en el portal.

¿Cómo se van a quedar con el ajuar así?

Con todo descaro, y sin consultar a Antonio.No se puede una fiar.

No hay peor cuña que la de la misma madera.

Y usted que lo diga. ¿Un poco más? Uy, que el anís se me sube.

Así se le pasa el disgusto, mujer. Bueno, un día es un día.

Además, está bien rico. Esto entra como el agua.

Voy a terminar como el Cervan. No diga eso.

El anís entra, con moderación, estupendamente.

Yo cada día me tomo 3 chupitos. ¿Y lleva mucho así?

Por lo menos 3 años.

Criaturita. Qué ricura de niño.

Sí, es una alegría. Es que los nietos son una alegría enorme.

Y cuanto más pequeños, más los quiero.

Yo tengo un pequeño que es un demonio.Su ojito derecho.

Como se vayan a Francia...Pues no lo vuelve a ver. A nuestra edad...

Vendrán de vacaciones, ¿no? Yo tengo un hijo en Alemania...

No sabía eso.Es como si no lo tuviera, hace 3 años que no le veo.

¿Sí? ¿Ni en verano?Van a Mallorca. Cuando se van, cogen otras costumbres

Pero le escribirá.Poquito. Si se van, váyase con ellos.

Sí, a volverme boba, como la Maritornes esa.¿La Mari qué?

Mary Chantal, la mujer del hermano de mi yerno. Me tiene de los nervios

Si viera el desprecio que nos acaba de hacer.No se sofoque.

Comprendo que esté hecha un lío. ¿Por qué no hacemos una cosa?

Tirar a la Mary Chantal por el balcón.

No. Hacer lo que yo cuando me entran las dudas.¿Qué hace?

Escribir. ¿A quién?

A Elena Francis.Virgen del Remedio. No me diga que le escribe.

Más de una vez. Y da unos consejos buenísimos.

Ya lo sé, pero a mí me daría una vergüenza.Cambiamos el nombre.

¿Le parece bien Fuencisla? No, es muy raro.

Pues Gertrudis.No. Isabel. Me encanta el nombre de Isabel.

Muy bien, Isabel. Querida Elena,... ¡Que no quiero irme a Francia!

Espere, espere, déjeme a mí. Me llamo Isabel...

..y mi yerno ha pensado en emigrar. ¿Qué le parece?

A Francia, ha pensado en emigrar a Francia.

Así que allí cenáis a las 6, ¿eh? "De vegdad. Así que con tu pegmiso.."

Bueno, pero a mí, las albóndigas, me salen mejor que a mi madre.

"Segugo, pego el hogaguio, la dieta, soy muy estrigta en esto".

"La disciplina se trés important". Ah, la disciplina.

"A nuestra edad, somos esclavas de nuestra figura."¿A nuestra edad?

"Tú tendrás cuagenta, como yo, ¿no? Más o menos, bueno, más menos.

¿Miguel también cena sándwich?"Allí sí, pero aquí comerá tus albóndigas"

Allí tenéis criada, ¿verdad? "Lo he pensado, pego no hace falta."

"Miguel y Françoise me ayudan mucho." A ver, siendo medio españoles.

"¿Le toast?"¿Lo qué? Ah, "le tost", no, aquí no tenemos.

"La turmix, por le zumo". "La turmi", tampoco.

Y se lo tengo dicho a Antonio, pero a él no...

¿Qué hay de merienda? Ahora te preparo el Todi.

¿Es el Nescuik? "Sí, también hay Nescuik."

Yo nunca lo he probado. Seguro que sabe igual que el Todi.

¿Lo puedo probar?, ¿me invitas? "Si Megcedes te deja".

Pero no meriendes mucho, que luego no cena.

"También traigo mi leche, queso de la vache que rire,..."

"..e de croisant. ¿Tenéis hogno elégtrico?"No eléctrico.

Qué de discos. ¿Y a Benidorm también te lo has llevado?

-"Clago, nunca viajo sin él". -En casa tendrás uno más grande.

"Maman tiene uno enogme, pego es hoguible, siempre con Edith Piaf".

"Cada vez que lo pone voy con mis amigos en la movilette".

-¿Te llevan en moto? -"No, voy yo en la movilette".

-Que tienes moto. Y tu novio también. -"No tengo novio. Algún Suvigon".

-¿Suvi qué?-"Ami de coeur. Amigo del corazón. ¿Aquí no hay?"

-Que yo sepa no. -"¿Tú tienes novio?"

-Sí, se llama Jesús. -"¿Y es guapo?"

-No está mal. -¿Y cuándo me lo vas a presentar?

-Está con sus padres, de viaje. Tengo una foto, ¿quieres verle?

"Clago"

"Tiene ojos bonitos. ¿Besa bien? He oído que los españoles, todo fuego."

¿Todo fuego?, bueno.

Estáis aquí. Sylvie Vartane, esta la ponen en la radio.

-"Tiene una suerte, está casada con Johnny Holliday." -Ese me suena.

"Sí, el de Noir se noir". Canta en francés.

Como que Noir se noir, será Black is black.

-"No, Noir se noir, de Johnny". -No, es española, de Los Bravos.

-# Black is black... # -"Mentigoso, eso es inglés."

Que te digo que es español. Escucha.

Así que primer oficial mecánico. Ganará un pastón, ¿eh?

Hombre, se va tirando.

Se va tirando, dice, y mira el coche él tiene, el tiburón ese,...

..que no lo lleva ni el presidente "Pompadur".¡Pompidour!, Tino.

¿También le das ya al franchute?

Ya sabes que los funcionarios del Ministerio de Cultura saben de todo.

Menos cachondeo. Practico para cuando me vaya a Francia.

¿Que piensas pirarte? ¡Esto es una desbandada!

Entre los que se van a Francia, Alemania, nos vamos a quedar 4.

¿Y sabes por qué? Porque nos matamos a trabajar para nada.

¿Quién tiene un coche como el de mi hermano?Antonio...Nadie.

Pero tenemossol, vino y paz, así que menos quejarse.

¡Y tebeos! ¡Tenemos tebeos! ¿A que en Francia no leen el "Capitán Trueno"?

-La verdad que no. -¿Y "El Jabato"?

-No saben lo que es el Jabato, coño. -¡Pues muy mal!

Donde esté "El Jabato" que se quite el Napoleón ese.

-Nosotros tenemos "El Jabato" y tenemos paz.-¡Eso es verdad!

Porque hay que ver cómo están ustedes allí, ¿eh?

En Francia la gente puede hablar de lo que quiera, y no hay censura,...

..y hay partidos políticos... -No nos metamos en honduras.

Si no se puede decir lo que se quiera...

Aquí hubo una guerra porque cada uno decía lo que quería...

3 años me pasé yo pegando tiros.

Mi hermano con los rojos, y yo con los nacionales.

Así, si alguien ganaba, se quedaba en la familia. ¿Os he contado lo de...?

-Sí, sí,... -Ya, Cervan, ya...

No fue por hablar, si se hubiera hablado no hubiera habido guerra.

¿Sabéis quién fue el culpable? La gente que no leía tebeos.

No, la culpa la tuvieron los militares de África...¡Sssssh!

¡Y Zoco!

Si no le hubiera metido ese autogol, el Manchester estaría muerto, hombre

Tiene razón el Antonio, los ingleses no tienen ni media leche.

Y el año que viene les ganamos.

-¿No han perdido ya Eurovisión? -Ahí, ahí...

"¿Me pegmitís que fume un cigarrette?"

Sí, hija, tú no ayudes, ya nos apañamos.Madre...

Si se pasa el día fumando, hay que ver, parece un carretero.

Eh, eh, ¿dónde vas? Es que me he olvidado la pelota.

Sube rápido, que vamos a cenar.

