Enlaces accesibilidad

RSF pide "un principio de neutralidad" en Internet ante ataques "como la Ley Sinde"

  • Reporteros Sin Fronteras publica su lista de 40 "predadores" de la información
  • En la actualidad 168 periodistas se encuentran presos en el mundo
  • Las asociaciones piden un "mayor compromiso gubernamental"

Por
Los 40 'predadores' de la información

"La batalla por una información libre se va a jugar cada vez más en Internet". Son las palabras de la directora de Reporteros Sin Fronteras, María Dolores Masan, con motivo de la celebración del día internacional de la libertad de prensa.

Para la directora, en dicha batalla resultan un impedimento la llamada "Ley Sinde" y el "paquete Telecom" aprobado por la UE.

Por ello, y sumándole que países como China, Irán, Cuba (donde en la actualidad 24 periodistas están retenidos) o Siria piden que se requieran licencias oficiales para publicar, la presidenta ha pedido el nacimiento de un "Principio de neutralidad en Internet" que defienda los derechos fundamentales en la Red.

El objetivo es evitar que sigan incremándose el número de "ciberdisidentes", que en la actualidad alcanzan los 118, y de periodistas presos que ya son 168.

Este 3 de mayo coincidiento con el día de la libertad de Prensa y con que Reporteros Sin Fonteras cumple 25 años, la organización ha publicado su lista anual de "Los 40 predadores de la libertad de prensa".

"Saqueadores de libertades"

"Hay que elegir entre descansar o ser libre". Son las palabras con las que, citando al filósofo griego Tucídides, la ex corresponsal de TVE, Rosa María Calaf, ha iniciado su valoración sobre cómo se encuentra la libertad de expresión y el papel, tanto de ciudadanos como de políticos, en la lucha por alcanzarla.

Como refleja la lista publicada por Reportero Sin Fronteras, la falta de pluralismo periodístico y de libertad no se da sólo en dictaduras sino incluso en países democráticos.

A países tradicionales que aparecen en dicho documento por su represión periodística (Cuba, México u Honduras), se suman este año otros como Irán, tras las protestas postelectorales que el pasado 2009 dejaron 100 periodistas detenidos, Yemen con su "tribunal especial para delitos de prensa" o Filipinas tras la masacre de noviembre del año pasado en la que perdieron la vida 30 periodistas.

Por ello, la situación lejos de mejorar, parece presentar cada vez más entresijos que dificultan una auténtica libertad de expresión por varios motivos.

1. ¿Compromiso gubernamental?

"Una sociedad desinformada es una sociedad fácil de manipular" ha recordado durante la rueda de prensa la Asociación de la Prensa de Madrid y Reporteros Sin Fronteras, algo que, según denuncian no se tiene en cuenta siempre.

Casos recientes como el del presidente venezolano Hugo Chávez, quien ha proclamado su batalla personal contra los medios de comunicación opositores, alarman a nivel internacional y provocan que se cuestione cuál es el papel de los gobiernos.

"Hay que destacar la complacencia con la que los líderes mundiales se reúnen con estos predadores", denuncia la presidenta de RSF, María Dolores Masana.

Y es que, como recalca Calaf, "a las causas ideológicas se suman en la actualidad intereses económicos y políticos que dificultan aún más la libertad de expresión".

Por ello, desde las asociaciones se pide un mayor pragmatismo y realismo. No basta con "trabajar con ellos".

Pero lo que también se requiere es que sea el propio ciudadano el que, consciente de la gravedad de la situación y consciente de lo necesaria que es la libertad de expresión para desarrollarse el mismo de forma autónoma, busque la información y la demande.

"Que no se conforme con los estereotipos que parece que, por desgracia, dominan en el periodismo actual", denuncia Calaf.


2. Intereses

Siguiendo en este análisis de la situación actual del periodismo, la ex corresponsal en los Juegos olímpicos de Pekín en 2008, Calaf, recuerda cómo China se preparaba para acoger el gran acontecimiento del deporte mundial pero, como denuncia, "frente a horas y horas de cobertura deportiva", se dedicaron minutos a hablar de la falta de libertades.

¿Por qué? porque si antes determinaban la libertad de expresión principios ideológicos, como afirma Calaf, "ahora hay que sumarle otros como económicos y políticos y por ello no interesaba del incumplimiento chino de aquel aperturismo que prometió".

3. Incremento de los represores

Pero, como refleja la lista, los "predadores" no son sólo gubernamentales. Las guerrillas como las FARC, la mafia italiana o el terrorismo español de la mano de ETA, son los protagonistas que dificultan la plena libertad de prensa.

Por todo ello, y a modo de resumen, como defiende el presidente de la Asociación de la Prensa de Madrid, Fernando González Urbaneja, "nunca ha habido tanta demanda de información por parte de las personas pero nunca ha habido tantos conflictos como en la actualidad... lo que nos lleva a un veto de la profesión a la hora de dibujar cómo será en el futuro".

Quizá sea por eso que parece difícil que, en pleno siglo XXI, se cumpla el artículo 19 de la Declaración Universal de Derechos Humanos: "Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión".

Noticias

anterior siguiente