Enlaces accesibilidad

Independencia de Cataluña

Explosión de júbilo de miles de independentistas tras la declaración del Parlament

  • Abrazos, gritos de alegría y aplausos entre los congregados fuera de la Cámara
  • También los más de 200 alcaldas presentes en el interior han celebrado la decisión
  • Todos ellos, en el interior y el exterior, han entonado Els Segadors tras la votación
  • La fiesta se ha trasladado después a una abarrotada plaza de Sant Jaume
  • Sigue en vivo y en directo toda la información sobre la crisis en Cataluña

Por
Los independentistas celebran la declaración del Parlament en la plaza de Sant Jaume

Los miles de independentistas congregados ante el Parlament de Cataluña, en Barcelona, han recibido con gritos de júbilo y aplausos el resultado de la votación de la resolución que declara unilateralmente la independencia de la región e inicia el proceso constituyente de una república catalana, una alegría que los diputados y alcaldes soberanistas también han mostrado en el interior de la Cámara.

Unos y otros, dentro y fuera, tras abrazarse y felicitarse por culminar su desafío al Estado, han entonado Els Segadors, el himno catalán: los diputados, en el hemiciclo, poco después de la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, diera a conocer los resultados de su votación; la gente, en el Paseo Pujades, ondeando esteladas, la bandera independentista.

En esa avenida, que recorre un lateral del Prac della Ciutadella, donde se ubica el Parlament, se han concentrado mediada la mañana en torno a 15.000 personas, según la Guardia Urbana, que han seguido a través de tres pantallas gigantes las evoluciones de un pleno histórico.

La gente congregada ante el Parlament de Catalunya celebra la votación para la independencia

La gente congregada ante el Parlament de Catalunya celebra la votación para la independencia REUTERS

Cava para celebrarlo

Ni el irregular desarrollo del debate y de la votación -que se ha realizado en secreto y sin urna, con la mayoría de la oposición ausente del hemiciclo-, ni la previsible anulación de esa decisión por parte de las autoridades españolas -el Senado ya ha aprobado la aplicación del artículo 155 de la Constitución y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha prometido "restaurar la legalidad"- han aplacado el entusiasmo de los independentistas, y algunos de ellos han descorchado cava para celebrarlo.

"Nos ha costado muchísimo llegar a este momento", aseguraba entre lágrimas Judith Rodríguez, una trabajadora social de 38 años, a AFP. "Estoy muy emocionada de ir por fin hacia delante, de poder construir una república, un país nuevo, desde cero".

Su marido, José Ligero, gestor inmobiliario de 43 años, se decía consciente de la incomprensión que la declaración de independencia suscita en la comunidad internacional: "comprendo que vamos por un camino que no está bien visto en otras partes del mundo, pero no hemos tenido elección, esto no ha partido de la política sino de la calle".

El Parlament aprueba declarar la independencia de forma unilateral

Aplausos y abrazos en el interior del Parlament

También en el interior del Parlament, al término de la votación, los diputados que aún permanecían en el hemiciclo se han levantado para cantar el himno catalán y han salido entre besos, abrazos, caras de euforia e incluso algunas lágrimas de emoción, como las del cantautor y diputado de JxSí, Lluís Llach.

Del mismo modo, los más de 200 alcaldes soberanistas que han acudido este viernes al Parlament para expresar su apoyo a los grupos de Junts pel Sí (JxSí) y la CUP, los impulsores de la declaración unilateral de independencia, han recibido con exclamaciones de júbilo e indisimulada alegría el resultado de la votación.

Cuando se dirigía a su despacho, el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, a quien acompañaba su esposa, Marcela Topor, ha sido ovacionado por los diputados soberanistas, los alcaldes y otros invitados que se encontraban en ese momento en los pasillos del Parlament

Desafío independentista en Cataluña: la jornada del 27 de octubre, en imágenes

anterior siguiente
24 Fotos 1 / 24 ver a toda pantalla
  • Independencia de Cataluña

    Fuegos articiales en la plaza de Sant Jaume, donde miles de independentistas se han congregado para celebrar la declaración de independencia del Parlament.

    REUTERS
  • Independencia de Cataluña

    Una mano levantada frente a una pantalla que dice "Celebremos la República de Cataluña".

    REUTERS/

Juramento de los alcaldes soberanistas

Poco después, todos ellos se han reunido en torno a la escalinata principal de la Cámara, donde los alcaldes soberanistas se han juramentado simbólicamente ante Puigdemont: con la vara de mando alzada, se han comprometido con un sonoro "sí" a defender la "construcción de la república", después de que les propusiera este juramento la alcaldesa de Badalona, Dolors Sabater.