¿Funciona la televisión? Normalmente sí, apretando el botón.

¿Cuántas cadenas tenéis?Dos. Seguro que vosotros 6 ó 7.

No, dos también.

Chicos, a cenar.

¿La has cogido?Sí.

Vais a tener razón, porque sigue con el dedo tieso, y fuma.

-Las mujeres mayores no fuman. -Ni es tu tía, ni es nada.

Tenemos que esperar a que se duerman todos, y después, quedamos aquí.

¿Y si me duermo yo antes?Pues, ponte chinchetas en la cama.

Y si me pincho, ¿qué?

(Sólo faltaba disimular, observar a mi tía,...)

(..que cada vez que la veía me parecía más una invasora,...)

(..y esperar a que se hiciera de noche).

Qué buen papel. Cómo se ha puesto mi hermano de albóndigas.

Buen gusto que tiene, no como la Mari Clair.

También me cae como una patada, pero qué le vamos a hacer.

"Egto no me gusta, esto tampoco. ¿Tienes tugmix?"

¡Y "sacagina, leche en polvooo"!

Allí tiene otras costumbres. Ya te acostumbrarás cuando lleguemos

No empieces. Después de conocer a esta, tengo menos ganas de ir.

¿Has visto todo lo que tienen? Lo bien que viven.

Chalet, Benidorm, un coche. ¿Has visto el coche?

Pues cuando vayamos allí me voy a poner a fumar,...

..y que cocine y recoja otra, y que salga el sol por Antequera.

Claro, tú haces lo que quieras. Y no vas a ser esclava de la casa.

Allí tendremos chacha.Vas muy rápido. Tu hermano no tiene chacha.

¿No? No.

Será que no le hace falta.

Total, que hay que marcharse. Yo no quiero seguir viviendo así.

Pero si no me ayudas tú, ¿quién me va a ayudar?A la fuerza ahorcan.

Sé que los cambios cuestan, pero si son para mejor.

Recuerda cuando vinimos a Madrid. ¿Sabes lo que te digo?

Que en Francia hay divorcio, a ver si te vas a llevar una sorpresa...

..y me divorcio. Como que te voy a dejar.

¿Qué harías? Porque en Francia se divorcian todos.

Mira la Bardot, que va por el 5. ¿Y qué?

¿Qué?¿Te crees que en Francia hay hombres como yo?

Ay, qué inocente eres, Merche.

Siéntate, que ya recojo yo.

Pues esto me empieza a gustar.

¡Ah, qué buenos son, chico! Da pena hasta tirarlos.

Merche, estoy molido. ¿No ibas a recoger?

Si ya está. Venga, arreando.

¿Por qué has tardado tanto? Mi hermano no se dormía.

¿Y Josete? Yo qué sé. Vamos.

¿No le esperamos?No se habrá puesto las chinchetas y se ha dormido.

¿Tienes miedo? Yo, qué voy a tener miedo.

Pero, no armes tanto follón. Venga, vamos para arriba.

Joe, las invasoras también llevan sostén.

Cuidado, a ver si va a ser venenoso.

Y bragas.Déjate de bragas, y vamos a ver lo del dedo.

Primero tienes que ver si le late el corazón.

Hazlo tú, que para eso es tu tía.

No oigo nada.Es que el corazón está al otro lado.Ya, pero no llego.

Tócale el dedo.¡Tócaselo tú! Hazlo tú, que es tu tía.

¡Y dale con mi tía!

¡Aaaaaah!

¡Ay, socorro!

Mari, me dejas de una pieza.

"Fue teguible. No me has dicho que había ladrones aquí".

"Tenía gazón con lo del hotel" Nunca hemos tenido ladrones.

¿No lo habrás soñado? "El dedo todavía me duele".

Y suerte que me desperté y les puse en fuga.

¿Cómo eran? Enanos.

¿Enanos? Sí, enanos, gente pequeña,...

..será para que entren por las ventanas.

