Anterior Carlos, ganador de MasterChef 3 Siguiente El arte de lo imposible Arriba
Repor - Ensayando la libertad
La cámara de Repor traspasa las verjas de la cárcel

Ensayando la libertad

  • Teatro, música…Una forma de evadirse de la dura realidad de la cárcel

  • Son pequeñas islas de humanidad entre rejas

  • Los presos tienen la oportunidad de actuar en teatros normales, escenarios libres de guardias y rejas

|

Esta semana se abren las verjas y las múltiples puertas de seguridad que aíslan la prisión de “Quatre Camins” en la provincia de Barcelona. La cámara de Repor conoce a un grupo de presos que desde hace tiempo “ensayan la libertad”, o dicho de otra manera, que buscan en los escenarios una manera de olvidar las miserias que les han llevado a pasar buena parte de su vida en la celda de la cárcel.

Antonio nació en prisión y allí sigue


La cárcel es un lugar familiar para Antonio. Nació en la cárcel de mujeres donde su madre estaba interna y la abandonó a los 7 años para criarse con su familia. Pero a veces, la vida fuera se hace cuesta arriba y Antonio ha pasado la mayor parte de su vida entre centros de menores y la prisión.
La vida se la hace más llevadera desde que entró en contacto con el grupo “Teatro Dentro” que trabaja desde hace 6 años con una veintena de internos. La mayoría hace años que no saben lo que es vivir en libertad pero gracias al teatro han encontrado una manera de evadirse de la vida entre rejas.

El teatro una válvula de escape y una oportunidad de futuro sin drogas


En la misma prisión de “Quatre Camins” convive otro grupo de teatro, se trata del grupo del Departamento de Atención Especial que trabaja con aquellos que quieren desengancharse de la droga. Pedro es el encargado de llevar adelante el grupo de teatro, y sin remilgos, reconoce ante la cámara que estos actores tan especiales esconden una historia muy dura, amarga e incluso violenta, pero eso no les impide-dice- trabajar con estos reclusos para ayudarles a encontrar un futuro donde la droga no sea la protagonista de sus vidas.

El mayor de los éxitos es conseguir la libertad

 

En ocasiones especiales los presos tienen la oportunidad de actuar en teatros normales, escenarios libres de guardias y rejas. Cuando los aplausos acaban y el telón cae vuelven a su dura realidad pero para ellos cada hora que pasan en libertad les acerca más a cumplir sus sueños.
Mario es el alma del grupo “Sundache”. Él es el único miembro del grupo que cumple condena y cada noche cuando terminan los ensayos o los conciertos tiene que regresar a la prisión de Figueres (Girona). La música –dice- le ha ayudado a sobrevivir a una realidad que no sabe de ni de fama ni de aplausos.

“Ensayando la libertad”: Es un reportaje de Cristina Fernández y Sara Boldú.