Anterior Azorín: la imagen y la palabra Siguiente Thalía dice adiós a OT con el corazón hecho 'Cenizas' Arriba Ir arriba

Las 10 escenas de desamor más tristes de 'Amar en tiempos revueltos'

  • La web ha seleccionado los desplantes y despedidas más angustiosos de la serie

  • Mira el ranking de las escenas más románticas de Amar en tiempos revueltos

|

Las historias de Amar en tiempos revueltos no siempre acaban con final feliz. Hay amores imposibles por las circunstancias, otros separados por las normas de la época y sentimientos que no son correspondidos.

RTVE.es ha elegido las diez escenas de desamor y los "adiós" más tristes de la historia de Amar en tiempos revueltos.

Este es nuestro ranking, empezando por el último...

10.- Carlos rechaza a Cecilia

En el número 10, y solo porque tienen un final feliz, situamos a Carlos y Cecilia. La hija de Armenteros ama por encima de todo al militar, por encima del odio y del orgullo y desnuda sus sentimientos ante él. Pero Carlos la rechaza. Esconde un secreto, la venganza contra Armenteros, que le impide amarla.

9.- Andrés: "Adelina, eres la mujer de mi vida"

Adelina y Andrés siempre se han amado, sin embargo las imposiciones morales de la época terminaron por separarlo. Aun así fueron amantes y un hombre en el que llorar el uno para el otro. Con el paso del tiempo, Hernández Salvatierra le confiesa a Adelina que ella es el verdadero amor de su vida -Más tarde, el destino los uniría para forever-.

8.- Fin de un amor imposible

Asun y Jaime protagonizaron una gran historia de desamor. Para ella, el estudiante era su primer amor, alguien al que nunca olvidaría. Pero sabía que su relación era complicada por la distancia y porque Jaime nunca la quiso como merecía. Un difícil y duro adiós que Asun superaría gracias a Héctor

7.- Un duro adiós

No es un adiós entre una pareja, pero sí uno de los momentos más emotivos jamás vividos en Amar en tiempos revueltos. Cuando Sole y Juan se despiden de Manolita, Marcelino y Pelayo, los millones de fans que siguen la serie no pudieron contener las lágrimas. Quizás fue por las circunstancias que obligaron a la familia a marcharse a Alemania, quizás porque no sabían si volverían a ver a estos grandes personajes o tal vez por la magnífica interpretación de los actores.

6.- Una amistad rota por amor

Sito estaba profundamente enamorado de su amigo Ángel. Un amor no solo prohibido por el régimen, sino por toda la sociedad. Y para más INRI, uno de ellos es sacerdote. Sin embargo, la atracción de Sito hacia su amigo era demasiado grande, así como las ganas de experimentar el amor. El pequeño de los Robles se lanzó, pero Ángel le paró los pies y rompió su amistad.

5.- Andrea miente a Antonio y niega su amor

El tormentoso camino hacia la felicidad de Andrea y Antonio mantuvo en vilo a los seguidores de la primera temporada. Se interpusieron numerosos obstáculos en su relación, hasta el punto de que Andrea tuvo que negar su amor por Antonio por miedo a Mario, que amenazaba con arrebatarle a su hijo. El sentimiento que produce ver llorar a Rodolfo Sancho hace de esta escena un top five de los drama moments.

4.- Amor marcado por la traición

El amor de Cristina y Salvador estaba condenado. Ambos cometieron una traición contra Abel (marido y primo respectivamente) al dar rienda suelta a la pasión. Cristina estaba dispuesta a seguir adelante porque era la primera vez que se sentía realizada. Para Salvador, en cambio, habían llegado demasiado lejos y decidió poner fin a esta locura

3.- Carta de despedida de Ángel

Ángel puso fin a su breve romance con Sole a través de una carta. Era un adiós demasiado difícil para el joven cura, que necesitaba irse lejos de Madrid, aclarar sus ideas y descubrir su verdadera vocación. Sole le hizo replantearse el sacerdocio, los cimientos sobre los que había construído su vida, y buscar un nuevo destino. Fruto del amor furtivo e intenso entre Sole y Ángel nacería Serafín. Sole, señalada por ser madre soltera, decidió casarse con Juan y darle así un padre a su hijo. Para Ángel fue duro, pero con el tiempo se dio cuenta que fue la mejor opción para Sole y Serafín.

2.- Héctor deja marchar a Teresa

Héctor demostró lo mucho que quería a Teresa cuando dejó que se fuera con Ana. El amor entre las dos mujeres era demasiado grande, imposible ponerle obstáculos. Héctor sabía que no podía luchar con él y tomó la decisión más dura de su vida: decir adiós a la mujer de su vida (al menos, hasta el momento). "Prefiero que me eches de menos a mí estando con ella, que a ella estando conmigo. Si te vas, todavía tendré esperanzas de que vuelvas algún día. En cambio si te quedas nunca podré estar seguro de por qué lo hiciste. Te quiero". Así se despidió Héctor, una de las secuencias más tristes de la serie.

1.- Fernando sacrifica su amor por Alicia

Las historia de Fernando Solís y Alicia Peña fue una de las más apasionadas de Amar en tiempos revueltos. Un amor sacrificado por el compromiso con una causa, la libertad. Fernando sabía que Alicia no sería feliz a su lado y quiso para ella una vida tranquila, con alguien que la quisiera tanto como él, Álvaro Iniesta. El llanto contenido de Alicia en esta escena conmovió a la audiencia.