En este país, mucho Franco, pero luego no puede uno dormir tranquilo.

Pero, ¿qué enanos y qué ventana?

Si es un tercer piso y nada está forzado. ¿Os falta algo?¿Cómo?

-¿Que qué os han robado, tía? -"Un soutien-gorge".

¿Qué?¿Qué?

-Un sostén. -Un sostén.

Que hay criaturas, ¿eh?

Pues uno de los enanitos perdió esta sandalia mientras huía.

Este zapato... Merche, ¿éste no es el zapato del niño de arriba?

"Imposible, hemos buscado la otra, y nada".

"Es de un enano violador, segugo". ¡No, mujer! Es del vecinito...

Se quedó cojo, ¿verdad?

-Jugando al fútbol. -Le han escayolado.

Lo han llevado a Oviedo, a tomar aire puro.

"Pues alguien entró". Habla en francés.

¿Qué ha dicho? ¿Que os queréis marchar?

Pero, hombre, si acabáis de llegar. Miguel, tenemos que hablar.

No te preocupes. Ahora a la bodega nos tomamos un vermú y charlamos.

Sí, y yo os preparo una paellita...

(Había jugado y había perdido, y todo por el cierre de una sandalia).

(Aquel día comprendí que no existe el crimen perfecto).

No me mientas.

A ti, ¿qué te pasa? ¿Estás tonto, o qué?

¿Quieres que no vayamos a Francia? Ha sido sin querer.

¿Cómo entras en otra casa? Y de madrugada.

Y le retuerces un dedo a tu tía. Creí que era una invasora.

¿Qué es de una invasora? Es que, como tiene el dedo tieso,...

..creí que era una invasora, sólo quería protegeros.

¿Y nos proteges robando sostenes? ¡Yo no fui!

¿Quién ha sido?Bueno, venga, ve a confesarte,...

..a ver si el cura te perdona. ¡Nosotros, ya veremos!

¡Arreando, eh! ¡Arreando!

¿Qué ha dicho de una invasora? Y no le falta razón.

Haz el favor de mover bien el cepillo.

-Si lo muevo. -Más. Hay que agitarlo con fuerza.

Y si alguien no te da nada, insiste.

Si, don Venancio, lo que pasa es que hay gente muy roñosa. -Insiste.

Don Venancio... ¿Qué pasa?

Tengo que confesar un pecado. ¿Qué pecado?

Coger el sostén de una señora. Pero, ¿el sostén de quién?

De una francesa. ¿De qué estás hablando?

Que lo cuente Luis. Yo no sé nada.

-¿Tú también has cogido el sostén? -¡Eres un chivato!

¿Qué pasa con ese sostén?

Tengo una tía con un dedo tieso y creímos que era una invasora...

¡Que siga Luis! Creíamos que era una marciana...

..y entramos en su cuarto cuando dormía, con el tío de éste...

..que también es francés. ¡Solo vive en Francia!

Que lo cuente uno solo. Pues eso, que mis tíos dormían,...

..entramos en su habitación para retorcerle un poco el dedo. Un poco.

¿Para ver si se doblaba? Usted lo sabe.

Bueno, todo el mundo sabe cómo son los invasores, ¿no?

Y dime una cosa, ¿se dobló? Sí, no es una marciana.

¡Alabado sea Dios!

Pero, ¿los invasores existen, o no?

¿De verdad hay gente en otros planetas?

Hijos, tenéis que saber que Dios es omnipotente, todo lo puede.

Y la creación está llena de misterios.

-Pero el catecismo no dice nada de marcianos. -No, el catecismo, no.

Pero en la Biblia, hay quien ha leído entre líneas, Elías y el carro...

Bueno, vosotros no tenéis edad para esto.¿Existen, o no?

A los marcianos, ¿también fue alguien a salvarles como Jesucristo?

¡Un gólgota paralelo! Eso, ya es mucho suponer.

La fe consiste, precisamente, en creer lo que no vemos.

