Anterior El número de parados registrados bajó en 94.727 en junio, lo que deja el total en 4.120.304 Siguiente Rajoy adelanta al 1 de julio la rebaja fiscal del IRPF prevista para 2016 Arriba
Primeras imágenes de 'Arrugas', la adaptación del cómic de Paco Roca

Paco Roca: "Estoy muy contento con la adaptación de 'Arrugas' al cine"

  • La película se ha presentado en el Festival de San Sebastián

  • Adapta la novela gráfica de Roca, ganadora del Premio Nacional de Cómic

|

El dibujante Paco Roca, Premio Nacional de Cómic en 2008 y guionista de Arrugas, la ópera prima de animación del director Ignacio Ferreras, confía en que, después de ver la película, más de un espectador recapacite sobre la soledad y el abandono al que esta sociedad somete a los ancianos.

"En las residencias de ancianos que visité para informarme -dice Roca- el denominador común era la soledad, y la vejez no podemos solucionarla, pero el abandono de la sociedad y la soledad, sí".

Con esa idea, y como homenaje a su padre, enfermo de Alzheimer y director de banco, como es Emilio el protagonista de Arrugas (Astiberri), Roca y Ferreras, empujados por el productor Manuel Cristóbal, se decidieron a dar movimiento a las viñetas, creando una deliciosa película, sensible, que no sensiblera, y muy entretenida.

Es el cómic hecho largometraje, pero Ferreras asegura que su trabajo ha sido "sólo traducir", confiando en "no estropear" el cómic.

"Parece que no queremos ver la vejez"

El largometraje, que llega a San Sebastián en el apartado de Zabaltegi "Nuevos directores" como única cinta de animación, ha sido elaborado en un proceso técnico "muy complejo" que les llevó dos años.

"Cuando hice el cómic, me di cuenta de que había muy pocas cosas sobre la vejez, de hecho parecía que es algo que no queremos ver, aunque sonaba muy anticomercial me decidí a hacer algo donde no hubiera gente joven y opté por un geriátrico, con personas mayores y su forma de ver la vida", explica Roca.

En la película, Emilio no consigue recordar algunas cosas, mezcla otras y se pone de mal humor cada vez que ve que molesta a sus hijos quienes, a su vez, aunque le cuidan y le alimentan, cada vez se sienten con menos capacidad para atenderle.

Deciden, pues, llevarle a una residencia de ancianos, donde Emilio comparte habitación con Miguel, un compañero que acaba siendo su confidente y cuya amistad se sobrepone a todo, hasta al Alzheimer que le aqueja y que termina por diluirle en un mundo de sombras, aunque acompañado, gracias a la solidaridad de Miguel.

"El director ha cambiado muchas cosas"

"Me imagino el cómic en movimiento como un lector; en mi cabeza se mueven, pero de una forma abstracta", manifiesta el dibujante, recién galardonado con el Premio del Saló del Comic de Barcelona por su obra El invierno del dibujante (Astiberri).

Roca comenta que "es curioso ver tu cómic, una vez animado, cómo deja de ser tu trabajo para pasar a ser la obra de otro, se convierte en algo mucho más grande, con actores que han puesto su voz a tu personaje que ya no es tu personaje, sino que se ha independizado de ti".

"Estoy muy contento de cómo ha quedado, aunque Ignacio ha cambiado muchas cosas, hasta el orden de las escenas -concluye Roca-, porque le ha dado una vida a los personajes que antes no tenían".

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente