Enlaces accesibilidad

Elecciones generales 2019

Sánchez, el candidato de las primeras veces y las siete vidas

  • El socialista se erige como la única opción capaz de frenar a las "tres derechas"

Por
Elecciones generales 2019 - Candidato: Pedro Sánchez (PSOE)
Pedro Sánchez, presidente del Gobierno y candidato del PSOE en las elecciones generales del 28A. RTVE.es

BIOGRAFÍA

Lugar y fecha de nacimiento: Madrid, 1972

Formación: Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales y doctor en Economía y Empresa.

Años en política: Concejal entre 2004 y 2008; y diputado de 2009 hasta 2016. Secretario general del PSOE desde 2014, con la interrupción entre 2016-2017 por la crisis socialista.

Primer presidente del Gobierno en España que llega a La Moncloa tras una moción de censura. Primer líder de la oposición sin escaño en el Congreso. Primer candidato que se presenta a una investidura sin haber ganado unas elecciones. Y primer secretario general del PSOE que sale de la tumba política para volver victorioso y de forma épica a la cima de un partido que lo desahució.

Pedro Sánchez, casado y con dos hijas, ha vivido más de siete vidas políticas en menos de cinco años. Nueve meses despúes de su llegada al Gobierno con un Ejecutivo plagado de 'estrellas', el líder socialista se presenta por tercera vez como candidato pero en condiciones muy diferentes de las anteriores citas con las urnas: durmiendo en La Moncloa, dueño de un PSOE hecho a su medida, con unas listas sin adversarios internos y subido a la ola de unas encuestas que le sitúan como claro ganador el 28 de abril.

En 2014 era un desconocido diputado que, gracias a Susana Díaz, tomaba el testigo del histórico Alfredo Pérez Rubalcaba en la Secretaría General del partido más antiguo de España. En 2015 se enfrentó a su primera prueba de fuego y el resultado no pudo ser peor: el PSOE tocaba su suelo electoral en las elecciones generales bajando hasta los 90 diputados como consecuencia de la irrupción de una nueva fuerza política- Podemos- que cambió las reglas del juego en el escenario de la izquierda en España, dominado históricamente por los socialistas. En 2016, en la repetición de comicios, el resultado solo empeoró.

A partir de ahí, Sánchez vivió un calvario en el que demostró una resistencia y osadía, ahora contada en un libro- el primero que publica un presidente en activo-, reconocida por propios y extraños. Derribado por el aparato de Ferraz, emergió de sus propias cenizas en unas primarias en 2017 erigiéndose como el líder de la militancia. Sánchez juega al todo o nada y le suelen acompañar golpes de suerte. En el inicio de su carrera política llegó a ser tanto concejal en Madrid como diputado en el Congreso de rebote por las renuncias de quienes le precedían en las listas.

El 1 de junio de 2018 Sánchez culminaba su proeza y cerraba una etapa en la que no solo se blindaba con un PSOE atado y bien atado, sino que conseguía convertirse en presidente del Gobierno, casi sin creérselo. En ese filo en el que parece moverse siempre, llegó al Gobierno gracias, en parte, a unos compañeros de viaje- los independentistas- que le dieron la llave para entrar en La Moncloa pero que nueve meses después, tras un Gobierno con luces y sombras, le enseñaron la puerta de salida dejándole sin Presupuestos. Sánchez pide ahora no confiarse de las encuestas para no tener que sacar su colchón de La Moncloa.

Pedro Sánchez, en tres frases:

"Solo hay dos opciones: mirar al futuro o retroceder 40 años. El PSOE o las 'tres derechas'. Unos plantean un país en el que solo caben ellos, nosotros un país en el que cabemos todos. Esta es la diferencia entre la foto de Colón y lo que ha defendido este Gobierno".

"Dentro de la Constitución y la legalidad estamos dispuestos a hablar y a dialogar. Dentro de la Constitución todo, fuera nada".

"Con 84 diputados y en nueve meses hemos hecho más por la justicia social que el PP en siete años. Imaginad lo que podemos hacer con una mayoría más amplia"

Expectativas electorales

Sánchez parte desde lo más bajo. El PSOE llegó con él a su suelo histórico con 86 diputados en las últimas elecciones de 2016, donde obtuvo el 22,66% de los votos. El CIS le otorga una estimación de voto del 30,2% y 123-138 escaños, casi doblando al PP (17,2%). El socialista lidera también, con un 4,1, la valoración de los cuatro principales líderes.

Noticias

anterior siguiente