En una breve alocución en nombre de los alcaldes independentistas y ante de tomar la palabras los máximos dirigentes del Govern, Sabater ha remarcado que, ante la "involución del Estado español" que ha "menospreciado" la soberanía de Cataluña, el "mundo municipal" no tenía otra opción que comprometerse con el "proceso constituyente de la república", al considerar que supone una oportunidad de transformación que "rompe el régimen del 1978".

A continuación ha intervenido el vicepresidente, Oriol Junqueras, y el propio Puigdemont, en sus primeras declaraciones públicas tras el pleno de independencia, en las que ha pedido que las instituciones y los ciudadanos mantengan "el pulso del país" en el terreno de "la paz, el civismo y la dignidad". El acto ha concluido con gritos de "Llibertat, llibertat" (Libertad, libertad), que los regidores municipales han vuelto a subrayar con sus bastones de mando municipales, para después abandonar el Parlament por la puerta principal.

 Cientos de manifestantes hacen un pasillo a los 200 alcaldes soberanistas que entran en el Parlament

Cientos de manifestantes hacen un pasillo a los 200 alcaldes soberanistas que entran en el Parlament REUTERS

Respaldo municipal durante el pleno

Por ese misma puerta habían entrado horas antes, a través de un pasillo abierto por los manifestantes independentistas, que les han aplaudido y acompañado con gritos de "Ni un pas enrera" (Ni un paso atrás) y "Estem amb vosaltres" (Estamos con vosotros). La delegación de alcaldes ha estado encabezada por el presidente de la Asociación Catalana de Municipios y alcalde de Premià de Mar, Miquel Buch, y la presidenta de la Asociación de Municipios por la Independencia y alcaldesa de Vilanova i la Geltrú, Neus Lloveras.

Antes de la votación, todos ellos, con sus varas de alcalde en la mano, han celebrado un breve acto en el auditorio del Parlament. Buch, flanqueado por Lloveras, así como por el presidente de la Diputación de Girona, Pere Vila, y el presidente de la Diputación de Lleida, Joan Reñé, ha afirmado que la jornada de este viernes representa un "punto y aparte" en la historia de Cataluña.

También ha sugerido a los alcaldes presentes, que representan aprimadamente una quinta parte de los 948 municipios catalanes, que posiblemente más tarde tendrían que hacer alguna "performance" para mostrar su apoyo a la independencia. Lloveras ha destacado que "sin el mundo municipal no habríamos llegado hasta donde estamos hoy" y, al término de los discursos, los alcaldes se han puesto en pie y han lanzado gritos de "independencia" mientras levantaban sus bastones de mando.

'Esteladas' en la Plaza de Sant Jaume

'Esteladas' en la Plaza de Sant Jaume. EFE EFE

Fiesta en la Plaza de Sant Jaume

Tras la declaración del Parlament, la celebración se ha trasladado a la Plaza de Sant Jaume, frente al Palacio de la Generalitat,y sus aledaños, donde se han congregado unas 17.000 personas, siempre según cifras de la Guardia Urbana.

La Asamblea Nacional Catalana ha instalado un escenario en una de las esquinas de la plaza y han instalado una pantalla gigante con el lema: "Festa de Proclamació de la República", donde actúan grupos musicales, como "Germà negre", que ha cantado la canción "passiu-be", muy coreada por los asistentes.

Los congregados enarbolan banderas independentistas y pancartas con el lema "Llibertat Jordis" y han coreado en varias ocasiones "¡Libertad! !Libertad!", para reclamar la excarcelación de Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, en prisión acusados de sedición.

Concentración en Plaza de Sant Jaume para celebrar la declaración de independencia

Concentración en Plaza de Sant Jaume para celebrar la declaración de independencia. AFP AFP

Dos voluntarias de la ANC han subido al escenario y han pedido un momento de recuerdo "por las personas que han luchado por esta causa y ahora no están aquí y un especial recuerdo para Muriel Casals", la que fue presidenta de Òmnium Cultural y falleció tras ser atropellada por una bicicleta.

Las miles de personas congregadas en la plaza de Sant Jaume han guardado entonces un minuto de silencio en recuerdo de Muriel Casals. Tras prorrumpir en un largo aplauso, algunos de los asistentes han tirado cohetes y han entonado, de nuevo, el himno catalán Els segadors.

Ahora empieza el trabajo de defendernos y defender nuestro territorio

En otro momento, las dos mismas voluntarias de la ANC han anunciado desde el escenario que el Gobierno ya había publicado en el BOE la aplicación del artículo 155, anuncio que ha sido respondido por un abucheo general de la plaza, cuyos asistentes han coreado: "No tenim por" (No tenemos miedo). Las dos voluntarias han declarado: "Ahora empieza el trabajo de defendernos y defender nuestro territorio. Ellos pierden el poder si no tenemos miedo".

Noticias

anterior siguiente