El cristiano no debe hacerse demasiadas preguntas,...

..sino atender a las enseñanzas de su Iglesia. ¿Lo entendéis?

No, por eso lo preguntamos. ¿Existen, o no?

Vosotros no me faltéis a catequesis, ¿eh?

Y ya llegará el momento de hablar de todo esto, de momento,...

..me vais a rezar 10 Credos, y 5 Salves.

Yo, la Salve no me la sé. Pues te la aprendes.

Y conste que os hago rebaja por buena intención.

-Por cierto, ¿visteis el capítulo? -Sí.

¿Y cómo acababa? Es que me llamaron para una extremaunción...

Pues, el que es el amigo del David Vincent ese...

¿El del bigote?Ese. Pues resulta que es el jefe invasor.

¡Toma castaña!

(En muchos lugares del mundo...)

(..hay asociaciones de amigos de los extraterrestres,...)

(..con el fin de ambientar para cuando lleguen los marcianos).

(Claro que hay quien lo toma a broma).

Nos has salvado de la invasora.

Que no, a ver si te enteras.

Una cadena de montaje es algo más serio de lo que tú te imaginas.

A ver, que quede claro, un obrero, una pieza, especialización.

Entonces, ¿escribo yo? ¿No será mejor que hables tú primero?

Escribes la carta, me preguntan a mí, yo te recomiendo, y ya está.

Y a lo mejor has cambiado de opinión. ¿Cómo voy a cambiar de opinión?

¿Crees que no podré hacer lo que tú? No se trata de eso, hombre.

Creo que lo tendrías que pensar mejor.

Mírame. La verdad, no tengo ninguna gana de volverme para Francia.

¿En serio? Completamente.

Si es que aquí las cosas no están tan mal. Ladrones, aparte, claro.

No, que no hay ladrones. El niño...

Déjate ya con el niño de la pierna, Antonio, coño.

Que he visto a tu hijo y a sus amigos con mis ojos, ¡que no soy tonto!

¿Y para qué sacas la sandalia? Porque si tú le querías decir algo.

¡No quiero meterme donde no me llaman!

¿Ves como en Francia hacéis las cosas bien?¿Qué Francia?

Yo nunca he sido un chivato. Haces las cosas mejor que yo.

A lo mejor es porque eres libre.

¿De qué te ríes? No me siento libre. Nunca he votado a nadie.

Ni yo tampoco. Y tú tampoco podrías votar en Francia, hombre.

Allí serías un ciudadano de segunda.

Pues vería votar a los demás. Y ganaría dinero.

Podría hacer cosas que aquí no puedo.

A ver, Antonio, piénsalo.

Tú no sabes lo que es el desarraigo. Mi casa ya no está en ningún sitio.

No soy ni español aquí, ni francés allí.

¡Tu casa no está en ningún sitio!

Pero si tienes un pedazo de casa, tu gente,...¿Mi gente?

Pero, ¿quién es mi gente? ¡Los tuyos!

Una mujer 14 años mayor que yo, y una niña que no me hace ni caso.

No, no, Antonio. Mi gente eres tú.

Y tu familia, y madre, y el pueblo.

Y todo lo que he dejado atrás.

No te pongas funerario, que tú no has perdido nada.

La prueba es que estamos hablando.

¿Sí? Después de casi 20 años. Somos hermanos y casi ni nos hablamos

Alguna carta de vez en cuando. Y para de contar.

¿Tú quieres que hablemos claro?

Si lo hacemos cada 20 años, la verdad, no estaría de más.

Mucho tiempo, sí, pero me sentó muy mal...

..cómo nos dejaste a los pequeños, a madre, cuando te fuiste.

Luchamos muchísimo... ¡Cuidado! Todos luchamos mucho.

Madre mucho más. La pensión no llegaba, y con 2 vacas y una huerta-

¡Cuidado, cuidado...! 2 vacas, una huerta y la mitad de mi sueldo.

¿Qué sueldo? El que yo le mandaba.

Hasta que os pusisteis a trabajar. Madre nunca me lo dijo.

Estoy harto ya de madre. Mira, madre,...

..madre es muy orgullosa.

¡Más orgullosa que tú! Y más que yo, por descontado.

Tengo que pedirte perdón...

¡Que no me tienes que pedir perdón! Antonio, por favor.

Ha sido un malentendido.

Es lo único que ha habido entre tú y yo todos estos años.

Bueno, un malentendido aclarado. Venga, vale.

¿De lo mío, qué?Que sí, Antonio, tú escribes y yo hablo con mis jefes.

No tengo ninguna gana, pero lo haré.

Pero, tú piensa que España va a cambiar, tiene que modernizarse.

A ver si crees que Europa va a cerrar los ojos con todo esto. Que no.

El franquismo está acabado, te lo digo yo. De buena tinta.

Lo de Franco es cuestión de tiempo.

¿Y a mí qué me importa Franco? ¿Qué me importa?

Quiero ir a Francia, un coche como el tuyo, vivir en una buena casa,...

..que mis hijos puedan estudiar y que Merche no tenga que trabajar

¿Y qué les digo en la carta?

Por de pronto, tiene que ser en francés, ¿sabes francés?No.

Pues, ponte a aprender.

Ya está. Me da una pena que os vayáis.

"Si, pego tenemos que magchar".

Hola, tía. "Hola, ¿quiegues algo?"

Sí, la verdad, es que...

..es que no quiero que me oiga Toni. "Pego, ¿qué pasa? Es tu hegmano".

Pues,... Como tienes el dedo así,...

..pensé que ni eras mi tía ni nada que eras una invasora.

-"Una invasoga, ¿qué es eso?" -"Magciana, mamá".

"¡Una magciana! ¡Terrible!"

El caso, es que no fueron los enanos quienes te cogieron el dedo...

..fui yo y dos amigos. ¿Me perdonas?

Te he traído esto. Huele bastante bien.

"Gracias, Caglos".

Entonces, ¿me perdonas? "Clago que sí".

"Y me acordagué mucho de ti".

"Y el sostén, ¿quién me lo devuelve?" Eso es secreto de confesión.

¡Cuánto primor! Mantelerías, juegos de cama...

Vuestra suegra, otra cosa no, pero lo que es bordar.

Me encanta, de verdad, pero es demasiado para mí, yo no...

Es verdad, Mari, no sé qué decir, si aún no se va a casar.

"Pego tiene novio y se casagá". ¡Paquita, también!

Bueno, bueno, Françoise no tiene novio ¡Y que no me entere yo!

Además el ajuar se ha hecho en España y se queda aquí.

Inés, no te he oído dar las gracias. Es que no sé qué decir.

Pues gracias.

-Pues gracias.-"Por favor, es natural sois la vegdadega familia"

Aquí la verdadera familia somos todos."Bueno, enano incluido".

-"¿Quién es?" -Un tal Julio Iglesias, un futbolista, no tiene futuro.

(Por eso mi preocupación es tan grande, amiga Elena).

(Por un lado yo quiero a mi familia todo lo que una la puede querer).

(Por el otro no quiero estar a disgusto con ellos,...)

¡Mamá, venga, que ya están abajo!

Madre, ¿no baja a despedirlos? Espera un momento.

(Me pasaría el día gruñendo, rezongando por todo, de mal humor...)

(..y encima sin poder hablar con nadie).

(Me volvería una vieja cascarrabias). Otros que se van a Francia.Calla.

(Estimada Elena Francis, esperando sus consejos, se despide Isabel).

Qué casualidad.Merche, si Antonio se va a Francia, te irás con él.

Si se pone a malas. ¿Dónde tiene que estar una mujer?

Junto a su marido.Deja de escuchar a la Sra. Francis,...

..que no va a arreglar nuestros problemas.

Baja tú. Yo salgo a despedirlos a la terraza.

(Y te aconsejo que no le des más vueltas).

(Debes acompañarlos en ese viaje, que no es de placer,...)

(..sino para mejorar de vida).

(Esperando haberte ayudado, se despide tu amiga, Elena Francis).

Es que yo no quiero ir a morir a Francia.

¡Tensa fuerte!En cuanto llegues a Francia y sepas algo de lo mío,...

..me pones una conferencia que yo voy.Eso está hecho.

-¿Ya se van? -Sí, ya nos vamos.

-Pues buen viaje. -Muchísimas gracias.

Mari, cuida de Miguel y de la niña.

"La próxima vez conocegué a tu novio".

A lo mejor voy yo, busco uno nuevo y te lo presento.

Conduce despacio. No te preocupes, chato.

Cuando lleguéis mandarnos una carta. En cuanto lleguemos.

¿Por qué paran? Se les ha olvidado algo, seguro.

¿Qué pasa, Miguel? No sé, no tengo ni idea.

No sé... ¿Usted sabe algo de mecánica?

De mecánica poco, de conexiones algo. Esto parece un parón eléctrico.

Dele al contacto.

-¡A ver, que le doy! -Venga, dele.

-Me ha salvado usted la vida. -¡Hombre!...

-Muchas gracias. -Era el enganche del delco que se había soltado...

-Permítame. -No, no, por favor.

-Sí, me ha salvado usted el viaje. -No, no, por favor.

-Le deseo buen viaje. -Muchísimas gracias. Qué buena gente.

Si se me rompe el coche con todo cargado.

Miguel, no entiendo nada.

¿Tú eres mecánico o qué? Bueno, yo soy palista.

¿Cómo que palista? ¿Eso qué es? El que conduce la pala elevadora.

Llevo piezas de un lado para otro, y gracias, empecé limpiando la fábrica.

O sea, de oficial mecánico nada. ¿Por qué no lo dices?

¿Qué quieres que te diga? Me preguntan y no voy a decir que no.

No te quería dejar mal ante tus amigos.

Y quería que estuvieras orgulloso de mí.Pero si me siento orgulloso.

Lo que no soporto es que me mientas. No te miento.

Me mientes. No.

¿Cuántas mentiras más hay? Ninguna.

¿Cuántas mentiras más hay? Todas.

El chalet, no es un chalet, es un pisito.

El sueldo es modesto, da para vivir, pero nada más.

Y el coche es una mierda que no llega ni a Guadalajara.

Por lo menos te podrán ascender. ¿Adónde?

¿Adónde van a ascender a un español? Somos mano de obra barata.

Mi mujer, sin ir más lejos...Con tu mujer te llevas bien, no hay más...

Mi mujer me trata como a un trapo.

¡Que sí, que ya vamos!

A veces pienso, cuando la miro, que para ella somos como retrasados.

Pues a lo mejor tiene razón.

Eso pensaba yo al principio. Pero, ahora, no sé.

Bueno, entonces, de lo mío nada, ¿no?

Mira, Antonio,...

..yo me fui de aquí y mejoré de vida, eso es verdad.

Pero pagué un precio muy alto. Más de lo que tú te crees.

Mira, quédate aquí, con tu barrio, con tu gente, gente que te quiere...

Dentro de poco a este país no le va a conocer ni la madre que le parió.

Y Franco se tendrá que morir algún día.¡Cállate, hombre!

¡Miguel!

(Papá no nos contó lo que habían hablado).

(Años después supe la verdad sobre el tío Miguel).

(Lo que sí supimos es que mi padre había cambiado de opinión...)

(..y ya no nos íbamos a Francia).

(A mí al principio me fastidió, más que nada por el Tour).

(En 1968 aún éramos un país de emigrantes).

(Desde entonces hemos prosperado).

(Ahora ya no tenemos que marcharnos al extranjero en busca de trabajo).

(Ahora son los extranjeros los que vienen...)

