Enlaces accesibilidad

Joaquín Cortés vuelve a sus raíces gitanas y flamencas con su espectáculo 'Gitano'

  • "Por mucho que se viaje al final uno acaba volviendo a sus orígenes"
  • Una superproducción con 17 músicos, diez bailarinas y vestuario de Armani

Por
Las mañanas de RNE - Joaquín Cortés vuelve a sus raíces flamencas y gitanas con el espectáculo 'Gitano'

Se dice de él que es uno de nuestros artistas más internacionales, afirmación avalada por los 33 años que lleva actuando con sus espectáculos en escenarios de todo el mundo, incluso en la Casa Blanca.

Diferentes listas especializadas le sitúan entre uno de los diez mejores artistas de la historia. Y en 2009 su legado artístico y coreográfico fue declarado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la Unesco.

Se siente tan responsable con su trabajo que ha bailado durante 35 minutos con un clavo pinchándole el talón, pero no parar la actuación. La mismísima Sofía Loren cayó rendida ante su físico, que también ha inspirado al director de videojuegos Hideo Kojima para crear Vamp, un personaje de la saga Metal Gear Solid.

Todo eso es Joaquín Cortés, además de director de su propia compañía desde 1992. Y él se define a sí mismo simplemente como "un gitano nómada que antes viajaba en carreta y ahora lo hace en avión".

De ahí el nombre de su último espectáculo, Gitano, con el que el cordobés vuelve a sus orígenes flamencos.

"Uno siempre acaba volviendo a sus raíces por mucho que viajes y vivas en otros países, eso al menos me ha pasado a mí", ha asegurado el bailarín y coreógrafo en Las Mañanas de RNE.

Una superproducción vestida por Armani

"Esta obra tiene dos partes, el Joaquín volviendo a sus orígenes gitanos y flamencos, y la explosión cultural de haber vivido en otros países y haber bebido de otras culturas", explica Cortés, y recuerda que para hacer fusión es muy importante tener una buena base. 

"Yo me formé en ballet clásico y he estudiado de todo: danza española, contemporánea... y por supuesto el flamenco que lo llevo en la sangre".

Sobre el escenario, 17 músicos "buenísimos", dos bailaoras flamencas "cada una con su estilo" y ocho bailarinas que bailan todo tipo de danza (clásico, contemporáneo, danza española, jazz, flamenco...). Todo envuelto por un montaje de luces y audiovisuales y con vestuario de Giorgio Armani.

"Es una maravilla tener a tantos buenos artistas conmigo", confiesa el bailarín. 

"Gitano es una superproducción que para los tiempos que corren puede parecer una locura pero lo hago pensando que quiero llevarle al pueblo español la cultura, no se puede perder la cultura aunque estén las cosas difíciles en nuestro país".

El montaje se puede ver hasta el 1 de junio en el Teatro Tívoli de Barcelona y en julio llegará a Madrid. "Además de Madrid y Barcelona lo quiero llevar por toda España, hemos estado en Pamplona, ahora vamos a Valladolid, después Valencia, Málaga..."

Joaquín Cortés anima a la gente a visitar los teatros y para los puristas tiene un mensaje muy claro: "Yo no me llevo mal con ellos, los que no lo llevan bien son ellos que no quieren ver que la vida evoluciona. Ya hace 20 años con Cibayí fui revolucionario cambiando la estética del flamenco y dándole una aire más globlal y no me ha ido mal.

"El tema del purismo es muy relativo porque al final puros somos todos a la hora de enfrentarnos a nuestra propia vida".

Radio

anterior siguiente