David Alegret, un bailarín de la voz

  • Uno de los tenores lírico-ligeros más solicitados
  • Comprometido con la recuperación de la lírica española
  • Aclamado por su interpretación de Rossini y Mozart
  • Reestrena Cristóbal Colón, la ópera olvidada de Ramón Carnicer
Ampliar foto David Alegret, tenor

David Alegret, tenorrne

Audios relacionados

Reportaje sobre el tenor David Alegret

RADIO CLÁSICA / Mikaela Vergara 

Un bailarín de la voz. Esta metáfora bien podría ser la carta de presentación de David Alegret, uno de los tenores lírico-ligeros con mayor proyección internacional de la última generación de cantantes españoles.

En las últimas temporadas, Alegret ha sido muy aplaudido en templos operísticos como el Teatro Real de Madrid, el Gran Teatro del Liceo de Barcelona o en las óperas de Viena, Zúrich, Hamburgo y Helsinki, gracias a su interpretación de los principales personajes para su voz, creados por Rossini y Mozart. A ello se ha de sumar su compromiso con la recuperación del repertorio lírico español. Inmerso en proyectos como el aniversario de Eduardo Toldrá o el reestreno de Cristóbal Colón, de Ramón Carnicer, David Alegret atiende la llamada telefónica de Redacción de Radio Clásica.

Reestreno de Cristóbal Colón, de Carnicer

Tras colaborar en El Giravolt de Maig, la ópera de Eduardo Toldrá recreada el pasado 11 de junio en el Palau de la Música Catalana para conmemorar el medio siglo de la muerte del compositor, David Alegret ha debutado en el Teatro de la Maestranza de Sevilla, encarnando a Zamoro, uno de los personajes protagonistas de la olvidada ópera Cristóbal Colón, creada en 1829 por Ramón Carnicer. Una ópera en versión concierto dirigida por Santiago Serrate al frente de la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla, donde David Alegret ha compartido cartel con Yolanda Auyanet, Cristina Faus y Joan Martín Royo, entre otros cantantes.

Estrenada con el nombre en italiano de Cristóforo Colombo en el Teatro del Príncipe de Madrid, en enero de 1831, esta ópera de Ramón Carnicer supone un título esencial del Romanticismo español; el compositor catalán desarrolla un estilo plenamente bel cantista y exige un gran virtuosismo vocal a los intérpretes tal y como comenta David Alegret sobre su personaje, Zamoro.

Encontrar el punto el equilibrio exacto entre la coloratura y el legato es quizás, el desafío más específico de la voz propia del tenor lírico-ligero en un repertorio tan exigente como el bel cantista; es decir, saber integrar el ejercicio de las agilidades rápidas y agudas con la línea de canto en frases prolongadas.

Un tenor aplaudido por su interpretación de Rossini y Mozart

Desde su debut en el 2004 en L’Italiana in Algeri de Rossini, en las óperas de París y Viena, David Alegret ha emprendido una carrera meteórica participando en festivales tan emblemáticos como el Tojours Mozart de Salzburgo. Debutó también como Lindoro en el Teatro Real de Madrid hace tres temporadas, junto a la mezzosoprano Veselina Kasarova y el barítono Carlos Chausson quien se ha convertido en su maestro de cabecera desde entonces.

David Alegret ha encarnado a Ferrando de Cosí fan tutte, Idamante de Idomeneo de Mozart; así como los papeles rossinianos de referencia, Don Ramiro de La Cenerentola, el Conde di Libenskof de Il Viaggio a Reims o Narciso de Il Turco in Italia. Y su voz ha sonado en escenarios como el Volksoper de Viena, la Ópera Nacional de Finlandia en Helsinki, la Ópera de Zúrich o la Staatsoper de Hamburgo, entre otros grandes teatros.

Nacido en Barcelona, David Alegret comenzó sus estudios en el Conservatorio Superior de Música de su ciudad natal con Xavier Torra para después continuar en la Musik Akademie de Basilea, en Suiza, con Kurt Widmer, y además ha perfeccionado su técnica con Ana Luisa Chova, Kathleen Caseello y Raúl Giménez. Durante los primeros años de formación, David Alegret compaginó el canto con la carrera de medicina. Y en menos de una década, David Alegret ha ascendido a la primera liga de la lírica internacional.

Tras su regreso al Gran Teatro del Liceo de Barcelona el pasado mes de enero con Il Burbero di buon cuore de Martín y Soler bajo la dirección de Jordi Savall, en las últimas semanas, David Alegret ha cosechado éxitos como su participación en El Giravolt de Maig, de Eduardo Toldrá, con motivo de su aniversario en el Palau de la Música Catalana de Barcelona. En aquella velada del 11 de junio, Antoni Ros Marbá dirigía a la Orquesta Sinfónica del Gran Teatro del Liceo, recordando así la grabación discográfica de esta singular ópera. Próximos compromisos llevarán a David Alegret al Palau de la Música Catalana (Requiem de Mozart), Gran Teatro del Liceu (Turco in Italia y Così fan tutte), Ópera de Metz (La Cenerentola), Welch National Opera en Cardiff (Mosè in Egitto, de Rossini), o a Londres, con un concierto de lied y canción catalana en el ciclo St John's Smith Square.

Espacio reservado para promoción
cid:40389