(..a hacer los trabajos que nosotros no queremos).

(Y al ver cómo tratamos a los extranjeros me acuerdo de mi tío).

(Y me pregunto, si hemos perdido la memoria).

(Me pregunto si estamos tan orgulloso de quiénes somos...)

(..que se nos ha olvidado quiénes fuimos).

Subtitulación realizada por Puri Arranz y Javier González.

Cuéntame cómo pasó - T1 - Las invasoras - Capítulo 4

Al final de aquel capítulo, Miguel confesó a su hermano toda la verdad. Su mujer era tan extraterrestre como él oficial mecánico en la Citroen. No había pasado de humilde palista, su sueldo apenas le llegaba para llegar a fin de mes, y el flamante tiburón con el que había impresionado a todo San Genaro en realidad estaba ya para el arrastre. ¿La razón de sus mentiras? Que su hermano se sintiera orgulloso de él. Así era Miguel, un hombre con un corazón tan grande como lleno de contradicciones.

Miguel y la eterna contradicción

Cuéntame - De coches y de hombres

Comunista convencido, era capaz de remover Roma con Santiago para llenar hasta la bandera un mitin de la UCD en el que intervenía su hermano Antonio. Sin embargo, su devoción por Antonio no impedía que le pinchara siempre que le era posible. Tampoco su desprecio por la moral imperante evitó que montara en cólera al ver a su hija Françoise en la portada de una conocida revista de destape. Ni su visión siempre crítica con la realidad social le impedía llorar a moco tendido escuchando canciones de amor en un concierto de Julio Iglesias.

Cuéntame - Momento Cuéntame. ¿Racista yo?

Con todo, la mayor contradicción de Miguel le vino antes incluso de nacer. Su padre biológico era el difunto Don Mauro, cacique de Sagrillas y responsable de la muerte durante la Guerra Civil de Eusebio Alcántara, su padre legal y marido de su madre Pura. Lo descubrió entrados ya en los 80 y, para entonces, el corazón de Miguel se había endurecido lo suficiente para no dudar su condición de Alcántara. Era tan Alcántara como el que más. Tan Alcántara como su hermano Antonio.

Cuéntame cómo pasó - Miguel ya no es De Gaulle. Es de penalti (Capítulo 244)

Un atlético de los pies a la cabeza

El corazón de Miguel tal vez solo tuvo una certeza en su vida: su amor inquebratable a los colores rojo y blanco de la camiseta de su equipo, el Atlético de Madrid, que tanto le hacía sufrir. Antonio, cardiópata con dos infartos a sus espaldas, también sabe lo que es sufrir de corazón, y no precisamente por su afición al otro equipo de la capital y gran rival del Atleti. En lo más profundo, Antonio guarda la cicatriz que le dejó no haber sido el preferido de Pura, que no ocultó nunca sus preferencias por Miguel. Tal vez sea ese el origen de la rivalidad entre ambos.

Cuéntame cómo pasó - Los peligros de ser seguidor del Atleti (Cap. 235)

Rivalidad que llegó al extremo en una memorable escena a cuenta de la herencia de doña Pura, más generosa con Miguel que con Antonio. Paquita, su segunda mujer y gran amor, se arrepintió enseguida de azuzar aquel enfrentamiento. Ahora llora la muerte de su Miguelón apenas unos meses después de llorar la de su padre Matamulas.

Cuéntame - Las herencias, hija, que son muy malas

Los hermanos del alma 

Hoy el corazón de Miguel ha dejado de latir. Y el de Antonio va un poco más lento, como si a cada latido le sucediera un suspiro de desesperación, un quejido sordo ante la pérdida del que fue a la vez su hermano del alma y su mejor amigo. A Antonio le va a costar un mundo aceptar la ausencia de Miguel. Lo veremos en el próximo capítulo, uno de esos que va directo al corazón.

Cuéntame cómo pasó - Miguel se emociona con '¡Hey!'