Enlaces accesibilidad

Bachar al Asad encarga a un antiguo ministro la formación del nuevo gobierno de Siria

  • Adel Safar, ex ministro de agricultura, será el encargado de formar gobierno

Más información en nuestro especial sobre las revueltas árabe

Por

El presidente sirio, Bachar al Asad, encarga al exministro, Adel Safar, la formación de un nuevo gobierno, cinco días después de la renuncia del Ejecutivo de Mohamed Nayi Otri, en medio de una ola de protestas, según la agencia de noticias oficial siria, SANA.

La agencia se limita a informar de que Al Asad ha emitido una orden presidencial para encargar a Safar, que ocupaba la cartera de Agricultura en el anterior Gabinete, la formación de un nuevo ejecutivo.

El pasado 29 de marzo, Otri, que se puso al frente de un Ejecutivo con perfil tecnócrata el 18 de septiembre de 2003, renunció a su cargo en un intento del régimen por contentar a los manifestantes que desde mediados de marzo protagonizan protestas, pidiendo reformas, en varias ciudades del país.

En un discurso a la nación, el primero desde el estallido de las revueltas, que según distintas ONG se ha cobrado más de cien muertos, Bachar prometió el pasado miércoles reformas escalonadas, mientras intentó deslegitimar las protestas asegurando que eran fruto de una "gran confabulación".

El Gobierno de Safar será el encargado de introducir las reformas prometidas por Al Asad, entre ellas el levantamiento de la ley de emergencia, en vigor desde 1963, una de las principales demandas de la oposición.

En este sentido, el presidente sirio ordenó el pasado día 31 de marzo la creación de una comisión legislativa para estudiar la derogación de esta ley que deberá finalizar sus labores antes del 25 de este mes.

Los grupos opositores han acusado a las fuerzas de seguridad de ser responsables de esta represión, pero el Gobierno sostiene que los disturbios fueron causados por "bandas armadas" y radicales islámicos.

Al Asad asumió la presidencia del país el 17 de julio del año 2000, una semana después del fallecimiento de su padre, Hafez al Asad.

Ayer la ONG Observatorio Sirio de los Derechos Humanos, denunció la detención de 21 personas en las ciudades de Deraa y Homs, tras las manifestaciones contra el régimen que se desarrollaron el viernes.

Noticias

anterior siguiente