Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

La cumbre del G7 ha coincidido con la celebración oficial del cumpleaños de la reina Isabel II. Cumplió 95 el 21 de abril pero la tradicion marca que su celebracion institucional sea en junio. Ha sido en el castillo de Windsor, en su primer gran acto publico desde el funeral de Felipe de Edimburgo.

FOTO: Isabel II, durante el desfile con motivo de su cumpleaños en el castillo de Windsor. Chris Jackson/Pool via REUTERS.

Crónica Social La hora de la 1  

  • Es la segunda vez que pasa, hace unos días los guardias dejaron entrar por error a una mujer en el recinto
  • Los intrusos estuvieron deambulando durante mucho tiempo dentro de Windsor antes de que alguien los descubriera
  • Más noticias sobre famosos en Corazón y Tendencias

La familia real británica dio este sábado su último adiós a Felipe de Edimburgo, el difunto esposo de la reina Isabel II. Una imagen llamó la atención durante la ceremonia, la de la monarca sentada sola y apartada en la capilla de San Jorge de Windsor. Llegó sola, se sentó sola y se fue sola tras el oficio por la muerte de su marido. Isabel II organizó el funeral de principio a fin, siguiendo los deseos del príncipe Felipe y las restricciones marcadas por la pandemia. Decidió los 30 asistentes, cómo debía vestir la familia y cómo se colocarian en la comitiva y en el oficio.

Foto: Isabel II durante el funeral de su marido en la capilla de San Jorge. VICTORIA JONES/ REUTERS

Los príncipes Guillermo y Enrique se han reencontrado este sábado durante el funeral de su abuelo, Felipe de Edimburgo. Es la primera ocasión en la que se ha visto juntos de nuevo a los hijos de del príncipe Carlos y Diana de Gales, después de que el año pasado Enrique anunciara, junto con su esposa Meghan, -ausente del evento por estar embarazada- que abandonaban sus funciones como miembros de la realeza para residir en Estados Unidos.
 

Foto: Los príncipes Guillermo y Enrique en el funeral de Felipe de Edimburgo. Alastair Grant / AFP

El ataúd con el cuerpo del duque de Edimburgo, consorte de la reina Isabel II de Inglaterra durante más de siete décadas, ha sido depositado este sábado en el panteón real de la capilla de San Jorge tras una ceremonia íntima y sin público, a la que solo han asistido 30 invitados debido a la pandemia de coronavirus.

Foto: La reina Isabel II observa el ataud con los restos de su esposo. Dominic Lipinski/Pool via REUTERS

El funeral por el duque de Edimburgo, consorte de la reina Isabel II, se ha celebrado este sábado en la capilla de San Jorge, adyacente al Castillo de Windsor, tras un minuto de silencio en su memoria. El coche fúnebre, un vehículo híbrido customizado por el mismo duque, llegó al templo flanqueado por representantes de diferentes regimientos militares y seguido por sus cuatro hijos en primera línea, tras una procesión de unos 15 minutos desde el castillo, antes de comenzar la ceremonia, con solo 30 invitados.

FOTO: Isabel II observa la llegada del féretro de su marido, Felipe de Edimburgo, al interior de la capilla de San Jorge. Jonathan Brady/Pool via REUTERS

El de Felipe de Edimburgo será un funeral muy diferente a lo que hemos visto ahora en la familia real británica. No será multitudinario como el de Diana de Gales o el de la Reina Madre. El duque quería una ceremonia íntima con 800 invitados. La pandemia lo ha reducido a 30 muy diferente a las exequias de Diana, con casi un millón de personas durante el recorrido del cortejo fúnebre o el entierro de la reina madre, fallecida a los 101 años.

En el funeral de Diana la tensión y las desavenencias familiares marcaron los actos. Una situación similar a la actual. Es la primera vez que vuelven a reunirse el principe Guillermo y Enrique desde que éste trasladara su residencia a Estados Unidos y criticara actitudes racistas contra su esposa Meghan. Foto: El cortejo fúnebre que traslada el féretro de la princesa Diana de Gales, recorre las calles de la capital británica desde la capilla real del palacio de St, James's, residencia del príncipe Carlos, hasta la Abadía de Westminster. EFE/Barriopedro/yv

Todo listo para despedir este sábado al duque de Edimburgo, marido de la reina Isabel II de Inglaterra. El funeral será a las 16:00 horas en la capilla de San Jorge, en el castillo de Windsor, y se podrá seguir en el canal 24 Horas, Radio 5 y RTVE.es. Será una ceremonia militar por expreso deseo del duque. Un vehículo land rover diseñado por el fallecido transportará su cuerpo desde el castillo hasta la capilla. Las medidas anticóvid han reducido a 30 personas las que podrán asistir a las exequias fúnebres.

FOTO: Miembros de la Guardia real a caballo se preparan para la ceremonia fúnebre. Carl Recine / REUTERS

El funeral del duque de Edimburgo se oficiará en la capilla de San Jorge del castillo de Windsor y solo asistirán treinta personas, entre ellas, el príncipe Enrique, sin Meghan Markle, a la que los médicos han aconsejado no viajar por su embarazo. Todos se sentarán con distancia y mascarillas. Después de la ceremonia, el marido de Isabel II será enterrado en la bóveda real de la capilla. Es un funeral discreto, como quiso el duque.

Foto: Souvenirs con la imagen del duque de Edimburgo en una tienda cerca del Castillo de Windsor (EFE/EPA/FACUNDO ARRIZABALAGA)

El funeral del príncipe Felipe, duque de Edimburgo, fallecido a los 99 años, tendrá lugar el próximo sábado en la capilla de San Jorge, adyacente al castillo de Windsor, como fue su deseo. El féretro con el cuerpo permanecerá en una capilla privada del castillo hasta la mañana del sábado, cuando será trasladado en una procesión ceremonial, acompañado por el príncipe Carlos, su primogénito, y otros miembros de la familia real.

Foto: Ofrenda floral en honor al duque de Edimburgo en el exterior del Castillo de Windsor (REUTERS/Andrew Boyers)

Saludos de respeto de la caballería del castillo de Windsor a Felipe de Edimburgo. Flores en las verjas del Palacio de Buckingham a pesar de que la familia real ha pedido a los británicos que no lo hagan debido a la pandemia. Muchos ciudadanos se referían al príncipe Felipe como si fuera su abuelo. Para sus cuatro hijos fue durante siete décadas un apoyo, en la sombra, de la reina. Ahora, Isabel II, que el 21 de abril cumplirá 95 años, afrontará el futuro sin su marido tras 70 años juntos. Lo más inmediato, la crisis que envuelve a la familia real británica, sobre todo tra las reciente entrevista de su nieto Enrique y Megan Markle en la que acusaban a los Windsor de racismo. Ambos han anunciado que acudirán al funeral.

Foto: Flores en el Palacio de Buckingham, en Londres, como tributo al duque de Edimburgo (EFE/EPA/ANDY RAIN)

Salvas de cañón en algunas de las principales ciudades del Reino Unido, Gibraltar y navíos militares británicos en alta mar han rendido tributo al príncipe Felipe, esposo de la reina Isabel II, fallecido la víspera a los 99 años. Se han disparado 41 series de salvas en localidades como Londres, Edimburgo, Cardiff y Belfast, así como desde los destructores HMS Diamond y HMS Montrose. El duque de Edimburgo, marido de la soberana británica durante 73 años, sirvió en la Marina Real británica durante la Segunda Guerra Mundial y ocupó el cargo ceremonial de lord gran almirante al frente de ese cuerpo.

Foto: Salvas de cañón en Woolwich Barracks en el centro de Londres (Daniel Leal-Olivas/REUTERS)